atiram empieza a gestionar algunos hoteles

Los Gaspart llevan el negocio hotelero a una sociedad paralela tras el concurso de Husa

Los Gaspart están trasladado su actividad hotelera a sociedades paralelas, que de manera paulatina está asumiendo su negocio tradicional

Foto: Joan Gaspart. (EFE)
Joan Gaspart. (EFE)

Los Gaspart están trasladado su actividad hotelera a sociedades paralelas, que de manera paulatina están asumiendo su negocio tradicional. Una maniobra societaria que coincide con el concurso de Husa, que hasta ahora era la sociedad principal del grupo y la más conocida.

Lo cierto es que el que fuera presidente de Husa, Joan Gaspart, ha soportado una agonía financiera tan larga que le ha sobrado tiempo para diseñar una salida, una salida como la sociedad Atiram. Esta nueva firma ya está gestionando hoteles como el Husa Barcelona y el Husa Arenas.

Husa presentó concurso de acreedores esta semana con un pasivo de más de 150 millones de euros. Entre los acreedores están el Banco Santander, Catalunya Banc y el ICF, el instituto de crédito público dependiente de la Generalitat.

Los Gaspart también están estructurando sociedades para gestionar otros hoteles que han quedado al margen de la debacle financiera de Husa, como el Husa Oriente de Las Ramblas, el más rentable de la marca, que están llevando José y Guillermo Gaspart, dos de los cinco hijos del hotelero.

Lo cierto es que Joan Gaspart y su familia llevaban tiempo preparándose para hacer frente a esta crisis. A principios de 2003 todos los miembros de la familia salieron del consejo de Husa y ya se crearon divisiones que permitían aislar partes del negocio del núcleo societario más endeudado donde se concentraban los impagos.

Hotel Husa de Tanger. (Husa Hoteles)
Hotel Husa de Tanger. (Husa Hoteles)
Se creó así la división internacional de Husa, que quedó en manos del hijo mayor de Joan Gaspart, Joan Gaspart Bueno, más conocido como Juanón. El plan estratégico de la nueva rama pasaba por impulsar su crecimiento fuera de España. Primero con tres hoteles en Panamá, y otros en Cuba, Lieja, Casablanca, y con aperturas previstas en Venezuela, Marrakech y Berlín.

Juegos de palabras y viejos conocidos

También se constituyó una división de nuevos negocios. Y la familia pasó a otras sociedades como Chain o Atiram. Fuentes cercanas al grupo han explicado que el nombre de Atiram corresponde al palíndromo –palabra escrita al revés– de Marita, por Marita Bueno, la esposa de Joan Gaspart.

Atiram explota la marca Lihsa Hoteles, con lo que en caso de que Husa como marca quedase en manos de los acreedores, los Gaspart podrían seguir dedicándose al negocio. Los paralelismos son tantos que hasta el administrador histórico de Husa, Antonio Cardona, ejerció los cargos de director financiero y director general de Atiram. En este momento la administradora de la sociedad es una de las hijas de Gaspart, María Gaspart Bueno.

El objeto social de Atiram es el mismo que el de Husa. Muchos de sus hoteles incluso llevan todavía la marca Husa. Los responsables son la familia Gaspart, la misma que, previsoramente, dejó el consejo de Husa hace un año.

Pero mientras que Husa arrastra pérdidas, Atiram tienen beneficios. Según la información registral, en 2012 la nueva sociedad de los Gaspart facturó 4 millones, acumulaba 10,8 millones de activos y ganó casi 400.000 euros en ese ejercicio.

 

Empresas
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
2 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios