Goldman Sachs y Deutsche Bank exploran el terreno para la OPV de BMN en 2015
  1. Empresas
LOS TEST DE ESTRÉS AVALAN LA COLOCACIÓN

Goldman Sachs y Deutsche Bank exploran el terreno para la OPV de BMN en 2015

BMN ha contratado a Goldman Sachs y Deutsche Banak como asesores de su salida a bolsa, prevista para 2015. Los mercados dirán la última palabra.

placeholder Foto: El presidente de BMN, Carlos Egea (EFE)
El presidente de BMN, Carlos Egea (EFE)

BMN, el banco controlado por el FROB y que integra a las antiguas Cajas de Murcia, Granada y Sa Nostra, ha contratado a Goldman Sachs y Deutsche Bank como asesores de la salida a bolsa, inicialmente prevista para 2015. El objetivo de la entidad que preside Carlos Egea apunta a marzo como fecha orientativa para la colocación en los mercados de valores. Los resultados obtenidos en los recientes test de estrés inducen a aprovechar el momento dulce del banco nacionalizado, aunque al final todo va a depender de la evolución del sector financiero y del desarrollo de la economía española en los próximos meses.

Los bancos de inversión que trabajan como consultores de BMN consideran que las variables fundamentales de su cliente suponen un claro atractivo para los analistas internacionales y fondos institucionales que han vuelto a reservar a España un lugar privilegiado dentro de sus carteras de inversión.De hecho, algunos de los mismos socios extranjeros que se han incorporado en los últimos meses al capital de otras entidades de crédito españolas, tales como el Banco Sabadell o el Banco Popular, han presentado también muestras de interés por sumarse al proyecto del antiguo Banco Mare Nostrum.

Las credenciales de BMN para una eventual colocación en bolsa han adquirido carta de naturaleza después de los últimos exámenes de solvencia efectuados por el Banco Central Europeo (BCE). El banco con sede en Murcia se ha encaramado en una posición confortable, en el medio de la tabla, superando en un 47% el nivel exigido en el escenario más adverso de las pruebas de resistencia a que han sido sometidas las entidades de crédito por las autoridades monetariascontinentales. BMN ha registrado un ratio decapital tier 1del 8,1% frente al 5,5% que se solicitaba para aprobar los test de estrés.

La reestructuración acometida por el banco en los dos últimos años ha alumbrado una foto de balance que facilita la puesta en valor a partir de una oferta pública en bolsa (OPV). Los acuerdos para el rescate bancario extienden el plazo de esta misión hasta diciembre de 2017, pero el Ministerio de Economía ha repetido hasta la saciedad su deseo de soltar amarras en los bancos que han recibido ayudas del FROB y que todavía siguen bajo la tutela del Estado, como es el caso de BMN, además de Bankia. Como se recordará, el banco presidido por José Ignacio Goirigolzarri realizó en febrero una primera incursión en los mercados con la venta entre inversores institucionales de un 7,5% del capital.

Saneamientos por valor de 9.500 millones

Salvando las enormes distancias entre ambas entidades, el caso de BMN es uno de los mejores ejemplos que tiene el Gobierno para ilustrar las ventajas del proceso de reconversión y consolidación del sistema bancario en España. La entidad mediterránea ha sido la que menos ayudas ha consumido de entre todas las que fueron nacionalizadas. En concreto, 1.600 millones de euros sobre un total de saneamientos internos por valor de 9.500 millones, lo que demuestra una capacidad de generación recurrente que ha permitido al banco ganar un lugar de privilegio en el sector financiero, llegando a figurar en el primer puesto de eficiencia a finales del pasado ejercicio.

A la espera de lo que determine el ministro Luis de Guindos, el terreno de la OPV parece convenientemente despejado, por lo menos en lo que respecta al equity story del eventual emisor. Egea ha reiterado su mensaje de devolver íntegras todas las ayudas en el plazo más reducido de tiempo posible, y de ahí que Goldman Sachs y Deutsche Bank hayan intensificado en las últimas semanas sus prospecciones de mercado para verificar la conveniencia de un estreno en el parqué con la venta de un primer paquete minoritario procedente del 65% que controla el FROB.

Los bancos de inversión contratados por BMN tampoco se atreven a lanzar las campanas al vuelo teniendo en cuenta los nubarrones que acechan a la economía de la zona euro. La atonía de Alemania y el estancamiento de Francia e Italia son motivos sobrados para alarmar a los más suspicaces observadores internacionales, temerosos de que España no consiga revalidar su recuperación mientras el resto de vecinos sigan balanceándose en el precipicio de la recesión.

El panorama que se dibuja es si cabe más preocupante en el mercado financiero, donde las tribulaciones de las entidades italianas pueden contagiar a los principales valores españoles. BMN ha recibido el alta bancaria y puede ya correr sin muletas, pero ahora el problema es que la bolsa no parece que esté para muchos trotes.

Estudios de mercado Noticias de Deutsche Bank Noticias Banco Sabadell Noticias del Banco Popular Goldman Sachs
El redactor recomienda