Según su subgobernadora, Margarita Delgado

Fusiones, recortes y digitalización, las claves del BdE para el futuro de la banca

La banca se enfrenta a una etapa de tipos de interés bajos y donde los bancos centrales están más cerca de reducirlos que de lo contrario

Foto: Fusiones, recortes y digitalización, las claves del BdE para el futuro de la Banca
Fusiones, recortes y digitalización, las claves del BdE para el futuro de la Banca

La banca se enfrenta a una etapa difícil, con los tipos de interés bajos y donde los bancos centrales están más cerca de reducirlos que de lo contrario. En esto contexto, la subgobernadora del Banco de España (BdE), Margarita Delgado, ve como posibles salidas “nuevas fusiones, reducir costes e implementar nuevas tecnologías”.

Durante el encuentro organizado por KPMG sobre “los retos actuales del sector financiero”, Delgado ha incidido en la necesidad de que las entidades bancarias logren más rentabilidad y solvencia para afrontar los menores márgenes y la competencia que dominan el panorama actual.

Los bancos españoles son ahora más eficientes que los europeos

“Las fusiones son una buena opción para ser más competitivo” aunque, eso sí, “son operaciones muy complejas y, a veces, dan lugar a problemas de integración que duran años”. Además, lamenta el hecho de que no se produzcan uniones de compañías financieras de diferentes países de la Unión Europea y esto, para la subgobernadora, “es un indicativo de que la UE no funciona como debería”.

Otra de las vías por las que pasaría el futuro del sector sería el recorte en gastos y plantilla. Este proceso en España no solo sería futuro, en el pasado reciente se ha producido de forma profunda. Una reducción del 30% del número de entidades que existían en 2009 y el hecho de que solo queden dos cajas de ahorro como tal, son la prueba de esta “reestructuración y reducción de desequilibrios”.

Esto solo habría sido positivo para España en el pasado sino que colocaría al país ibérico en una posición mejor de cara al futuro que sus homólogos europeos. “los bancos españoles son ahora más eficientes que los de sus vecinos y eso es una oportunidad para afrontar los próximos diez años”.

Y, la tercera pata de la exposición fue la transformación tecnológica. “El cambio digital no es principalmente usar esta vía para acercarse más a los clientes, que es lo que suele pensar, los pasos más importantes que hay que dar son de puertas para dentro” explica Delgado, que para ella esa revolución dentro de las empresas es el análisis y gestión de datos.

Pese a esto, cuenta que las instituciones regulatorias y las empresas tienen que tener cuidado con ciertos avances. En concreto, las criptomonedas son para el BdE algo con lo que “hay que mostrarse muy cautelosos”. Temen que la Libra de Facebook pueda suponer un desafío que, una vez salga, provoque “reacciones sistémicas a nivel mundial”.

Fusiones, recortar gastos y tecnología de datos. Estas serían las claves del Banco de España para que el sector camine hacia un futuro próspero.

Los bancos vs las ‘Big Techs’

Otros ponentes en el encuentro eran los consejeros independientes de distintos bancos (Caixa Bank, Unicaja y BBVA). Todos incidieron especialmente en el desafío tecnológico y coincidieron en que hay que captar talento en un momento en el que “ya no ve a los bancos como un lugar atractivo para trabajar con innovación, ahora los jóvenes quieren trabajar en Google y Facebook” según Amparo Moraleda, de la Caixa.

Las 'Big Techs' son absolutistas y arrogantes, lo quieren todo

Aunque el gran enemigo que para los tres ponentes en este sentido eran las Big Techs, las grandes empresas de la tecnología a las que, para Jaime Caruana de BBVA, “hay que regularlas mucho más porque tienen mucha información que pertenece al usuario”.

Moraleda va más allá y las califica como “absolutistas, arrogantes, lo quieren todo y no dejan espacio para otros jugadores”.

Aunque, para Manuel Conthe (Unicaja), uno de los puntos de no retorno para el sector será el éxito que tenga “Libra”, la criptomoneda de Facebook. A la que vaticina un fracaso “por ser demasiado revolucionario”. Opina que los organismos regulatorios van a frustrar su proyección porque “no pueden permitir que se ponga en juego la estabilidad monetaria teniendo varias monedas, digitales o no, en circulación”.

Empresas
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios