compra autocartera para ese fin

Abertis refuerza su núcleo duro en otro 5% con la receta de OHL

Continúan los movimientos accionariales en Abertis. Tras la entrada de CVC y OHL en sustitución de ACS, la compañía ha puesto la alfombra roja a otro socio

Foto: El consejero delegado de Abertis, Francisco Reynés (c), José Aljaro (d), director general financiero, y Steven Fernández (i), director de Relaciones con Inversores del grupo
El consejero delegado de Abertis, Francisco Reynés (c), José Aljaro (d), director general financiero, y Steven Fernández (i), director de Relaciones con Inversores del grupo

Continúan los movimientos accionariales en Abertis. Tras la entrada de CVC y OHL en sustitución de ACS, la compañía ha decidido poner la alfombra roja a un nuevo socio. Con este fin, el gigante de las autopistas ha decidido recomprar hasta un 5% de su propio capital, que utilizará como moneda de cambio de nuevas operaciones corporativas, en las que ella está dispuesta a dar títulos a cambio de que la otra parte le aporte activos (léase, sobre todo, autopistas).

De hecho, la concesionaria catalana siempre se ha caracterizado por su especial sensibilidad hacia las alianzas, ya sea vía cruces accionariales o aportaciones de activos, aunque no siempre con los frutos esperados.

Si en el pasado apostó por sellar intercambios accionariales con sus pares mediterráneas, Brisa y Atlantia, con la vista puesta en futuras fusiones que siempre terminaron en la cuneta, tras la llegada del actual consejero delegado, Francisco Reynés, se deshicieron todas estas participaciones. A este giro estratégico se sumó la compleja situación que atravesaba ACS, encendida en la batalla por controlar Iberdrola, y el descalabro de muchas cajas de ahorros presentes en su capital.

La compañía supo reconstruir la situación con OHL, que inyectó su negocio de autopistas y se convirtió así en el segundo accionista del grupo, con un 19% del capital, por detrás de La Caixa (22,4%), y por delante de CVC (15%). Movimientos en esta línea son los que está analizando ahora Abertis con la compra de autocartera.

Juan Miguel Villar Mir en la Junta de Accionistas de Abertis. (EFE)
Juan Miguel Villar Mir en la Junta de Accionistas de Abertis. (EFE)

De hecho, en la reunión con analistas que ha celebrado este jueves en Londres para presentar el nuevo plan estratégico 2015-2017, el consejero delegado del grupo, Francisco Reynés, ha insistido en que bajo ningún concepto se superará el 5% de adquisición de acciones propias, que "en ningún caso serán amortizadas" y, en cambio, que son una oportunidad para incorporar nuevos activos, citando como ejemplo la línea seguida en la operación con OHL.

El hecho de limitar a este porcentaje la adquisición de títulos espanta cualquier posible amenaza de que alguno de los actuales accionistas, con La Caixa a la cabeza, pudiera llegar a superar el límite del 30% a partir del cual se está obligado a lanzar una opa.

Al contar con un plazo de tres años para encontrar el nuevo aliado, la concesionaria también trabaja con un horizonte en el cual CVC tendrá ya madura su participación (entró en 2010), lo que abre la puerta a todo tipo de posibilidades, ante un eventual movimiento total o parcial del grupo de capital riesgo.

La retribución al accionista sube un 10%

Con un pay out (porcentaje del beneficio que se destina a retribuir al accionista) superior al 70%, la concesionaria ha puesto como cebo para pescar nuevos accionistas un aumento del dividendo en efectivo del 5% anual durante los próximos tres años, a lo que se suman las ampliaciones liberadas de una acción nueva por cada 20 antiguas, cuyo impacto la compañía cifra en otro incremento del 5% anual en la remuneración del accionista, lo que sitúa en un 10% la mejora global para el bolsillo de los ahorradores, sin contar el efecto que tendrá la compra de títulos.

En euros contantes y sonantes, la remuneración al accionista pasará de los actuales 0,66 euros por título a 0,69 euros en 2015; 0,72 euros en 2016 y 0,76 euros en 2017; mientras que las ampliaciones liberadas se mantendrán en el clásico 1x20.

En total, entre 2015 y 2017, Abertis destinará 2.200 millones a remunerar a sus inversores. Lo que también ha dejado claro Reynés es que, a diferencia de lo ocurrido en 2012, cuando la compañía aprovechó la escisión de Saba para repartir un millonario dividendo extraordinario, en los próximos tres años no habrá ningún movimiento de este tipo.

El consejero de Abertis, Isidre Fainé, Francisco Reynés y el presidente, Salvador Alemany. (EFE)
El consejero de Abertis, Isidre Fainé, Francisco Reynés y el presidente, Salvador Alemany. (EFE)

Este apunte cobra especial importancia en el contexto actual, justo cuando la compañía ha decidido sacar a bolsa en el primer semestre del próximo año su división de torres de telecomunicaciones, como ha adelantado El Confidencial. Lejos de utilizar esta inyección para remunerar al accionista, los planes del grupo pasan por aprovecharlo para reducir sus cerca ce 16.000 millones de deuda y financiar nuevos proyectos.

José Aljaro, director general financiero de Abertis, ha sido tajante al afirmar que en los próximos tres años no ve ningún riesgo de que puedan perder su rating actual, que Fitch tiene en BBB+ y St&p, en BBB. Y eso que la compañía negocia actualmente la adquisición de hasta seis concesiones, cuyo valor de empresa conjunto se estima en unos 4.000 millones de euros.

Empresas
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
1 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios