caso en la audiencia nacional

La grabación de Goldman que dará un vuelco a la investigación del Banco Popular

El banco de inversión grabó una reunión con directivos del Popular en la que se aseguraba que el banco tendría colchón de sobra para cubrir las provisiones

Foto: Puesto de Goldman Sachs en la bolsa de Nueva York. (Reuters)
Puesto de Goldman Sachs en la bolsa de Nueva York. (Reuters)

Una grabación perdida en los servidores de Goldman Sachs podría dar un giro inesperado a la investigación financiera más importante del momento en España: el caso Banco Popular. El banco de inversión norteamericano grabó una reunión entre mayo y junio de 2016 con directivos de la entidad española que podría ser clave para el caso, según fuentes financieras consultadas por este medio. Desde Goldman no hicieron comentarios.

El encuentro tuvo lugar semanas antes de la ampliación de capital de 2.500 millones de mediados de 2016, en la que los bancos de inversión coordinadores fueron Goldman y UBS. En concreto, fue una reunión preparatoria de la documentación que iba a aportar el grupo norteamericano a los inversores en el 'road show'.

Según las mismas fuentes, la entidad liderada por Olaf Díaz-Pintado grabó la reunión por cuestiones de 'compliance' (cumplimiento normativo), algo habitual durante la preparación de una ampliación de capital o salida a bolsa. Se hace en los encuentros en los que la empresa que quiere captar capital le explica al banco cómo está su balance, sus cuentas y resuelve sus dudas. En la mayoría de casos, las entidades los graban para cubrirse de posibles demandas futuras de los inversores, en caso de que las cosas salgan mal como en Popular.

A la reunión acudieron directivos de ambas entidades liderados por Francisco Sancha, exdirector financiero, en el caso de la española; y Carlos Pertejo, exdirector general de Goldman fichado por JPMorgan a comienzos de año.

Junta de Banco Popular en 2017
Junta de Banco Popular en 2017

Las fuentes consultadas señalan que uno de los temas centrales de la reunión fueron las provisiones. Popular anunció en el folleto de la ampliación que se usaría el dinero captado para cubrir hasta 4.700 millones en nuevas dotaciones, lo que le "ocasionaría previsiblemente pérdidas contables en el entorno de los 2.000 millones de euros en el ejercicio 2016".

Desde Goldman quisieron saber a qué se destinarían dichas provisiones y si serían suficientes para los potenciales riesgos a los que se enfrentaba Popular. Sancha y su equipo habrían respondido que uno de los aspectos cubiertos era la aplicación de la nueva normativa que estaba implementando el Banco de España, el Anejo IX de la Circular 4/2004.

Caso bajo estudio

Lejos de ello, Popular acabó perdiendo 3.485 millones en 2016, con un impacto mayor del esperado con la regulación en las provisiones.

Hay bufetes estudiando pedir la grabación de Goldman Sachs y que declaren los directivos que acudieron a la reunión. El exdirector financiero de Popular fichó hace algunos meses por Cerberus para asesorar en operaciones inmobiliarias y financieras. Su papel fue clave en la ampliación como coordinador del 'road show', a pesar de que no se encargaba de la contabilidad que se juzga en el caso. Por ello, se espera que tarde o temprano tenga voz en la investigación, aunque sea a través de las grabaciones.

Empresas

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
6 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios