Guerra entre aerolíneas por conquistar el trono del 'low cost' de largo radio en España
  1. Empresas
Débiles resultados en el primer trimestre

Guerra entre aerolíneas por conquistar el trono del 'low cost' de largo radio en España

A la encarnizada lucha que van a protagonizar IAG y Norwegian desde Barcelona se suma ahora la alianza de Air Europa con Ryanair. Los analistas creen que presionará a su cuenta de beneficios

Foto: El consejero delegado de Ryanair, Michael O'Leary (d), y el consejero ejecutivo de Globalia, Javier Hidalgo. (EFE)
El consejero delegado de Ryanair, Michael O'Leary (d), y el consejero ejecutivo de Globalia, Javier Hidalgo. (EFE)

La batalla que se avista en España en el segmento 'low lost' de vuelos de largo radio "derivará en una guerra de precios que presionará a los márgenes de las aerolíneas". Esta es la conclusión de los analistas de Bankinter después de comprobar que Raynair también quiere su trozo del pastel y ha firmado una alianza con Air Europa para operar de forma conjunta vuelos de largo recorrido desde España.

Este acuerdo tiene por objetivo aumentar el tráfico transatlántico de Air Europa desde el aeropuerto de Madrid-Barajas, transportando pasajeros que Ryanair, primera compañía europea por volumen de viajeros, puede traer de todo el Viejo Continente. De esta forma, la compañía que lidera Javier Hidalgo espera superar a Iberia en número de vuelos desde la capital de España. En la actualidad, Globalia, la matriz del grupo, tiene una cuota de mercado del 15%, por el 45% de Iberia.

De esta manera, aparece un tercer actor dentro de España que quiere entrar en este negocio, aún sin probar, lo que introduce presión competitiva. Eso sí, cada uno seguirá una estrategia diferente. El presidente de Air Europa, Juan José Hidalgo, señaló hace tan solo un mes que la nueva 'low cost' de Iberia, LEVEL, le parece "un cuento de hadas". En su opinión "no es operativo volar a 100 euros", a lo que añade que "otra cosa es cobrar un precio ridículo y luego añadir tasas y tasas".

Este episodio no es nada comparado con la lucha encarnizada que viven LEVEL, del grupo IAG, con Norwegian por llevarse el gato al agua en el Prat de Barcelona. El día que IAG anunció el nacimiento de la compañía que conectará Barcelona con distintas ciudades al otro lado del Atlántico, Norwegian trató de contraprogramarle y desviar la atención con la puesta en venta de sus billetes de bajo coste de largo radio.

No obstante, en esta pelea no solo cuenta el bajo precio desde Barcelona o Madrid. Las compañías buscan ofrecer el precio con mayor descuento a base de llenar sus aviones con pasajeros llegados de distintos puntos de Europa. En este sentido va la alianza de Ryanair con Air Europa. Por su parte, IAG pretende ganarle la batalla a Norwegian apoyándose en Vueling, la compañia que ahora le puede dar el servicio de conexión para LEVEL con el que seducir a los viajeros con respecto a Norwegian.

La guerra por el 'hub' de Barcelona está servida. IAG es el dominador de El Prat. Su filial Vueling es la aerolínea dominadora del aeropuerto y no está dispuesta a ceder poder. Actualmente tiene más del 40% del tráfico. Ahora, de hecho, el objetivo de Vueling y de IAG es mantener su nivel de negocio y dejar el menor margen de posibilidades a Norwegian. De hecho, las estimaciones que hace el grupo muestran que la operativa de LEVEL en sus primeros compases será deficitaria, según ha podido saber El Confidencial. Pero tanto LEVEL como Vueling tienen como objetivo prioritario ganarle la batalla a Norwegian, ya que la compañía cuenta con el paraguas de IAG para amortiguar posibles pérdidas.

Foto: Un Boeing 737-800 de Norwegian (Reuters)

"Será determinante la capacidad para gestionar eficientemente tanto los costes como las sinergias de flotas entre las aerolínas del grupo para frenar el estrechamiento de márgenes observado en el arranque del año", opina Bankinter sobre IAG, compañía a la cual ha rebajado la calificación hasta "vender" desde "comprar", sin pasar por el escalón medio de "neutral". Según explican estos expertos, "los indicadores operativos muestran cierta pérdida de impulso: los ingresos unitarios ceden un 7% y los costes totales unitarios un 6% (ayudados por la caída del precio del queroseno)".

Cifras para la duda

En el global de la compañía IAG, "el ebitdar acusa un descenso del 2,5%, hasta 676 millones de euros. Los gastos de arrendamiento de flota aumentaron un 19%, hasta los 223 millones de euros, parcialmente compensados por las menores amortizaciones en el periodo (-11%). Con ello, el ebitda y el ebit empeoran -10% (hasta 453 millones de euros y 151 millones de euros respectivamente)", señala Bankinter. Cabe destacar que estas cifras son del global de IAG, donde British Airways es la compañía que más pesa (65%) y que contrarresta los números del resto de aerolíneas del grupo. Además, su negocio está completamente fuera de la guerra del 'low cost' que se está librando en España.

Los números de Norwegian también han sufrido en el primer trimestre de 2017. La firma casi dobla las pérdidas en el Q1 con respecto a las de 2016. 1.491 millones de euros de números rojos frente a los 800 de doce meses antes. El resto de magnitudes también han empeorado. En este informe, la empresa reconoce que la dura competencia contribuye al resultado negativo.

Aerolíneas Air Europa Low cost IAG Iberia Norwegian Ryanair Tráfico Opinión Gato Cuota de mercado Vueling British Airways Reino Unido
El redactor recomienda