sector legal

El bufete inglés DWF entra en España tras aliarse con RCD, el despacho de Wallapop

El despacho británico DWF oficializa su entrada en España tras aliarse con RCD, el segundo despacho más grande de Cataluña con una facturación de 35 millones de euros

Foto: Una de las oficinas de DWF.
Una de las oficinas de DWF.

DWF oficializa su entrada en España. Tras sondear el mercado español durante más de un año, el despacho de abogados británico ha llegado a un acuerdo con RCD, el antiguo Rousaud Costas Duran, para operar en España, según confirma el despacho inglés. En concreto, se trata de acuerdo de 'best friends' (mejores amigos) para colaborar. Ambos despachos mantendrán sus respectivas marcas y equipos.

RCD, que cuenta con 40 socios y una plantilla de más de 400 abogados, es un despacho de origen catalán con oficinas en Barcelona, Madrid y Valencia. Con una facturación de casi 35 millones de euros, según los datos disponibles en el Registro Mercantil, es en la práctica el segundo despacho más grande Cataluña por detrás de Cuatrecasas. La firma cubre prácticamente todas las áreas del derecho, si bien tiene especial presencia en asuntos vinculados al emprendimiento, la innovación y la tecnología. Entre sus clientes figuran compañías como Hawkers , el Espanyol o Wallapop, a la que actualmente defiende en un pleito por el registro de la conocida marca.

El acuerdo con RCD pone punto y final a una búsqueda que ha durado más de un año. Como ya desveló El Confidencial en primicia, DWF mantuvo reuniones con conocidas firmas medianas para estudiar su entrada en el mercado ibérico, si bien ninguna de estas conversaciones fructificó. Según apuntan desde el sector, uno de los asuntos que generaba más dudas era el hecho de pasar a pertenecer a una empresa cotizada, algo inédito en el mercado legal español. DWF, dirigida por Sir Nigel Knowles, exDLA Piper, salió a bolsa el pasado marzo con una valoración de 336 millones.

De hecho, fue precisamente en el folleto de salida a bolsa donde el desapcho admitía sus planes de expansión y su intención de entrar en España. "Es un país que nos proporciona oportunidades en el sector asegurador, tecnológico y financiero", apuntaba la firma, que también reconocía que es un mercado "clave" en el que no tenían presencia. "Además, nos seriviría de enlace con Europa para una futura estrategia en Latinoamérica". DWF, con una fuerte presencia en Reino Unido, ya tiene sedes en Alemania, Estados Unidos, Australia, Singapur y Canadá, entre otras plazas.

La firma, fundada en 1977 en Liverpool, tiene su sede central en Mánchester y a día de hoy cuenta con más de 3.000 empleados repartidos en 26 oficinas por todo el mundo. Se trata de una firma multidisciplinar que tiene en cartera clientes como Barclays, Marks & Spencer o el Royal Bank of Scotland, según datos de 'The Legal 500'.

Empresas

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
1comentario
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios