analizará el mantenimiento del empleo puerto por puerto

La patronal quiere negociar prejubilaciones y sueldos antes de garantizar empleos

Anesco ha presentado una nueva contrapropuesta que reformula los planteamientos "ilegales" de los sindicatos, como la bajada "discriminatoria" de sueldos o el control de acceso

Foto: Los estibadores deberán decidir si desconvocan las huelgas tras la contrapropuesta de Anesco. (EFE)
Los estibadores deberán decidir si desconvocan las huelgas tras la contrapropuesta de Anesco. (EFE)

Las empresas estibadoras relegan el mantenimiento del empleo a una cuarta posición en su lista de prioridades. Así se desprende de la nueva contrapropuesta elaborada por la patronal Anesco, donde dejan claro que las garantías en la continuidad de los trabajadores actuales se negociarán tras concretar las mejoras operativas en los puertos, las prejubilaciones y los sueldos, y no antes.

Este planteamiento choca frontalmente con la propuesta de los sindicatos, dispuestos a bajarse el sueldo un 5% ya mismo siempre que las empresas garanticen la subrogación del 100% de los empleados. Pero la patronal rechazó este aspecto (entre otros) al considerarlo "ilegal", pues los estibadores condicionaban ese descenso a la permanencia de las firmas en las Sagep. La bajada selectiva es una medida "discriminatoria", como denunció Anesco tras contratar al despacho de Garrigues para que elaborase un informe jurídico.

No obstante, el principal escollo sigue siendo el mantenimiento del empleo. La patronal no parece dispuesta a discutir este tema antes de establecer las bases de la productividad en las terminales, cuando los sindicatos exigen precisamente lo contrario.

El director gerente de la patronal Anesco, Pedro García Navarro, flanqueado por los sindicatos de los estibadores. (EFE)
El director gerente de la patronal Anesco, Pedro García Navarro, flanqueado por los sindicatos de los estibadores. (EFE)

Anesco insiste en la necesidad de analizar la situación puerto por puerto y recuerda que el control de acceso, formación y prácticas debe ser competencia exclusiva de las empresas, en línea con lo que establece el real decreto concebido para liberalizar un sector cerrado.

La patronal plantea un calendario que arrancaría mañana miércoles con dos aspectos encima de la mesa: concretar el plan de prejubilaciones y definir las mejoras operativas en los puertos. Las empresas dejan la negociación del mantenimiento del empleo para la semana del 3 al 7 de julio, cuando se acotará un plazo para "adaptar las plantillas en función de las medidas de competitividad pactadas y de la reducción de excedentes en aquellos puertos donde existan".

Queda por ver si los sindicatos recogen el guante y desconvocan los paros previstos para las tres próximas semanas en días alternos, una decisión poco probable si tenemos en cuenta que la subrogación de la plantilla no es una prioridad para las empresas.

Empresas

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
3 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios