Economía digital

Deliveroo negocia limitar el número de 'riders' activos para que tengan más ingresos

UPTA estudia con la empresa fórmulas para garantizar los derechos de los trabajadores, siempre bajo la figura del autónomo económicamente dependiente

Foto: 'Rider' de Deliveroo en París. (Reuters)
'Rider' de Deliveroo en París. (Reuters)

La huelga que realizaron los 'riders' de Deliveroo hace tres semanas va dando resultados. Además de poner el foco mediático sobre las nuevas relaciones de trabajo de la economía digital, han hecho comprender a la empresa que este tipo de escándalos son muy malos para su reputación. Es el momento de buscar soluciones urgentes, por lo que se han sentado a negociar con UPTA (Unión de Profesionales y Trabajadores Autónomos) un acuerdo de interés profesional (AIP) que sirva para garantizar los derechos y deberes de los 'riders' y que asegure un trabajo digno.

UPTA y Deliveroo están negociando fórmulas para “ordenar la forma de desarrollar la actividad para que sea lo más rentable posible económicamente para el autónomo”, explica Eduardo Abad, secretario general de UPTA. El principal problema que sufren los 'riders' es el tiempo que pasan esperando a que les llegue un pedido, ya que tienen que estar preparados, en la calle y sin cobrar por ello. Solo generan ingresos cuando realizan un viaje, por lo que la prioridad tiene que ser que haya "cuanto más trabajo, mejor".

La empresa de comida a domicilio ha asumido que tiene que negociar soluciones con los trabajadores para organizarlos de modo que se evite que estén parados. Esto permitiría mejorar los ingresos de los autónomos sin elevar las tarifas de cada viaje. “Lo importante es que saquen una buena rentabilidad económica de la actividad que desempeñan”, señala Abad, “al final, hay que ver lo que cada uno ha trabajado a lo largo del mes y comprobar que facture por ello una cantidad correcta”.

Esta ordenación del trabajo supondrá limitar el número de 'riders' que hay operativos en cada momento con el objetivo de que la oferta de trabajo no desborde la demanda de viajes y así permitir que haya trabajo para todos los que estén activos. Deliveroo y UPTA tendrán que buscar el equilibrio para evitar que haya 'riders' parados, pero que sean los suficientes para garantizar un buen servicio. La consecuencia será que habrá menos trabajadores activos, al menos en los momentos en que hay exceso de oferta, pero a cambio las horas en que estén funcionando serán más rentables.

La consecuencia es que habrá menos trabajadores activos, pero a cambio las horas en que estén funcionando serán más rentables

“Llevamos más de tres meses analizando esta situación y negociando con la empresa, creemos que puede haber un acuerdo”, señala el secretario general de UPTA. Deliveroo también quiere alcanzar un acuerdo que sea satisfactorio para las dos partes y cerrar así la polémica. Las negociaciones se están realizando entre los 'primeros espadas' de las dos partes, lo que refleja que son importantes para ambas.

[Trabajo inspecciona a centenares de socios de Factoo para exigirles cuotas de autónomo]

El otro punto importante para asegurar la rentabilidad de los trabajadores es la tarifa de cada entrega; sin embargo, para los trabajadores es secundario, según indica UPTA. Al final, si los precios son buenos, pero hay poco trabajo, el acuerdo servirá de poco para los 'riders' pero tendrá un gran coste para la empresa. La línea roja pasa por la gestión del número de trabajadores activos en cada momento. Para la empresa, este acuerdo no supondrá un mayor coste por cada viaje, lo que limitará el impacto sobre sus márgenes, pero sí podría afectar al servicio como consecuencia de la reducción de los 'riders'.

Verdaderos autónomos

Una de las críticas que se han realizado hacia Deliveroo es que la modalidad de trabajadores autónomos escondía una verdadera relación laboral, lo que significa que se trataría de falsos autónomos. Sin embargo, UPTA considera que cumplen todos los requisitos que fija el Estatuto del Trabajador para ser considerados autónomos económicamente dependientes (Trade). La normativa determina que este tipo de autónomo realiza una actividad económica o profesional de forma “habitual, personal, directa y predominante para una persona física o jurídica […] del que dependen económicamente por percibir de él, al menos, el 75% de sus ingresos”.

[Las 15 claves de la nueva ley de autónomos]

“Nuestro primer objetivo fue saber si Deliveroo cumplía con los requisitos para utilizar la figura del autónomo económicamente dependiente y entendemos que se ajustan al Estatuto del Trabajador”, explica Abad. Este es un tema delicado, ya que también el Ministerio de Empleo y Seguridad Social está pendiente de este extremo para determinar si efectivamente se trata de relaciones mercantiles o tendrían que ser laborales.

En los últimos años, UPTA ha denunciado a varias empresas por utilizar la figura del falso autónomo, pero en el caso de Deliveroo cree que se ajusta a la normativa (establecida en la Ley 20/2007). La organización se ha encontrado situaciones en que las empresas utilizaban falsos autónomos en la cadena de montaje, o realizando las mismas tareas que otros compañeros que sí estaban contratados, o utilizaban exclusivamente material proporcionado por la empresa. Esas situaciones sí vulneraban el Estatuto del Autónomo, pero cree que este caso sí cumple la legalidad.

Para Deliveroo, la mejor solución sería seguir utilizando trabajadores autónomos, ya que no tendría que modificar su relación contractual y se podría limitar a negociar una mejora de sus condiciones. La fórmula para negociar con los trabajadores es a través de un AIP, en el que se determinan no solo las cuestiones dinerarias, sino también el resto de derechos y deberes de los trabajadores.

La negociación abierta con UPTA va camino de firmar un AIP que incluya todos estos aspectos. Uno de los objetivos prioritarios es mejorar las condiciones de seguridad de los 'riders', que se exponen al tráfico de la ciudad en condiciones de riesgo y muchas veces en bicicleta. “El suelo de los derechos es el Estatuto del Trabajador Autónomo, pero a partir de ahí, queremos alcanzar acuerdos que satisfagan las necesidades de los trabajadores”, remarca Abad.

La solución más rápida para los trabajadores (al margen de la inspección de trabajo, que no pueden controlar) es alcanzar un AIP en el que se reconozca una mejora de sus condiciones de trabajo. Este pacto podría aplicarse de forma inmediata y beneficiaría a todos los 'riders' que quisiesen incorporarse al acuerdo. “Estamos destinando todos nuestros esfuerzos”, sentencia Abad, todo para que haya un acuerdo pronto.

Empresas

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
4 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios