una financiera se quedará las estatuillas

Un juez ordena embargar los goyas a Carmen Maura por deudas con la antigua Ibercorp

Financo, financiera heredera de Ibercorp, demandó hace 20 años a la actriz por una deuda de 6.852 euros. Ahora, un juzgado ordena embargar sus cuatro goyas, un césar y el donostia

Foto: Carmen Maura, recogiendo uno de los cuatro premios Goya que ha ganado. (Reuters)
Carmen Maura, recogiendo uno de los cuatro premios Goya que ha ganado. (Reuters)

Es mucho más que una 'chica Almodovar'. Carmen Maura es una de las mejores actrices que ha dado el cine español, y su talento ha sido reconocido con un impresionante elenco de galardones, entre los que destacan tres premios Goya a la mejor intepretación femenina (1989, 1991 y 2001), otro a la mejor actriz de reparto (2007), el Premio Donostia (2013) y el César a la mejor actriz (2012).

Sin embargo, todos estos reconocimientos pueden vestir en breve las vitrinas de una sociedad de cobro de deudas, a quien el Juzgado de Primera de Instancia número 47 de Madrid ha dado la razón, al declarar embargados los principales premios obtenidos por Maura, según aparece en el decreto al que ha tenido acceso este medio.

Un juez ordena embargar los goyas a Carmen Maura por deudas con la antigua Ibercorp

Este fallo se remonta al pasado 5 de mayo y tiene su origen en una póliza de arrendamiento financiero 'leasing' firmada en el año 1992 por importe de 1,71 millones de las antiguas pesetas (10.278,8 euros) con Financo, sociedad heredera de la antigua Ibercorp, creada por Crédit Agricole cuando adquirió al banco de Manuel de la Concha y Jaime Soto el 70% de sus filiales de financiación y 'leasing'.

Como ha declarado la propia Maura en varias entrevistas, la actriz concedió a su expareja sentimental Antonio Moreno Rubio poderes para gestionar su patrimonio, un voto de confianza que se tornó en un auténtico ataque de nervios cuando descubrió que el hombre con el que compartía su vida la había arruinado, hasta el punto de haberle dejado deudas cercanas a los 170 millones de pesetas (algo más de un millón de los actuales euros).

La actriz Carmen Maura, con el Premio Donostia en sus manos. (EFE)
La actriz Carmen Maura, con el Premio Donostia en sus manos. (EFE)

Dentro de este enorme agujero se enmarca la deuda que puede llevar ahora a la actriz a perder sus estatuillas más preciadas. Y es que fue en 1994 cuando la filial de Credit Agricole demandó a Maura 1.140.168 pesetas que todavía tenía pendientes (unos 6.852,5 euros), el mismo principal por el que, 22 años después, un juez de Madrid ha dado orden de embargo de sus goyas, césar y donostia, más 3.005,06 euros presupuestados para intereses y costas.

La actriz topa con un fondo buitre

Según recoge el decreto, durante estas dos décadas, Financo ha intentado cobrar su deuda sobre distintos bienes inmuebles, participaciones de sociedades, y las retenciones percibidas de entidades como Globomedia, RTVE o Centro Dramático Nacional, todos ellos esfuerzos estériles que han mantenido vivo este proceso hasta nuestros días.

Carmen Maura y Pedro Almodóvar. (Gtres)
Carmen Maura y Pedro Almodóvar. (Gtres)

Este medio se ha puesto en contacto con la actriz, que ha evitado ofrecer una versión directa de los hechos, más allá de recordar que el origen de todos sus problemas financieros está en su expareja sentimental.

Fuentes jurídicas explican que, al no haberse saldado nunca la deuda, y existir un procedimiento judicial en el que se condenaba a Carmen Maura a pagar 6.852,55 euros, la causa sigue abierta, lo que ha permitido a los actuales tenedores de esta deuda solicitar el embargo de los premios para resarcirse.

Financo se transformó en Gestión de Recobro de Activos en el año 1996. Este tipo de firmas, popularmente conocidas como fondos buitre, están especializadas en hacerse con carteras de deuda de difícil cobro y, sin importar el tiempo que tarden, terminar logrando su beneficio vía ejecuciones, acuerdos o refinanciaciones.

Con este escenario, y tras la resolución del pasado mayo, parece plausible pensar que las dos partes podrían tratar de llegar a un acuerdo para evitar la ejecución de la orden de embargo de los premios.

Este nuevo jarro de agua fría para Carmen Maura llega en un momento en el que varios de sus compañeros han copado portadas por problemas relacionados con su patrimonio de diversa índole, como la cuenta 'offshore' del director manchego Pedro Almodovar o la implicación de Imanol Arias y Ana Duato en el caso Nummaria.

Empresas

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
10 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios