TRAS CAMBIOS EN 2018

Santander amplía a 42 millones el seguro de vida de Botín y Álvarez

La entidad elevó de 13,5 a 42,4 millones la cobertura del seguro de vida de sus dos principales ejecutivos, dentro de una remodelación de la política de remuneración del grupo

Foto: Ana Botín y José Antonio Álvarez, presidenta y CEO del Santander. (EFE)
Ana Botín y José Antonio Álvarez, presidenta y CEO del Santander. (EFE)

Los dos principales ejecutivos de Banco Santander, Ana Botín —presidenta— y José Antonio Álvarez —consejero delegado—, están blindados con seguros de vida valorados en decenas de millones de euros. Así consta en la información del banco remitida al supervisor bursátil de Estados Unidos, la Securities and Exchange Commission (SEC), que elevan las coberturas de estos dos banqueros a 42,4 millones de euros: 22,7 millones de Botín y 19,69 millones de Álvarez.

Se trata de información que las entidades no detallan en sus informes de remuneraciones enviados al supervisor español, la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV), y que no todos los grupos financieros comunican ni siquiera a la SEC. Así, BBVA, por ejemplo, informa de la prima anual que paga para asegurar a sus ejecutivos —212.000 euros en el caso del presidente, Carlos Torres—, pero no del importe cubierto.

Salto en 2018

Santander llegó a estos 42,4 millones en 2018 tras una remodelación de su política de remuneraciones a los primeros ejecutivos. Hasta el año pasado, como casi todas las entidades españolas, el banco dividía la retribución a sus responsables en dos grandes ejes: el sueldo fijo y variable; y la pensión, que cubría tanto la futura jubilación como la posible invalidez o fallecimiento.

Desde 2018, la Autoridad Bancaria Europea (EBA, por sus siglas en inglés) y el Banco Central Europeo (BCE) transmitieron al sector financiero que esta remuneración debía reestructurarse, reduciendo el dinero destinado a las pensiones. De ahí que muchas entidades llevaran parte de esta compensación al sueldo fijo y al variable, y complementaran todo ello con pólizas de seguro de vida para cubrir "los supuestos de fallecimiento o incapacidad permanente".

El banco explica en su último informe de remuneraciones que "esta modificación no supuso ningún incremento de coste para el banco y eliminó el riesgo de un incremento futuro en el coste de esa prestación, completando el proceso de reducción de los riesgos derivados de compromisos de pensiones". Así, en caso de que se active el seguro, el sobrecoste de pagar esos 42,4 millones recaería sobre la aseguradora. Aunque, en su informe, el banco detalla que la firma encargada del sistema de previsión es la propia Santander Seguros y Reaseguros.

Todos estos cambios hicieron que la cobertura en seguros de vida pasara de 7,5 millones en 2017 a 22,7 millones el año pasado, en el caso de Botín; y de 6 a 19,6 millones, en el de Álvarez.

Seguro de responsabilidad civil

Junto a ello, los dos primeros ejecutivos del Santander acumulaban a finales de 2018 una pensión de 46 millones, de la presidenta, y 16,6 millones, el consejero delegado.

Además, más allá del seguro de vida, todos los directivos del Santander cuentan con uno de responsabilidad civil, que les cubre de posibles demandas. Santander pagó por este concepto 10,1 millones en 2018 y 10,5 millones en 2017, según detalla ante la SEC.

Empresas

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
13 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios