las familias fundadoras de abengoa piden hablar con el consejo

Benjumea exige a Urquijo que proteja a los accionistas de Abengoa de las pérdidas

Inversión Corporativa, sociedad de los antiguos dueños de Abengoa, ha pedido sin éxito una junta extraordinaria antes de que BME ejecute el recorte del precio mínimo de la acción un 90%

Foto: Felipe Benjumea en una imagen de archivo.(Gtres)
Felipe Benjumea en una imagen de archivo.(Gtres)

Inversión Corporativa, la empresa patrimonial a través de la que cinco familias andaluzas lideradas por los Benjumea controlaron la mayoría de Abengoa hasta final de 2016, ha dado la cara públicamente por primera vez. Y lo ha hecho hoy para exigir al consejo de Abengoa, que preside Gonzalo Urquijo, que tome medidas para proteger a los accionistas de la empresa ante la prevista dilución del precio de los títulos de la empresa desde el mínimo legal actual de 0,01 euros a 0,001 euros (un 90% menos). IC, que tiene el 2,99% de Abengoa y agrupa a unos 300 accionistas, ha solicitado una junta general extraordinaria antes de que esa medida entre en vigor previsiblemente el 28 de septiembre según lo ordenado por Bolsas y Mercados (BME). Pero hasta ahora Abengoa no ha accedido a ello y los plazos legales la hacen ya prácticamente inviable.

Los antiguos propietarios de la compañía reunieron a su consejo en pleno agosto, y pese a la división en el seno de IC que se vive desde que Abengoa entró en crisis en el verano de 2015, la decisión de solicitar esas medidas al consejo que lidera Urquijo se tomó por unanimidad. Algo comprensible ya que los tres representantes de la familia Benjumea críticos con la gestión de Felipe (su hermano y su sobrino, Javier y Rafael, y y su cuñado Rafael Benjumea Cabeza de Vaca) dimitieron como consejeros de IC en abril pasado. Daniel Alaminos, secretario del consejo de Abengoa, sólo ha transmitido a IC que la empresa siempre actuará "de acuerdo a la Ley de Sociedades de Capital". "No sabemos qué significa eso y queremos hablarlo directamente con el consejo", señalan fuentes de IC, que está presidida por el propio Felipe.

La propia Abengoa informó de la medida, decidida por BME tras varias consultas y sugerencias recibidas de la CNMV, el pasado 31 de julio. El establecimiento de un nuevo precio mínimo se justifica en la necesidad de dar mayor liquidez a los títulos de la empresa, ya que hay potenciales accionistas que entrarían pero a un precio más bajo. O bien otros que querrían salir pero no encuentran comprador al nivel actual. IC, por el contrario, considera que esta dilución "va a aumentar la especulación sobre las acciones de la empresa y va a elevar la ya gran debilidad bursátil de la empresa". Una posibilidad que plantearía la firma patrimonial es solicitar una salida temporal de Abengoa de la cotización.

La disminución del precio mínimo de cotización no sólo afecta a la compañía andaluza, sino también a otras como Vértice 360 o Urbas. El comunicado de IC señala, como agravante particular, que los antiguos socios de Abengoa ya vieron laminada su participación y patrimonio invertido en la empresa como consecuencia del proceso de reestructuración financiera aprobado a final de 2016. En concreto, IC pasó de controlar el 57% al 2,99% actual. La petición de medidas de IC viene respaldada por el 3% del capital de Abengoa ya que a esta empresa se han sumado algunos accionistas individuales cercanos a las familias propietarias. IC también agrupa a accionistas que son empleados o exempleados de la compañía de ingeniería.

Sede de la Bolsa en Madrid. (Foto: EFE)
Sede de la Bolsa en Madrid. (Foto: EFE)

"La celebración de una Junta Extraordinaria antes del 28 de septiembre hubiera sido clave para defender el valor de la acción y frenar una nueva oleada de especulación de fondos de inversión y otras entidades que supondría el fin de nuestra inversión en la sociedad. Al no celebrarse la Junta y si no se puede adoptar una solución, el consejo de administración sería responsable de la pérdida patrimonial que esta medida de BME pudiera ocasionar en el valor de la acción”, resume el comunicado de IC.

BME, en cualquier caso, tiene aún que emitir instrucciones operativas concretas sobre cuáles de los valores que cotizan actualmente en el entor del céntimo se verán afectados por el establecimiento del nuevo precio mínimo de cotización. Junto a la reducción del precio, BME también prevé que estos valores se contraten mediante lotes de acciones, una operativa que el regulador del parqué tiene también que detallar aún antes del día 28.

Empresas

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
3 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios