Es noticia
El presidente de YPF saca pecho en la City tras la expropiación de Repsol
  1. Empresas
tras emitir bonos por primera vez en 18 meses

El presidente de YPF saca pecho en la City tras la expropiación de Repsol

YPF, aislada desde el punto de vista financiero desde la expropiación del 51% a Repsol, ha vuelto a tener la confianza de los inversores año y medio después.

Foto: El presidente de la petrolera YPF, Miguel Galuccio. (EFE)
El presidente de la petrolera YPF, Miguel Galuccio. (EFE)

YPF, aislada internacionalmente desde el punto de vista financiero desde la expropiación del 51% del capital a Repsol, ha vuelto a conseguircierto margen de confianza de los inversores año y medio después. La empresa argentina ha colocado entre fondos americanos 150 millones de dólares en bonos al tiempo que su presidente, Miguel Galuccio, se presenta hoy en la City londinense ante más de 500 asistentes en uno de loscongresos más importantes de energíadel mundo.

La petrolera latinoamericanaha conseguido algo que se le había prohibido desde que Cristina Fernández de Kirchner, la presidenta de la República, nacionalizara la participación del grupo español en la empresa petrolera argentina: tener acceso a los mercados. Una fuente de financiación esencial para una compañía que necesita capitalpara poder explotar los numerosos yacimientos que tiene en el país austral. Un dinero que hasta ahora se le había negado por las consecuencias reputacionales y económicas que supuso la toma de control a las bravas de YPF.

El pasado viernes, la compañía presidida por Miguel Galuccio salió a colocar 150 millones de dólares en bonos del grupo energético entre inversores estadounidenses y consiguió una suscripción suficiente para pensar en una segunda emisión a medio plazo. En YPF celebraron la operación porque suponeun paso vital en la normalización de las relaciones de la compañía argentina con los mercados de capitales. Algo que la nueva dirección de la multinacional latinoamericana no había conseguido en los últimos doce meses pese a la ronda de presentaciones o road show que Galuccio hizo en septiembre de 2012 para presentar el Plan de los 100 Días tras la expropiación a Repsol.

El consejero delegado de YPF se vio hace un año con 70 empresas, inversores y fondos de inversión en Los Ángeles, Boston, Nueva York y Londres con escaso éxito. Hoy vuelve a la capital británica con otra hoja de presentación, con unos resultados semestrales crecientes y una subida en bolsa del 40% en lo que va de año. Galuccio interviene en el Oil & Money, uno de los congresos más relevantes en el mundo de la energía (el primero fue en 1980), que este año tratará sobre la revolución del shale gas o gas no convencional en Estados Unidos y su expansión mundial.

Lo más granado del petróleo

En el evento, organizado por Energy Intelligence y The International Herald Tribune, participan como oradores Peter Voser, consejero delegado de Royal Dutch Shell; Greg Leveille, director general de ConocoPhillips; Christophe de Margerie, presidente y consejero delegado de Total; Tim Probert,presidente de Estrategia y Desarrollo Corporativo de Halliburton, y Andrew Gould,presidente de BG Group, un grupo petrolero británico que capitaliza el doble que Repsol. De la empresa española no participa ningún directivo como ponente.

Asimismo, estarán como oradores H.E. Abdalla Salem El-Badri,secretario general de la OPEP, los ministros de energía de Libia y Argelia, representantes de los gobiernos de Qatar y de Kuwait, el consejero delegado de Mubadala Petroleum, el brazo energético del emirato de Abu Dabi, y altos directivos de Morgan Stanley, UBS, Credit Suisse, Bank of America Merrill Lynch y Perella Weinberg.

Los bancos de inversión son uno de los principales objetivos de Galuccio, que presentará su primer año de gestión al frente de YPF y el desarrollo de gas no convencional en Vaca Muerta, el yacimiento cuya confiscación provocó la guerra con Repsol. No se prevé ningún encuentro entre Galuccio y ningún representante del grupo presidido por Antonio Brufau, que sigue agarrado a la vía judicial para conseguir una contraprestación por la incautación del 51% de YPF.

La empresa española reclama 10.500 millones de dólares al Gobierno de Kircher, que apenas le ofrece 1.500 millones por su antigua participación. Tal y como adelantó El Confidencial el pasado 4 de septiembre, Argentina depositó esa cantidad en efectivo en Banco Nación(el banco central del país) en concepto de indemnización provisional a Repsol por la nacionalización del 51% de YPF. Hasta la fecha, la líder del Partido Justicialista tan sólo había hecho una propuesta informal de5.000 millones de dólares basada en la entrega de unos activosque el grupo español rechazó de forma categórica al considerarla "insatisfactoria para los intereses de la compañía".

Repsol Antonio Brufau Noticias de Argentina
El redactor recomienda