Es noticia
Menú
Deutsche Bank para los pies a Damm y da vida a Centerbridge en Pescanova
  1. Empresas
la banca extranjera quiere mejorar ofertas

Deutsche Bank para los pies a Damm y da vida a Centerbridge en Pescanova

La banca extranjera, capitaneada por Deutsche Bank, quiere forzar una mejora de la oferta planteada por la cervecera Damm para quedarse con Pescanova

Foto:

La banca extranjera ha parado los pies a Damm y sus aliados en su intento de comprar Pescanova. Deutsche Bank ha exigido que se vuelva a contemplar la oferta de Centerbridge y Blue Crest, en un intento de reducir la quita que se quiere aplicar a la banca acreedora.

Fuentes financieras han explicado que la banca está forzando nuevas negociaciones porque en el fondo de la cuestión ninguna de las dos propuestas satisface plenamente a las entidades financieras acreedoras. La de Damm, junto al fondo KKR, Ergon Capital y Luxempart, reclama una quita del 90%. La de Centerbridge rondaría el 80%, que a la banca tampoco le parece razonable, pero que sería menos lesiva para sus intereses.

La fuerza de los compradores es que ponen dinero fresco, entre 250 y 300 millones de euros, que se consideran vitales para asegurar el futuro de Pescanova. La banca ‘acepta la generosidad’ pero contraataca advirtiendo que su aprobación es indispensable para superar la suspensión de pagos de una empresa que acumula cerca de 3.600 millones de deuda.

KKR ha asumido la interlocución con la banca, en parte para evitar conflictos de intereses, ya que tanto la cervecera catalana como Luxempart forman parte de los antiguos accionistas. En ambos casos, la banca está sometiendo a ambos ofertantes a una segunda ronda para que aclaren las características de la oferta y la banca pueda valorar con todas las consecuencias ambas ofertas. En todo caso, el proceso muestra que la de Centerbridge está viva todavía.

placeholder Factoría de pescanova en la ría de Vigo
Factoría de pescanova en la ría de Vigo

La buena noticia para el conjunto de los acreedores financieros reside ahora en que los bancos extranjeros, que hasta la fecha se habían lavado las manos y habían descontado asumir fuertes pérdidas por los créditos concedidos a Pescanova, vuelven a implicarse en el rescate de la pesquera. La opción alternativa de Centerbridge ha estimulado el interés de las entidades foráneas que han regresado a la mesa de negociación, lo que ha sido muy bien valorado por todas las partes.

Los minoritarios ya agrupan el 2%

Mientras se produce esta negociación, los minoritarios de Pescanova se están agrupando para defender sus derechos y lamentan la “poca transparencia” con que, a su juicio, se están llevando a cabo las conversaciones entre los bancos y los eventuales inversores llamados a convertirse en futuros accionistas.

Alejandro Fernández, portavoz de la agrupación de minoritarios de Pescanova, ha manifestado que este colectivo, que se está constituyendo como asociación, ya agrupa a un 2% del capital del grupo pesquero: “Pero nos negamos a que nos diluyan tanto. Nuestras acciones no pueden valer tan poco como aseguran los nuevos compradores”.

En efecto, la mejor oferta en este sentido, la de Damm y KKR, propone que los actuales accionistas se limitasen al 2% del capital. Eso querría decir que los minoritarios representarían sólo el 1%, “con lo que nos quedaríamos prácticamente sin free-flow en bolsa, lo que impediría a medio plazo que se recuperase el valor”, asegura Alejandro Fernández.

Se sienten discriminados

Los minoritarios se sienten discriminados. No sólo porque no se les da información, sino porque además se les niega el derecho a suscribir la ampliación de capital a la que sí tendrían acceso los antiguos accionistas, como Damm y Luxempart. Los minoritarios han expresado su malestar a la CNMV, que además es administrador concursal, por este motivo.

Igualmente discrepan con la valoración de activos que se hace por parte del administrador concursal. En especial porque consideran que Pesca Chile podría valer 328 millones, según algunas ofertas de grupos extranjeros. Lo que proponen los minoritarios, en esencia, es vender Pesca Chile y utilizar esos fondos para recapitalizar Pescanova, de manera que sus participaciones en el capital de la pesquera no se diluyeran tanto y, por tanto, las pérdidas no fuesen tan cuantiosas para los socios actuales.

La banca extranjera ha parado los pies a Damm y sus aliados en su intento de comprar Pescanova. Deutsche Bank ha exigido que se vuelva a contemplar la oferta de Centerbridge y Blue Crest, en un intento de reducir la quita que se quiere aplicar a la banca acreedora.

Pescanova Centerbridge CNMV
El redactor recomienda