Es noticia
El BCE acepta que la banca use el bono de las autopistas quebradas para financiarse
  1. Empresas
podrán descontarlo en fráncfort

El BCE acepta que la banca use el bono de las autopistas quebradas para financiarse

El organismo presidido por Mario Draghi ha dado luz verde a una consulta de España, aunque todavía está por definir el descuento total que se aplicará al bono

Foto:

Luz verde de Draghi. En respuesta a una consulta de España, el Banco Central Europeo (BCE) ha dado el visto bueno a que la banca pueda descontar en Fráncfort el bono que se creará ad hoc para echar a rodar el conocido como banco malo de autopistas, según ha podido confirmar este medio con fuentes conocedoras de la operación.

Esta es una de las reivindicaciones que había puesto sobre la mesa de negociaciones el sector financiero, deseoso de poder convertir este papel en liquidez. Pero su objetivo se encontraba con el escollo del cerrojazo de Hacienda a conceder el aval del Estado, ya que la máxima de la cartera dirigida por Cristóbal Montoro es mantener a raya las cuentas del Estado y no engordar más el déficit.

Dicho con otras palabras, este bono depende de sí mismo y de sus activos, las autopistas quebradas, para alcanzar la calificación mínima que exige el BCE. Eso sí, cuanta mayor sea la calidad, menor será el descuento que impondrá al organismo presidido por Mario Draghi para obtener financiación, y viceversa.

Conscientes de ello, las entidades siguen negociando los últimos flecos de la estructura de este bono, unas conversiones que alcanzan desde las vías que terminarán formando parte de la nueva sociedad de autopistas hasta la rentabilidad del bono y las expectativas de tráfico sobre las cuales se hace todo el diseño de este instrumento.

El nombramiento de Rafael Catalá, hasta ahora secretario de Estado de Infraestructuras, como nuevo ministro de Justicia ha retrasado el cierre de los últimos flecos del bono, cuyos grandes rasgos son un plazo de 30 años, con una rentabilidad de al menos el 4%, donde el Gobierno garantiza un 1,8% y confía a los peajes el resto en un ejercicio que algunas fuentes tachan de excesivamente optimista, porque consideran muy difíciles de ver los escenarios de tráfico futuros sobre los que se ha diseñado el instrumento.

La mezcla final de todos estos elementos terminará definiendo la calidad del bono y el descuento que le aplicará el BCE para poder beneficiarse de su liquidez. No obstante, actualmente se especula con que la entidad dirigida por Mario Draghi rebaje todavía más los estándares para dar oxígeno a Chipre y Grecia, algo que jugaría en favor de los intereses de las entidades españolas en este bono.

La nueva sociedad pública de autopistas aglutina a las vías que han tenido que recurrir al concurso de acreedores: las cuatro radiales de Madrid, la autopista que une la capital con el aeropuerto de Barajas, Madrid-Toledo, Ocaña-la Roda, Cartagena-Vera y la circunvalación de Alicante.

Además, en círculos próximos a las negociaciones se da por hecha la incorporación de Ausur, concesión de Ploder, que siempre se ha resistido a entrar en este banco malo, pero cuya incorporación ayuda a mejorar la calidad de los activos de la nueva sociedad y, por tanto, la calidad del bono que se emita, lo que juega en favor de la liquidez que terminará obteniendo con él la banca.

Las entidades financieras, por su parte, ya han aceptado una quita de la deuda de estas autopistas cercana al 50%, desde el entorno de los 4.600 millones de euros hasta los 2.300.

Rentabilidad Mario Draghi Sector Financiero Autopistas
El redactor recomienda