pide el cuaderno de venta para hacer una oferta

Santander se lanza a por el HSBC Brasil, operación valorada en 3.600 millones

Ana Botín ha dado órdenes de pujar por la filial latinoamericana de su competidor inglés, en la que sería la primera operación de crecimiento de gran calado desde que llegó a la presidencia

Foto: Un ejecutivo sigue la comparecencia de Ana Botín. (Reuters)
Un ejecutivo sigue la comparecencia de Ana Botín. (Reuters)

Tras poner la maquinaria comercial a toda potencia en España con el lanzamiento de la cuenta 1, 2, 3, Ana Botín ya está dispuesta a ir más allá y contemplar operaciones corporativas. Con esta intención ha dado órdenes a Jesús Zabalza, consejero delegado de Santander en Brasil, de presentar una oferta para comprar a HSBC, su filial en el país latinoamericano de habla portuguesa.

La operación, que asciende a 4.000 millones de dólares, unos 3.600 millones de euros, está siendo analizada por el propio equipo de corporate finance de Banco Santander, que de momento no ha contratado a ningún asesor para que le ayude en la adquisición. La entidad española, que es la sexta del ranking por activos, deberá presentar su oferta a lo largo de este mes, según han indicado fuentes próximas a la operación.

El propio Zabalza admitió semanas atrás en medios locales que estaba estudiando esta adquisición, por la que también se han interesado Bradesco, Itaú y Scotiabank. Pero el banco español ha dado un paso más y ya ha pedido el cuaderno de venta a Goldman Sachs –asesor de la operación– para hacer el data room y tener acceso a las tripas de HSBC Brasil. Sobre este asunto, fuentes oficiales de la institución española han declinado hacer ningún comentario. 

Logo de HSBC Brasil en una entidad del país. (Reuters)
Logo de HSBC Brasil en una entidad del país. (Reuters)

El banco originario de Hong Kong y con sede operativa en Londres admitió ayer que en breve se irá de Brasil y de Turquía dentro de su plan de reestructuración. El principal problema para hacerse con HSBC Brasil es la enorme plantilla que tiene para dar servicio a sus 854 oficinas. Cerca de 20.500 personas, lo que supone un ratio de productividad por empleado de los más bajos del sector financiero brasileño. En consecuencia, Santander y el resto de potenciales compradores han pedido un ajuste de la fuerza laboral previa a la transacción dada la alta protección que los trabajadores tienen de las autoridades locales.

HSBC parece haber escuchado esta premisa, porque ayer mismo anunció que reducirá su plantilla total en 50.000 personas, de las que 25.000 saldrán de sus filiales en Brasil y en Turquía. En la mayor economía de Latinoamérica tiene una subsidiaria con 62.000 millones de dólares en activos, según el último ranking del Banco Central de Brasil. En 2014, la entidad, que tiene la sede en Curitiba, en el estado sureño de Paraná, perdió 200 millones de dólares, frente a los 459 millones que ganó el Santander, que tiene 225.000 millones en activos.

Gran relación con Rousseff

Ana Botín tiene gran interés por crecer en Brasil y recuperar el pulso tras su desafortunada salida a bolsa y posterior oferta pública de adquisición o recompra de las acciones lanzada el pasado año a un precio muy inferior al que las vendió (un 35% por debajo) en 2009. De hecho, el primer viaje oficial que hizo la heredera de la saga de banqueros fue a Sao Paulo para reunirse con Dilma Rousseff, con quien se vio incluso antes que con Mariano Rajoy.

En aquel encuentro, Botín mostró su compromiso con el país al anunciar su disposición a financiar nuevas infraestructuras por 10.000 millones de dólares. Una cantidad que, sumada a los otros 10.000 millones aportados en septiembre de 2013, ha supuesto un balón de oxígeno para la deteriorada economía local, al borde del bono basura para Moody's y Standard & Poor's a un año escaso de la celebración de los Juegos Olímpicos. La continua depreciación del real ha agrandado la herida de las arcas públicas.

La presidenta de Brasil, Dilma Rousseff. (EFE)
La presidenta de Brasil, Dilma Rousseff. (EFE)

Un mes antes, cuando Rousseff fue reelegida, la primera ejecutiva del Santander la felicitó personalmente a través de un comunicado oficial que difundió a través de la agencia oficial de noticias Efe, algo poco usual. "Le ruego acepte mi felicitación más cordial por su victoria en las elecciones, que permite continuar su proyecto de progreso y de avance en el desarrollo de la sociedad", señaló.

Botín subrayó entonces que “Brasil es estratégico para el Grupo Santander”, como quiere demostrar con la apuesta por hacerse el negocio de HSBC. Recientemente, el banco español ganó un litigio fiscal originado en 2005 y que le supondrá un beneficio extraordinario de 856 millones en el segundo trimestre del año.  

Fuentes del sector añaden que HSBC también podría poner a la venta en los próximos meses su negocio en México, un activo por el que también se podrían interesar BBVA y Santander. La presidenta ya dijo que "miraremos" todo lo que se mueva en los mercados en los que ya está presente la entidad, que es la que más músculo tiene entre las nacionales, pero no es líder en ninguno de los grandes países en los que opera. 

Empresas

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
1comentario
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios