manuel valverde llegó a GE en 2016

General Electric echa a su jefe (español) de Gas por la central de Abengoa en Arabia

El proyecto de Waad Al Shamal, una gigantesca planta híbrida de gas y termosolar, ha generado al menos 120 millones en pérdidas. Valverde habría dado trato de favor a Abengoa

Foto: Central mixta gas-solar en Marruecos, similar a la de Waad al Shamal. (Abengoa)
Central mixta gas-solar en Marruecos, similar a la de Waad al Shamal. (Abengoa)

Efecto colateral inesperado en el atribulado proyecto de Waad Al Shamal, la enorme planta energética mixta gas-solar que General Electric (GE) construye en Arabia Saudí con Abengoa como subcontratista principal. Tras publicar este diario que el proyecto ha generado, hasta ahora, al menos pérdidas de 120 millones de euros, se ha conocido que Manuel Valverde ha salido de GE debido en gran parte a los problemas de esa central. Valverde era desde 2016 el director general de proyectos globales de Gas en GE Power, filial de GE.

El directivo sevillano, matemático de formación, fue hasta ese año vicepresidente de Abeinsa, la filial de ingeniería y construcción industrial de Abengoa. Fue una persona clave en la consecución de grandes contratos energéticos y de agua en Abengoa, el verdadero cerebro del desarrollo de negocio de la compañía en esos sectores. Dejó la firma tras presentar esta el preconcurso en 2015, y recaló en GE. Valverde fue, de hecho, fundamental para que Abengoa lograra en 2015 el contrato de la central, en alianza con GE, quien acabó asumiendo el proyecto en su conjunto ante los problemas financieros del grupo español.

Las fuentes empresariales consultadas señalan que se ha tratado de un despido, y motivado en buena medida por el trato benevolente dado por Valverde a su antigua empresa en este proyecto. GE ha señalado únicamente, a preguntas de El Confidencial, que no comenta nada sobre empleados actuales o pasados de la empresa. El directivo español tenía base en Suiza ya que en ese país está la sede de la actividad de proyectos globales de Gas de GE Power.

Manuel Valverde. (LinkedIn)
Manuel Valverde. (LinkedIn)

Las pérdidas de 120 millones, que Abengoa tiene provisionadas en su balance, son atribuibles tanto a problemas con las autoridades saudíes para llevar a cabo los trabajos como a los retrasos causados por los problemas que ha atravesado Abengoa hasta que salió del preconcurso en 2017. La compañía española entiende que este sobrecoste, sobre un presupuesto global de en torno a mil millones de euros, debe repartirse entre GE, la propia Abengoa y el cliente final, la firma pública Saudi Electric Company (SEC).

El volumen de potenciales pérdidas, unido a la dificultad para encontrar un acuerdo entre las partes sobre un proyecto que arrastra problemas casi desde que arrancó, han llevado a Abengoa a lanzar un órdago a GE al ir retirando progresivamente a su personal de la obra en las últimas semanas.

Empresas

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
2 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios