crisis de la empresa sevillana

Los titulares de algunos seguros 'antiimpago' de Abengoa ya podrán reclamar su cobro

La organización que marca las reglas del juego en los derivados de crédito resuelve que se ha producido un evento de crédito por quiebra en algunos de los seguros vendidos sobre Abengoa

Foto: Torres del parque solar de Abengoa en Sanlúcar la Mayor /REUTERS
Torres del parque solar de Abengoa en Sanlúcar la Mayor /REUTERS

A la tercera deliberación ha ido la vencida. La Asociación Internacional de Derivados y Swaps (ISDA, en sus siglas en inglés) ha resuelto que se ha producido un evento de crédito por quiebra en Abengoa para algunos de los seguros de crédito (CDS) vigentes sobre la deuda de la empresa sevillana. Esta decisión implica que algunos de los titulares de esos títulos ya podrán reclamar su cobro, con lo que también confiere un marchamo oficial, al menos para el mercado, de que Abengoa ya ha incurrido en un impago técnico.

En concreto, ISDA considera que el evento de crédito por quiebra se ha producido para los CDS que se rigen por los criterios establecidos para estos productos en 2003. Por el contrario, entiende que ese evento de crédito no tiene lugar para los derivados de crédito amparados por los criterios de 2014. En cuanto a los seguros en los que sí considera que ha habido un evento de crédito, lo fecha el 25 de noviembre, es decir, el día en el que Abengoa solicitó el preconcurso de acreedores y en el que, además, ya reconoció que "posiblemente incumpla sus obligaciones de pago próximas, tanto de intereses como de principal, de los certificados bursátiles de corto plazo" emitidos en México.

Estos acontecimientos se desataron horas después de que Gonvarri Corporación Financiera desistiera de su intención de hacerse con el 28% del capital de Abengoa e inyectar hasta 350 millones de euros para rescatarla. El 27 de noviembre, apenas dos días después de ese aviso, Abengoa lo cumplió. Ya no pudo afrontar el pago de los intereses de cuatro emisiones, cuyo montante era de 2,15 millones de pesos mexicanos -unos 116.000 euros al cambio actual- 

El veredicto de las 'manos fuertes' del mercado

El Comité de ISDA encarcado de resolver esta consulta está compuesto por 15 miembros, entre los que figuran los principales bancos de inversión del mundo y varias de las mayores gestoras de fondos. Lo llamativo del veredicto adoptado es que ISDA ha realizado esa distinción entre los criterios de 2003 y 2014, cuando la consulta que había recibido se agrupaba en una sola pregunta: "¿Ha ocurrido un evendo de crédito por quiebra con respecto Abengoa S.A.?".

Sin embargo, el Comité la ha dividido en dos cuestiones, una para 2003 y otra para 2014, y las ha sometido a votación por separado. Ambas votaciones han contado con 14 votos a favor y 1 en contra. En un caso el disidente ha sido el fondo Citadel, que considera que también hay evento de crédito por quiebra para los CDS de 2014 y en otro, JP Morgan Chase Bank, que juzga que no hay tal evento de crédito para los CDS de 2003. Para que el poseedor de un CDS puede reclamar su cobro a la entidad que le ha vendido esa protección, ISDA debe determinar que ha tenido lugar un evento de crédito, de ahí la importancia de su veredicto.

ISDA recibió la cuestión acerca de si se había producido un evento de crédito en Abengoa tras la solicitud del preconcurso y el reconocimiento de que iba empezar a impagar su deuda en México. A partir de esa consulta, realizada por los poseedores de esos seguros, se había reunido el 1 de diciembre y el 4 de diciembre, pero en ambos casos había pospuesto su decisión. Emplazada la resolución al 8 de diciembre, esta vez sí ha fallado, y lo ha hecho tratando por separado los CDS y aplicando un distinto veredicto final. Esta distinción se produce después de los cambios introducidos durante 2014 por ISDA con respecto a las definiciones y los criterios vigentes sobre los CDS. 

Según los datos de la DTCC, a finales de noviembre estaban en vigor 2.478 seguros de crédito de Abengoa que ofrecen cobertura sobre 700 millones de dólares de deuda de la compañía.

A la espera de lo que puedan dar de sí las negociaciones contrarreloj que Abengoa está manteniendo con los bancos acreedores, sus títulos continúan sufriendo en bolsa. Este martes las acciones B se han dejado otro 9,4%, hasta los 0,326 euros. De este modo, siguen descontando la dificultad de que encuentre el dinero que precisa para no entrar en concurso de acreedores en las próximas semanas. Por el momento, y sin necesidad de esperar más, ISDA ya ha decretado un impago técnico que desembocará en la activación de parte de los CDS existentes sobre la deuda de Abengoa. 

 

Empresas

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios