"los efectos nocivos son equiparables"

El Gobierno admite que el vapeo no es tabaco, pero lanza una campaña contra su consumo

El fallo defiende que no se retire la campaña alegando que "son productos similares" y el sector insiste en que "desinforma, confunde y daña a personas y empresas"

Foto:

La Comisión de Publicidad y Comunicación Institucional, dependiente de Presidencia del Gobierno, ha desestimado la petición de una compañía que distribuye vapeadores de nicotina, para que el Ministerio de Sanidad retirase o rectificase su última campaña antitabaco, en la que se alude explícitamente a estos productos como una forma de tabaco. Esta decisión se produce a pesar de que el informe de la comisión admite tácitamente que los vapeadores de nicotina no son realmente tabaco y que su inclusión en la campaña se debe a un ejercicio de síntesis propio de la publicidad comercial.

La campaña en cuestión está centrada en mostrar los productos derivados del tabaco y hace especial hincapié en mostrar como nocivos productos como los cigarrillos electrónicos. Estos han sido el foco del conflicto, y es que desde la industria de los vapeadores se entiende que estos no son tabaco y muchos usuarios los utilizan para dejar de fumar, pero los 'spots' y publicaciones los incluyen de forma explícita como una forma más de tabaco.

En la campaña se incluyen varias modalidades de consumo, asegurando que “todas las nuevas formas de fumar crean adicción y son perjudiciales”. En el vídeo concreto, muestran las diferentes formas de consumir estos productos, desde cigarrillos hasta vapeadores, acabando con “que no te engañen, el tabaco ata y te mata”.

La queja presentada primero ante el Ministerio de Sanidad y después ante la Comisión de Publicidad y Comunicación Institucional se basa en que estas afirmaciones van en contra de la veracidad, desinforman, confunden y dañan a personas y empresas, y que no están justificadas por la necesidad de síntesis.

"Según la respuesta oficial, se puede mentir para ser sintéticos y creativos", aseguran fuentes de la industria vapeadora, que señalan que "la información falsa que incluye la campaña, al comparar el uso del cigarrillo electrónico con el hábito de fumar, perjudica, además, a un método cada vez más utilizado por fumadores para dejar el tabaco".

En el escrito, el motivo fundamental por el que la Comisión falla a favor del Ministerio es porque, aunque reconocen que el vapeo no es tabaco, sí que afirma que no emite solo vapor, sino que también incluye sustancias como la nicotina. También se explica que “el enfoque de la campaña viene del régimen normativo vigente”, que trata de regular la categoría “productos del tabaco y relacionados”. Los vapeadores entrarían en la categoría de relacionados.

Desde el Ministerio de Sanidad dicen que no hay nada más que añadir a lo que ha dicho la resolución y se remiten a su fallo. La argumentación del Ministerio utiliza diferentes estudios del propio organismo para defender que los vapeadores de nicotina también tienen efectos aditivos y nocivos y que su afirmación de "el tabaco ata y te mata... en todas sus formas" es totalmente veraz.

Aquí se agota la vía administrativa. Si la industria quiere continuar su batalla para que cese la campaña del Gobierno en redes sociales y televisión, deberá proceder por otras vías legales.

Empresas

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
2 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios