a través del consejo de la competitividad

Pedro Sánchez pide cita con los 'jefes' del Ibex para que tiendan puentes con el PSOE

El nuevo secretario general del partido socialista ha solicitado una reunión con los grandes empresarios del país para presentarles su plan de actuación.

Foto: El secretario general del PSOE, Pedro Sánchez (EFE)
El secretario general del PSOE, Pedro Sánchez (EFE)

Una vela a Dios y otra al diablo. Pedro Sánchez, nuevo secretario general del partido socialista, se ha dirigido oficialmente a los presidentes de las principales compañías del Ibex para solicitar reunirse con ellos en las próximas semanas, según fuentes próximas al Consejo Empresarial de la Competitividad. El principal objetivo del socialista sería tender puentes con la gran empresa y lavar su imagen más 'populista'. De hecho, ya ha empezado a reconocer en privado sus pecados de principiante, como cuando se equivocó votando en contra del presidente de la Comisión, Jean-Claude Juncker.

El movimiento ha sido bien acogido por los 'jefes' del mundo del dinero. “Este país necesita un PSOE fuerte”, dijo recientemente el presidente de una de las diez mayores empresas del Ibex 35. ¿El motivo? Los empresarios consideran que lo que más le conviene a España es una oposición cohesionada y coherente. 

La intención de la nueva cara visible del PSOE es presentarse a los máximos ejecutivos del Ibex 35 para exponerles su agenda de cara a las elecciones municipales, autonómicas y generales de 2015. O dicho de otro modo: tender puentes con el poder económico, una relación clave para obtener su respaldo con vistas a los comicios del año próximo. “Cuando más ha crecido España es cuando los líderes empresariales y políticos han ido de la mano”, señala este mismo presidente, que pide no ser citado.

Ninguna de las fuentes consultadas de las distintas compañías del Ibex 35 ha querido ampliar la información sobre cómo se desarrollarán estos encuentros con Pedro Sánchez, que este fin de semana tendrá que definir su Ejecutiva Federal en el 38% Congreso Extraordinario del PSOE. No obstante, las empresas reconocen la existencia de una petición oficial por parte del PSOE e incluso de algunas reuniones que ya habrían tenido lugar. 

Otras fuentes sugieren que, con el fin de evitar que ningún ejecutivo se signifique de forma independiente, el puente entre Sánchez y las compañías más importantes del país se haga a través del Consejo Empresarial de la Competitividad, el lobby que agrupa a 18 de las mayores multinacionales españolas. Dicho organismo mantuvo ayer una reunión en la que se debatió este asunto con el fin de organizar el encuentro con el líder del PSOE para después del verano.

 

Pase el ratón por los círculos para ver los miembros del Consejo

 

Desde el CEC, presidido por César Alierta, primer ejecutivo de Telefónica, se explica que este tipo de encuentros forman parte de la actividad normal de la institución, que en lo que va de año ha invitado a otras altas instancias del poder político para dialogar sobre la situación económica. El pasado mes de mayo, los empresarios fueron a la Moncloa a reunirse con Mariano Rajoy para evaluar la mejoría de los indicadores macroeconómicos y mostrarle su apoyo antes de las elecciones europeas.

Sin embargo, la sonrisa que mostraron todos en aquella foto de familia se ha tornado en inquietud tras los resultados del 25-M. “Tenemos gran preocupación porque se están yendo los interlocutores que se consideraban válidos”, indica el máximo responsable de una de las empresas que forman parte del CEC en referencia a la irrupción de Podemos, la agrupación de Pablo Iglesias, y las dimisiones de Alfredo Pérez Rubalcaba y Josep Antoni Duran i Lleida.

Las interlocuciones entre los empresarios y los políticos son muy habituales. Además del lobby en el que se sientan Alierta, Isidoro Álvarez (El Corte Inglés), Emilio Botín (Banco Santander), Ignacio Sánchez Galán (Iberdrola) o Juan Roig (Mercadona), también hay otros, como el Foro Puente Aéreo, que reúne a 34 ejecutivos de primer nivel de Madrid y Barcelona. 

A principios de año, este grupo convocó al entonces al príncipe Felipe, hoy Rey de España, que se citó con una veintena de empresarios en casa de la familia Godó. Con anterioridad, Rubalcaba había inaugurado la nueva sede de Repsol gracias a la invitación de Antonio Brufau, mientras que a la vicepresidenta Soraya Sáenz de Santamaría le rindieron honores en la sala del consejo de administración de Endesa en nombre de la citada organización.

Empresas
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
26 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios