Es noticia
Menú
La banca española encara el Brexit con una exposición de medio billón de euros en UK
  1. Empresas
referéndum de permanencia en la ue

La banca española encara el Brexit con una exposición de medio billón de euros en UK

Los datos del Banco Internacional de Pagos ponen de manifiesto que las entidades españolas son, tras las estadounidenses y las alemanas, las más expuestas a Reino Unido

Foto: El primer ministro británico, David Cameron. (Reuters)
El primer ministro británico, David Cameron. (Reuters)

Los británicos decidirán en poco más de un mes si deciden permanecer en la Unión Europea (UE) o prefieren abandonarla. Y cuanto más se acerca el referéndum, que se celebrará el 23 de junio, mayor es la expectación y más gruesas las advertencias sobre los peligros del Brexit, que es como se ha bautizado la posibilidad de que Reino Unido diga adiós a Europa. La semana pasada, el Banco de Inglaterra y el Fondo Monetario Internacional (FMI) avisaron sobre los serios peligros económicos y financieros, incluyendo el riesgo de caer en recesión, que seguirían a la salida de la UE.

El ambiente, por tanto, se está caldeando, y los bancos españoles no son ajenos a esta incertidumbre ni a las consecuencias potenciales del Brexit, puesto que figuran entre las entidades con más intereses en suelo británico. Según los últimos datos del Banco Internacional de Pagos (BIS, en sus siglas en inglés), a finales de 2015 la banca española tenía una exposición directa a Reino Unido, a través de deuda pública y privada, de 363.000 millones de euros -en dólares, que es como da los datos el BIS, son 409.925 millones-. Sumando los riesgos indirectos -derivados, garantías y otros riesgos crediticios-, la cifra crece en 115.000 millones de euros -128.408 millones de dólares-. En total, por tanto, los riesgos totales del sector ascienden a 478.000 millones de euros.

Con las cifras del BIS, la banca española tiene la segunda mayor exposición directa del mundo al Brexit, solo por detrás de los 375.000 millones de euros de la estadounidense -423.925 millones de dólares-. Añadiendo los riesgos indirectos, la alemana la supera, con una exposición total de 675.000 millones de euros -760.690 millones de dólares-. En conjunto, la banca española sería la tercera más expuesta al Brexit, superada por la estadounidense y la germana.

Banco de Inglaterra: "Es posible que la libra se deprecie más, puede que bruscamente"

En su último 'Informe de inflación', publicado la semana pasada, el Banco de Inglaterra reconoció que la incertidumbre sobre el resultado del referéndum ya "ha empezado a afectar a la actividad económica" durante el primer trimestre del año. En caso de que se produzca el Brexit, la entidad gobernada por Mark Carney advierte de las consecuencias económicas y financieras que pueden desencadenarse. "Es posible que la libra se deprecie más, puede que bruscamente", admite. También prevé efectos en la deuda y la bolsa, aunque de consecuencias más imprevisibles. En cualquier caso, estos impactos perjudicarían al valor de las inversiones de los bancos españoles en Reino Unido, con lo que estarían expuestos a las pérdidas potenciales que se derivarían de la salida del Reino Unido de la UE.

Influencia en el negocio

Pero la tenencia de activos financieros británicos no es el único motivo por el que el riesgo del Brexit inquieta a la banca española. Hay entidades para las que Reino Unido se ha convertido en un mercado clave en su actividad y su cuenta de resultados.

Es el caso, principalmente, de Banco Santander. El mercado británico se ha convertido en el más importante en los resultados de la entidad presidida por Ana Botín. En 2015, Reino Unido proporcionó un beneficio próximo a los 2.000 millones de euros. O lo que es lo mismo, uno de cada cuatro euros de sus ganancias tiene origen británico. Y mucho más, porque, con los datos de cierre de 2015, los activos del Santander en Reino Unido alcanzan los 383.155 millones de euros, los créditos a la clientela suman cerca de 300.000 millones y los depósitos, 232.000 millones.

Fuera de la entidad cántabra, Banco Sabadell también se ve expuesto de manera directa tras la reciente adquisición del británico TSB. En el primer trimestre, la aportación de este banco incrementó el beneficio del Sabadell en 62 millones de euros, para unas ganancias totales de 252 millones, en tanto que la inversión crediticia y los depósitos de la clientela de TSB rondaban los 35.000 millones de euros al cierre de marzo.

Ante la proximidad de la consulta y la gravedad de las consecuencias que puede deparar, el Banco Central Europeo (BCE) ya ha pedido a las entidades más expuestas a Reino Unido que le detallen cuáles son sus planes ante semejante eventualidad. En la junta general de accionistas celebrada en marzo, la presidenta del Santander, Ana Botín, admitió que la entidad ya tiene "planes de contingencia" ante ese escenario, aunque no ocultó su preferencia por la continuidad de Reino Unido en la UE, porque aseguró que es lo más conveniente para ambas partes. En el caso del Sabadell, su director financiero, Tomás Varela, reconoció que también están haciendo análisis de posibles impactos, pero matizó que no creía necesario realizar planes de contingencia para protegerse del posible resultado del referéndum.

Los británicos decidirán en poco más de un mes si deciden permanecer en la Unión Europea (UE) o prefieren abandonarla. Y cuanto más se acerca el referéndum, que se celebrará el 23 de junio, mayor es la expectación y más gruesas las advertencias sobre los peligros del Brexit, que es como se ha bautizado la posibilidad de que Reino Unido diga adiós a Europa. La semana pasada, el Banco de Inglaterra y el Fondo Monetario Internacional (FMI) avisaron sobre los serios peligros económicos y financieros, incluyendo el riesgo de caer en recesión, que seguirían a la salida de la UE.

Brexit Banca Ana Patricia Botín Reino Unido
El redactor recomienda