El fondo AGC y el socio árabe del Real Madrid pujan por la Ciudad Financiera del Santander
  1. Empresas
en la sede central trabajan 7.000 personas

El fondo AGC y el socio árabe del Real Madrid pujan por la Ciudad Financiera del Santander

El administrador concursal de la inmobiliaria dueña de la sede de Banco Santander, en suspensión de pagos con una deuda de 1.900 millones, ha recibido ofertas de ambos fondos de Oriente Medio

placeholder Foto: Ciudad Financiera del Santander en Boadilla del Monte.
Ciudad Financiera del Santander en Boadilla del Monte.

Ana Botín puede tener un peculiar nuevo casero en los próximos meses. Dos fondos árabes han presentado sendas ofertas por Marme Inversiones 2007, la sociedad dueña de la Ciudad Financiera, la sede central del Banco Santander, donde trabajan cerca de 7.000 personas, incluida la presidenta. Según fuentes próximas a las negociaciones con el administrador concursal, AGC Equity Partners y Aabar Investment -un fondo controlado por IPIC, propietario de Cepsa y socio del Real Madrid- han presentado sendas propuestas 'para adquirir la inmobiliaria, que está en proceso de liquidación con una deuda de 1.900 millones.

Las ofertas están encima de la mesa a la espera del informe final del nuevo juez que lleva el proceso, que ya se ha alargado cerca de dos años desde que el anterior dueño, Propinvest, entrara en 'default' y el juzgado de lo Mercantil número 9 de Madrid aceptase la suspensión de pagos. Las propuestas deberán ser autorizadas por Lexaudit & Concursal, la firma encargada de la administración concursal, y los acreedores, la mayoría de los cuales son 'hedge funds' que han comprado la deuda a precios de ganga.

AGC Equity Partners es un fondo radicado en Londres que gestionada cerca de 2.000 millones de euros procedentes de varias fortunas de Oriente Medio, entre las que destacan algunos fondos soberanos. La sociedad, que está dirigida por Walid Abu-Suud, un ejecutivo de Kuwait Investment Office (KIO), y por Khalil Amiouni, protagonizó una de las mayores operaciones inmobiliarias de Europa cuando adquirió City Towers, uno de los edificios de oficinas emblemáticos de Londres, por 1.000 millones.

Si el informe de liquidación se termina y alguna de las ofertas se echa atrás, los acreedores han preparado una alternativa para quedarse la Ciudad Financiera

Por su parte, Aabar Investment, que tiene su sede en Abu Dabi, es propiedad de International Petroleum Investment (IPIC), que en 2011 compró la totalidad de Cepsa por 7.500 millones de euros. La multinacional de los Emiratos Árabes quiere reforzar los lazos con España, como demuestra su alianza con el Real Madrid para poner su marca comercial como apellido del Estadio Santiago Bernabéu. Una operación de 'marketing' que supondría un desembolso de al menos 400 millones. Entre sus inversiones, han destacado sus participaciones en Daimler, en Mercedes-Benz Gran Prix, Tesla Motors, Virgin Galactic y Glencore, así como la compra de un paquete de Santander Brasil.

En el caso de que el informe de liquidación se terminase y alguna de las dos ofertas de Oriente Medio se echara atrás, los acreedores han preparado una alternativa para quedarse con la Ciudad Financiera mediante el canje de deuda por el activo. La mayoría son fondos 'distress' u oportunistas que han ido comprando a precios de derribo los pasivos que estaban originalmente en manos de bancos como The Royal Bank of Scotland, HNH Nordbank y Bayerische Landesbank (Bayer LB).

No obstante, cualquiera de ellos tendrá que pasar por el despacho que Ana Botín tiene en la Ciudad Financiera porque el propio Banco Santander posee un derecho preferente de tanteo sobre cualquier oferta. Fuentes próximas a la entidad financiera han indicado que, en un principio, no hay un interés especial en recomprar los edificios vendidos hace ahora siete años. Especialmente porque la institución no anda sobrada de capital ante las posibles nuevas exigencias del Banco Central Europeo (BCE).

En cualquier caso, afirman que analizarán las propuestas que lleguen al administrador concursal ya que, en caso de que las ofertas sean a un precio razonable, dejan la puerta abierta a adquirir los inmuebles por los que en 2008 ingresó 1.900 millones de euros, con plusvalías de más de 600 millones.

Entre 2007 y 2008, Banco Santander formalizó la venta de 10 inmuebles singulares, de 1.152 sucursales situadas en España y de las oficinas centrales (Ciudad Financiera) con distintos compradores, la mayoría de los cuales han terminado quebrados. A la par, el grupo firmó con dichas sociedades contratos de arrendamiento operativo (mantenimiento, seguros y tributos) de los citados inmuebles por distintos plazos de obligado cumplimiento (entre 12 y 15 años para los inmuebles singulares, entre 24 y 26 para las oficinas y 40 años para la Ciudad Financiera).

Ciudad Financiera Noticias del Banco Santander Ana Patricia Botín Abu Dhabi Cepsa
El redactor recomienda