XIX Foro españa-japón en málaga

El ángulo oriental de la crisis: el 50% de las exportaciones a Japón son desde Cataluña

El comercio exterior de la comunidad catalana con el país del Sol Naciente es el 44% del comercio español. Nissan, Yamaha, Denso, Ricoh o Panasonic son las compañías más fuertes

Foto:  Panel del XIX Foro España-Japón en Málaga. (EFE)
Panel del XIX Foro España-Japón en Málaga. (EFE)

Perplejos. Así se muestran los japoneses ante la actual situación política española, es decir, catalana. Y esa perplejidad oriental, confesada por Josep Piqué, presidente de la Fundación Foro España-Japón, ha disparado todas las alarmas en las inversiones niponas en Cataluña, la principal comunidad autónoma receptora del interés empresarial japonés en España con empresas como Nissan, Yamaha, Denso, Ricoh o Panasonic.

Aunque España no figura entre los 30 países preferentes de inversión japonesa, el comercio exterior de Cataluña con Japón representa el 44% del comercio español con el país del Sol Naciente. El Govern aprobó el 25 de octubre del año pasado el denominado Plan Japón 2016-2019 que preveía un refuerzo de la cooperación económica, idiomática y cultural. La idiosincrasia empresarial de los japoneses se fundamenta en una toma de decisiones lenta pero segura. Basada en la confianza. “Las compañías japonesas no tienen previsto abandonar Cataluña a corto plazo”, aseguran a El Confidencial fuentes próximas al Gobierno nipón.

¿Qué hacer entonces? La Embajada de Japón en España tiene preparado un protocolo de actuación por si la situación de Cataluña pudiera suponer un cambio en las relaciones comerciales entre ambos países. No desea aplicarlo, pero resulta cada vez más evidente que la crisis catalana obliga a reforzar aún más los lazos económicos con Japón.

La línea directa de Iberia con vuelos entre Madrid y Tokio (ahora tres conexiones semanales, cinco en 2018 y en negociación los vuelos a diario) ha supuesto una mejora de la conexión hispano-japonesa para mejorar el turismo: cada año visitan España medio millón de nipones. Y ya 100.000 visitantes van a Japón anualmente.

Un grupo de turistas japoneses se protegen del sol con paraguas. (EFE)
Un grupo de turistas japoneses se protegen del sol con paraguas. (EFE)

Un instrumento para estrechar los contactos es la Fundación Consejo España-Japón. La reunión del foro es bianual. Las sedes son alternativas. Una vez toca en España y la siguiente en Japón. La XIX edición se celebró en Málaga el pasado 19 de octubre en el Gran Hotel Miramar. Cataluña estaba presente en todos los corrillos, tanto en la delegación española como en la japonesa, representada por directivos de Mitsubishi, Hitachi o Fujitsu. Esta compañía, dedicada a la fabricación de cajeros automáticos, lleva 40 años de presencia en Málaga. La otra firma nipona en la ciudad andaluza es TDK-EPCOS, desde 2011 en el Parque Tecnológico de Andalucía.

Presencia desde 1969

Emilio Lamo de Espinosa, presidente del Real Instituto Elcano, sostiene en declaraciones a este diario acerca de la huida de las empresas japoneses, que, al no ser la inmensa mayoría del sector servicios, tienen “más difícil” cambiarse. “Desde nuestra posición tenemos claro que el asunto catalán es un tema de política interior, no exterior, y ahí no nos metemos. Otra cosa es que algún corresponsal extranjero nos pida opinión”, subraya Lamo de Espinosa.

La primera compañia japonesa radicada en Cataluña se remonta a 1969. La gran oleada se produjo en la década de los ochenta e inicios de los años noventa. Actualmente hay unas 160 empresas niponas en la comunidad catalana, según datos del Consulado de Japón en Barcelona.

Empresas

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
5 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios