COMPRA UN SECADERO PARA 130.000 JAMONES

Incarlopsa (Mercadona) elige Jabugo para multiplicar su apuesta por el ibérico

El grupo cárnico proveedor del líder de la distribución amplía la presencia con una planta de Cinco Jotas (Osborne). Sigue al crecimiento en la zona de El Pozo, Vall Companys o Grupo Jorge

Foto: Secadero de la antigua Consorcio de Jabugo adquirido por Incarlopsa. (Consorcio de Jabugo)
Secadero de la antigua Consorcio de Jabugo adquirido por Incarlopsa. (Consorcio de Jabugo)

Mercadona ha dado un paso al frente para garantizarse el suministro de productos del cerdo ibérico de bellota, puro o cruzado con Duroc, en Jabugo (Huelva). A través de su interproveedor cárnico, Incarlopsa, ha aumentado significativamente su capacidad para aprovisionarse de jamones, paletas o lomos producidos en la denominada cuna del jamón (con permiso de Guijuelo). El suministrador ha adquirido la antigua fábrica y secadero de jamones y productos del cerdo de Consorcio de Jabugo, antigua filial de Agrolimen, que vendió estas instalaciones hace un par de años a Osborne, dueño del jamón Cinco Jotas, que se produce también en Jabugo.

Incarlopsa da con ello un aldabonazo ante el potente desembarco en Jabugo, y por tanto en la DO Jabugo, nacida en 2015, de otros gigantes cárnicos del cerdo blanco que quieren ser también fuertes en el ibérico. Como El Pozo (que culmina una macrofábrica en el municipio onubense), Vall Companys (compró un grupo familiar local en 2015) o Grupo Jorge (adquirió marcas y mercancía de Consorcio a Osborne y gestiona un gran matadero a solo 40 km de Jabugo, en el municipio pacense de Fregenal). Otros, como la madrileña Dompal, suman décadas de presencia en Jabugo.

El carnicero de Mercadona ya adquirió una pequeña empresa familiar tradicional en El Repilado (una pedanía de Jabugo), instalaciones claramente pequeñas para las ambiciones de la empresa y su principal cliente. El secadero adquirido ahora a Osborne tiene capacidad, según tres fuentes del sector consultadas, para entre 120.000 y 130.000 jamones si fuera esta la única pieza que cure allí. Incarlopsa ya posee instalaciones de producción de ibérico en Toledo, antes pertenecientes a la marca Navidul.

El acuerdo con el grupo de la familia Osborne incluye también, según esas fuentes, que Incarlopsa sacrificará en uno de los dos mataderos de Cinco Jotas en la zona un número por concretar de cerdos de bellota. Incarlopsa ha intentado además, por ahora sin éxito, ampliar las reducidas instalaciones (menos de 3.000 metros cuadrados) de El Repilado. Osborne, por su parte, tenía ampliamente infrautilizado el secadero de la antigua Consorcio y venía alquilándolo para que otras empresas curaran allí sus jamones. Las instalaciones fabriles, para las que en su momento hubo un proyecto de ampliación, no ocupan toda la parcela, por lo que Incarlopsa tiene margen para crecer a futuro.

Denominación exigente

"La competencia que introduce Incarlopsa en la comarca es positiva, es un grupo muy serio que hace las cosas muy bien. Han venido además a una denominación de origen muy exigente, que controla exhaustivamente la actividad de las empresas, así que ambas partes van a encajar perfectamente", explica un industrial del sector. La idea es hacer un volumen elevado de productos de cerdo ibérico cruzado (75% o 50% ibérico) en la zona, lo que le da un marchamo de calidad a ojos del consumidor, y al mismo tiempo un número más reducido de piezas de cerdo 100% ibérico solo alimentado con bellota. Estos últimos son los únicos cuyos productos que pueden llevar el sello de la DO.

La denominación marcó en la última campaña 24.000 cerdos como aptos, lo que da un total máximo de 48.000 jamones y otras tantas paletas puras de bellota. Incarlopsa suministra a Mercadona jamones ibéricos, jamones curados de cerdo blanco, salchichas y carne fresca de cerdo.

Empresas

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
5 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios