CUATRO ASEGURADORAS FINALISTAS

Santalucía o NN temen sorpresas de los dueños de Caser que condicionan la venta

Cuatro aseguradoras pasaron a la última fase del proceso. Las ofertas están condicionadas por el riesgo de que se ponga vendedor más del 60% del capital o un cambio en Covéa

Foto: Caser Seguros.
Caser Seguros.
Adelantado en

La venta de Caser está llena de incertidumbre, tal y como preveían desde el principio los bancos accionistas, que anticiparon un proceso largo y complejo. La idea del consejo de la aseguradora es cerrar la operación antes de final de año. Los cuatro interesados que están realizando la 'due dilligences' están condicionados por las decisiones de Covéa, Ibercaja, Liberbank y Unicaja.

Santalucía, Nationale-Nederlanden, Ageas y Helvetia se disputan entrar en el accionariado de Caser con una participación mayoritaria, según fuentes conocedoras. En teoría, está en venta en torno al 60%, lo que incluye principalmente participaciones de CaixaBank, Bankia y Abanca por un lado, y la aseguradora francesa Covéa por otro. Ibercaja, Liberbank y Unicaja tienen la postura de mantenerse en el capital por considerar esta inversión como estratégica al tener acuerdos de bancaseguros con la firma.

Pero este puzle podría no ser el definitivo. O, al menos, los potenciales compradores de Caser ven espacio para que sucedan sorpresas. Una de ellas limita el precio al alza, porque la oferta se realiza por la aseguradora y los accionistas tendrán que decidir si acuden a la misma. El consejo de Caser espera recibir ofertas vinculantes durante la segunda mitad de noviembre y tomar una resolución antes de que finalice 2019. Su intención es que la valoración alcance los 1.000 millones, aunque fuentes del mercado ya apuntan a que podría quedarse por debajo.

Los cuatro finalistas en el proceso cuentan con pujar por un 60%, pero no descartan que Liberbank, Ibercaja o Unicaja aprovechen la ventana para reducir o deshacer sus posiciones si la oferta es atractiva, lo que supondría un esfuerzo económico más importante del previsto. Esto es especialmente relevante para Santalucía, aseguradora española que por tamaño tiene menor capacidad financiera que los otros tres jugadores internacionales.

Pendientes de Covéa

Aun así, fuentes financieras apuntan a que Santalucía es la aseguradora favorita para los bancos que planean quedarse en el consejo, por su conocimiento del mercado español. En cualquier caso, parte con las mismas opciones que la firma holandesa NN, el grupo suizo Helvetia, que tiene en España su segundo principal mercado, y Ageas, aseguradora del antiguo Fortis.

La generación de ingresos de Caser, firma que dirige Ignacio Eyries García de Vinuesa, depende en gran medida de los acuerdos de bancaseguros que tiene con Unicaja, Ibercaja y Liberbank, con un peso cercano al 70% de las primas. Esta relación cobra especial interés después de que Abanca rompiera este verano el acuerdo para distribuir seguros de hogar con Caser, al aliarse para la nueva producción con Crédit Agricole. El cambio, que sentó mal a otros accionistas, conllevará una indemnización en favor de Caser en el futuro, en función de las primas generadas.

La otra pieza sobre la que hay dudas es el papel de Covéa. La aseguradora francesa es la principal accionista, con un 20%. En su momento, fue potencial compradora, y después cambió de idea y dio el visto bueno al proceso de venta contratando a Nomura como banco de inversión asesor. Sin embargo, sigue teniendo derecho de tanteo, con lo que diversas fuentes financieras apuntan a la posibilidad de que lo ejerza si la oferta no es satisfactoria.

Aunque Covéa es la principal accionista individual, el peso en el capital es mayor por parte del grupo vendedor de Bankia (15%), CaixaBank (11,5%) y Abanca (9,99%), que dieron un mandato a Barclays y ficharon a Clifford Chance como asesor legal. Sabadell y BBVA, con participaciones muy inferiores del 1,79% y el 0,24% respectivamente, se sumarán a la venta.

En el caso de Ibercaja (13,95%), Liberbank (12,2%) y Unicaja (9,99%), suman un 36% de la aseguradora que nació para dar servicio a las antiguas cajas de ahorros. Su postura oficial es mantenerse en el capital, aunque ninguno de los implicados en el proceso de venta descarta un giro. Los tres bancos contrataron a Cuatrecasas como asesor legal y para estudiar acuerdos de accionistas o reordenar sus participaciones.

Empresas

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
1comentario
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios