Cisma en el consejo de OHL

La bala 'independiente' contra López Madrid en OHL sigue el plan que acabó con Ron

El cisma en el consejo de OHL recuerda mucho a los últimos meses de Ron en Popular, con los independientes (como Reyes Calderón) ejecutando la estrategia de presión

Foto: Javier López Madrid.
Javier López Madrid.

Hace meses que la permanencia de Javier López Madrid, yerno de Juan Miguel Villar Mir, en el máximo órgano de administración de OHL está puesto en entredicho por el rosario de conflictos judiciales en los que está inmerso –Black, Púnica, Lezo–. Un auténtico órdago, sin embargo, que el consejero siempre ha conseguido salvar gracias al respaldo de su familia política, dueña del 54,4% de OHL.

Ni siquiera la pena a seis meses de prisión por apropiación indebida en el juicio de las tarjetas black, condena que inhabilita para ser administrador de una compañía española, según la Ley de Sociedades de Capital, hizo a su suegro inclinar el pulgar hacia abajo y retirarle el apoyo que, al menos hasta el momento, está concediéndole.

Igual que durante los últimos días de Ángel Ron al frente de Banco Popular, la situación en el máximo órgano de administración de la constructora parece estar a punto de repetirse. En esta ocasión, el estallido de la Operación Lezo ha sido el detonante para que los consejeros independientes de OHL muevan ficha para forzar la dimisión de López Madrid, según desveló el viernes 'Expansión'.

Agustín MarcoAgustín Marco

Un auténtico reflejo de lo ocurrido en Banco Popular, donde la numantina resistencia de Ron empezó a resquebrajarse cuando los independientes empezaron a ponerse del lado del inversor mexicano Antonio Del Valle. Entonces, la consejera independiente Reyes Calderón fue una figura clave para inclinar la balanza en contra del presidente.

La misma consejera ocupa cargo en OHL desde mayo de 2015. Además, hace apenas un mes, fue nombrada miembro de la comisión de nombramientos y retribuciones, hito que coincidió con el nombramiento de Juan José Nieto, otro independiente, como consejero coordinador y 'padre espiritual' del respeto a los principios del Código de Buen Gobierno.

Aires de cambio

Todos estos cambios se enmarcan dentro del paulatino proceso de renovación de la cúpula del grupo constructor que está llevando a cabo Juan Villar Mir de Fuentes desde que su padre le cedió el testigo presidencial, hace un año, relevo que terminó por inclinar definitivamente la batalla por la sucesión en favor del hijo y en detrimento del yerno.

Estos movimientos no son precisamente inocuos, ya que la comisión de nombramiento y retribuciones es el órgano encargado de valorar si un consejero debe dimitir o no cuando incurre en alguno de los casos en que debe poner su caso a disposición del consejo, informe que posteriormente se remite al máximo órgano de administración para que tome la decisión definitiva.

Precisamente, en esta comisión se debatió, esta misma semana, la conveniencia de mantener o no a López Madrid como consejero de OHL tras el escándalo de la Operación Lezo, órdago que el yerno volvió a salvar tras presentarse un informe donde se reconocía la existencia de unas transferencias a Lauryn Group, pero se exculpaba al consejero dominical, ya que "jamás ha tenido funciones ejecutivas ni de representación", según ha dicho la propia empresa.

María IgartuaMaría Igartua

Se da la circunstancia de que esta comisión está presidida por Mónica Oriol, íntima amiga del yerno de Villar Mir desde hace años, que comparte con Calderón y Nieto un sillón de independiente en el comité de nombramientos. Junto a ellos, también se sientan Juan Villar Mir de Fuentes y Juan Antonio Santamera, dos dominicales en inferioridad numérica si todos los independientes inclinan la balanza en la misma dirección. Algo que, al menos esta semana, parece que no ocurrió y dio el pistoletazo de salida a la guerra mediática.

"Objetivamente es lo que procede. Es momento de pasar página y hacer lo que procede para salvar la compañía, y eso también afecta a mejores prácticas en Gobierno Corporativo", afirman fuentes próximas al consejo, para explicar el cisma que acaba de estallar en el seno de OHL y el papel que han decidido asumir los independientes, categoría de la que también forman parte Ignacio Moreno y José Luis Díez.

La gran incógnita que falta por resolver es si, como ocurrió en Banco Popular, los independientes están ejecutando un plan diseñado por un accionista –en aquella ocasión era el mexicano Del Valle–, o han decidido actuar por propia iniciativa. Pero, como bien comprobó Ángel Ron, el 'enemigo' suele estar siempre en casa.

Empresas

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
3 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios