la nueva fábrica en sevilla le refuerza en salsas y aceite

El Rey bendice el renacer de Ybarra: los Gallego vuelven a sacar músculo

Felipe VI hereda la estrecha relación de su padre y Jaime Ybarra y corta la cinta de la planta que releva a la quemada en 2016. Los Gallego, dueños de la aceitera, la suman a sus últimas compras e inversiones

Foto: Susana Díaz y Antonio Gallego, presidente del grupo Ybarra, durante la entrega del premio a la Innovación Agroalimentaria. (EFE)
Susana Díaz y Antonio Gallego, presidente del grupo Ybarra, durante la entrega del premio a la Innovación Agroalimentaria. (EFE)

Ybarra ha oficializado lo que era un comentario extendido en el mundillo económico sevillano. El Rey Felipe VI acudirá a la inauguración de su nueva fábrica en Dos Hermanas el próximo viernes, que releva a la calcinada en 2016. Sus gestores, la familia Gallego que es copropietaria de la empresa junto a la saga andaluza, lanzan un mensaje de fuerza. Sólo otra empresa sevillana ha logrado que el rey visite su fábrica en Sevilla: Persán, cuyos dueños son la familia Moya Yoldi. Un aldabonazo de márketing institucional que es solo el último de los decididos pasos de los Gallego.

Y es que la nueva factoría representa, desde el punto de vista empresarial, un refuerzo notable de la capacidad de envasado de aceites y salsas. Ybarra tiene el 25% del mercado de mayonesa en España, y planta cara a las multinacionales Hellmann's, Heinz y Calvé (Unilever). Ahora contará con 15 líneas de envasado para aceite bajo enseñas Ybarra y La Masía, y para varias salsas además de mayonesa. Dejará así de apoyarse en Deoleo o Dcoop, entre otros industriales, para seguir produciendo mientras construía la factoría. En la nueva podrá envasar un 20% más que antes y crecerá de manera relevante en capacidad logística y de I+D.

Para el conjunto de Migasa, la aceitera de los Gallego que es la mayor empresa española del sector con 1.200 millones en ventas, el acto del día 14 es 'sólo' otro aldabonazo más en su política de crecimiento y diversificación. En el último año ha adquirido, precisamente a Dcoop, la planta de la mayonesa cordobesa Musa que la cooperativa compró cuando atravesaba dificultades financieras. A ello se suman sus planes de crecimiento en Portugal con nuevas almazaras y plantas para obtener la materia prima del aceite de orujo. O la compra de otra almazara en Jaén y la alianza con Arteoliva (Córdoba) para comercializar gazpacho.

Migasa ha incorporado almazaras en Jaén y Portugal, la mayonesa Musa, ha entrado en gazpacho y ahora podría mirar más fuera de España

De esta forma, los que se han demostrado como unoz avezados empresarios familiares originarios de Badajoz han juntado su olfato para el negocio con la pátina de glamour casi bicentenario que le aporta una marca como Ybarra. La relación de Jaime Ybarra, el fallecido presidente del grupo andaluz que lo dejó tras su fallecimiento en una delicada situación económica, con el rey emérito Juan Carlos con quien iba de caza ha sido heredada por Felipe. Sin embargo, son ahora también los Gallego -que por su parte tan bien han cultivado sus relaciones con todas las administraciones, en especial del PP- los que disfrutan de la línea directa con Casa Real.

Primera piedra de la fábrica con representantes de administraciones y de Ybarra. (EP)
Primera piedra de la fábrica con representantes de administraciones y de Ybarra. (EP)

Los 40 millones invertidos en la nueva instalación, de 37.000 metros y ubicada unos kilómetros más al sur que la que se quemó, se han sufragado en buena parte con la indemnización cobrada del seguro tras el incendio. Ascendió a 45 millones, de los que 28 se emplearon en la factoría. El resto se financió con varios bancos como Caixabank, BBVA y Santander. La indemnización también permitió, contablemente, mantener el nivel de beneficio consolidado de Migasa en torno a 30 millones, como publicó este medio.

Antonio Gallego, presidente de Ybarra Alimentación -el nombre jurídico-, y verdadero hombre fuerte en Migasa junto a su hermano Miguel, tiene ahora el reto de seguir consolidando un grupo cada vez mayor y que tiene en el mercado internacional la vía de mayor crecimiento. Las decisiones de dos grandes competidores como Dcoop y Deoleo de contar con capacidad industrial en EEUU, el que será un día el mayor mercado aceitero mundial, son movimientos que los Gallego siguen seguro muy de cerca. Migasa logró fuera el 27% de las ventas en 2016 y este porcentaje se incrementó diez puntos respecto a 2015. Mientras, en España cayó en 120 millones, hasta 500 millones en ventas (43% del total), en el mismo periodo.

Empresas

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
3 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios