ofertas bajas

Sabadell suspende la venta de los Quirón para no malvender por culpa del 'procés'

La entidad, que el pasado septiembre lanzó el proceso de venta de los hospitales Quirón en Barcelona, Bilbao y San Sebastián, ha recibido ofertas por debajo de los 200 millones esperados

Foto: Hospital Quirón de Barcelona. (Reuters)
Hospital Quirón de Barcelona. (Reuters)

Una de las operaciones inmobiliarias más importantes de la recta final del pasado ejercicio ha sido retirada del mercado. Se trata de la venta de tres hospitales Quirón (Barcelona, Bilbao y San Sebastián) que Banco Sabadell decidió poner en marcha en el último trimestre del pasado ejercicio.

La entidad presidida por Josep Oliu aspiraba a conseguir con esta desinversión un mínimo de 200 millones de euros, ya que el centro sanitario de la Ciudad Condal es referencia en toda España, y su inquilino, una garantía durante los 12 años de arrendamiento que todavía tiene por delante el actual contrato de alquiler (seis en el caso de la capital guipuzcoana).

El proceso, que Sabadell encargó a Solvia, despertó un gran interés entre todo tipo de inversores, tanto grandes fondos internacionales ya conocidos en el mercado español como nuevos jugadores interesados en entrar en nuestro país, una lista que la propia Solvia limitó a una treintena de inversores.

Pero el desafío soberanista y las dudas que sigue habiendo sobre el futuro de Cataluña tras las elecciones del 21-D han sido aprovechados por los compradores para presionar a la baja sus ofertas.

Según las fuentes consultadas, las ofertas más elevadas han rondado los 180 millones de euros, por debajo del importe mínimo esperado por el banco, precios en los que ha pesado también la baja rentabilidad de los dos centros vascos. Tanto Solvia como Sabadell han declinado hacer comentarios.

Las bajas ofertas, junto al convencimiento de Sabadell de que esta cartera, y especialmente Quirón Barcelona, tiene gran potencial, han llevado a Solvia a recomendar que es mejor esperar a que se calmen las aguas y retirar del mercado el proceso.

La propiedad de Quirón Barcelona, Quirón Erandio (junto a Bilbao) y Quirón San Sebastián por parte de Sabadell se remonta al antiguo fondo inmobiliario del banco, que con estos tres centros obtiene unas rentas anuales de 12 millones de euros.

Contraste con Voyager

En la decisión de Sabadell también ha pesado el hecho de que no necesite este proceso para cumplir sus objetivos de cerrar 2017 con una reducción de activos inmobiliarios de 2.000 millones de euros, cifra que la entidad ha superado.

Vista del edificio central del Banco de Sabadell. (EFE)
Vista del edificio central del Banco de Sabadell. (EFE)

En este logro ha jugado un importante papel la venta de la cartera Voyager, cerrada la tercera semana de diciembre y formada por cerca de 800 millones de crédito promotor, a pymes con colateral y activos hoteleros.

A pesar de tener una exposición del 25% a Cataluña, este proceso ha contado con un elevado número de interesados y, finalmente, se ha alzado con el triunfo el fondo canadiense CPPIB.

Empresas

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
7 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios