ALIANZA CON LA COTIZADA SUIZA LONZA

Los Hernández (Ebro) llevan su antioxidante de algas de Cádiz a EEUU y Canadá

Fitoplancton Marino, controlada al 80% por la familia que es primera accionista de Ebro Foods, triplicará su producción en la fábrica de El Puerto de Santa María para atender la nueva demanda

Foto: Carlos Unamunzaga, director de Fitoplancton, en la planta de Cádiz. (C. P.)
Carlos Unamunzaga, director de Fitoplancton, en la planta de Cádiz. (C. P.)

Uno de los más potentes antioxidantes del mundo, obtenido en El Puerto de Santa María (Cádiz) a base de una especie de microalga por la empresa Fitoplancton Marino, ha seducido a una de las mayores firmas mundiales de suplementos alimenticios. La compañía española, controlada en un 80% por la familia sevillana Hernández (primera accionista de Ebro Foods), ha firmado un acuerdo con la firma cotizada suiza Lonza para comercializar este compuesto en EEUU y Canadá. Es un pacto que se viene negociando desde hace casi un año y que supondrá un gran salto cualitativo para esta pequeña compañía, según explica el director general, Carlos Unamunzaga, dueño del 20% restante y cofundador original de la firma junto a su esposa.

"Este socio es uno de los mejores que podíamos tener. Tienen en cartera otros 15 principios activos que comercializan, muchos de ellos presentados ante el cliente final como suplementos alimenticios destinados al deporte o a la mejora de la salud. En Norteamérica, lo van a vender bajo el nombre de Oceanix y, si se cumplen nuestras expectativas, tendremos que triplicar nuestra producción". El compuesto en cuestión, denominado TetraSOD, surge de estimular una especie de microalga para que tenga 30 veces más componente antioxidante respecto a su composición original. Tiene usos en alimentación, como suplemento para deportistas de élite (acelera la recuperación y repara los daños celulares tras el ejercicio) y también en cosmética.

Si se cumplen esas expectativas, Fitoplancton pasaría en dos o tres años a facturar unos 15 millones de euros anuales (desde los cinco millones del año pasado). El empleo también se incrementaría, hasta cerca de las 50 personas (40 ahora) y habría que invertir 10 millones de euros para ampliar las instalaciones. La compañía, precisa Unamunzaga, podrá —merced a este aumento del negocio y los recursos económicos disponibles— acelerar la investigación sobre otros compuestos a partir de microalgas en los que trabaja desde hace años.

El acuerdo para licenciar la venta de Oceanix a Lonza se circunscribe por ahora a estos dos países de Norteamérica. Fitoplancton seguirá trabajando con el resto de sus distribuidores en otros mercados. Pero en función de cómo se vayan cumpliendo los hitos con la empresa suiza, esta podría ir ganando terreno como comercializadora fuera de EEUU y Canadá. "Primero tienen que demostrar que saben hacer las cosas bien y nos tienen que convencer de que debemos ampliar nuestra colaboración con ellos". Lonza está vendiendo las bondades del TetraSOD, ya que es un suplemento apto para veganos y que no cuenta con organismos modificados genéticamente.

Más oxígeno en sangre, menos pulsaciones

La dosis diaria que distribuirá Lonza es de 25 miligramos, susceptible de incluirse en barras alimenticias, bebidas o incluso polvos, y estará dirigida sobre todo a deportistas en general. Los resultados de los estudios clínicos realizados por Fitoplancton indican que 32 futbolistas que tomaron un comprimido al día durante un mes lograron niveles de hemoglobina y oxígeno equivalentes a desarrollar un programa de alto rendimiento de tres meses a 3.000 metros de altura. También redujeron su nivel de grasa corporal, y sus corazones trabajaban a menos pulsaciones y se recuperaban más rápido que los de los deportistas que no tomaban TetraSOD.

El pacto con Lonza es el último logro de Fitoplancton, que en 2014 logró el hito de que el TetraSOD fuera el primer nuevo ingrediente ('novel food', en la jerga técnica) que la Comisión Europea autorizó en España. Ángel León, el denominado chef del mar con su restaurante Aponiente en El Puerto, es solo uno de los cocineros que usan este ingrediente. Adicionalmente, su uso en cremas para tratar dolencias como la dermatitis o la psoriasis está en periodo de pruebas mediante la distribución en algunas farmacias de Andalucía, por ahora con éxito.

Empresas

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
1comentario
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios