SERÁN FINALMENTE MÁS DUROS DE LO ESPERADO

Los test de estrés se adelantan al 8 de julio, en plena colocación de Bankia y Cívica

Los test de estrés de la banca europea se publicarán finalmente antes de lo previsto, el próximo 8 de julio, según ha comunicado el Banco de

Foto: Los test de estrés se adelantan al 8 de julio, en plena colocación de Bankia y Cívica
Los test de estrés se adelantan al 8 de julio, en plena colocación de Bankia y Cívica

Los test de estrés de la banca europea se publicarán finalmente antes de lo previsto, el próximo 8 de julio, según ha comunicado el Banco de España a diversas entidades, justo en plena colocación de Bankia y Banca Cívica en bolsa. Además, serán más duros de lo que se estimaba inicialmente, lo que llevará a que suspendan varias entidades españolas, incluido algún banco.

La EBA (European Banking Authority) anunció a principios de junio el retraso de la publicación de las pruebas porque las entidades habían remitido unos datos basados en unas hipótesis demasiado optimistas y, además, había grandes discrepancias entre países. Posteriormente, se habían barajado las fechas del 21 de julio y, más recientemente, del 13. Pero finalmente serán el 8 según confirman fuentes del sector, salvo que surja algún retraso de última hora que los dejaría para la semana siguiente.

Esta fecha puede interferir seriamente en las salidas a bolsa de los dos grupos de cajas que comenzaron ayer. Por supuesto, si alguno de los dos suspende, tendría muy difícil culminar la operación, o al menos tendría que bajar muchísimo más el precio, según analistas consultados.

Pero incluso aunque aprueben, "si hay un número relevante de entidades españolas que suspende, se suscitará de nuevo una desconfianza generalizada en el sector que dificultará seriamente las salidas a bolsa de Bankia y Cívica, ya que no sobra demanda precisamente", opina uno de estos analistas.

Probables suspensos

Y no sería extraño ver un grupo nutrido de suspensos en el sector financiero español. Tras el aplazamiento de principios de mes, el Banco de España ha endurecido los requisitos de las pruebas en cuanto a la exposición inmobiliaria, como adelantó El Confidencial el 3 de junio. Y la EBA ha introducido nuevos elementos que ponen todavía más difícil llegar al aprobado.

Además de no computar las convertibles -de ahí que BBVA haya acelerado el canje de las suyas-, no se tendrán en cuenta las provisiones genéricas ni las destinadas al riesgo subestándar (crédito que no ha entrado en mora pero tiene muchas probabilidades de hacerlo). Este endurecimiento ha provocado las protestas no sólo de las cajas de ahorros, sino de bancos como Bankinter, que precisamente ha emitido convertibles para cumplir los requisitos de capital del Gobierno español.

Una crítica generalizada es que, frente a estos instrumentos que no computan en el capital, sí lo hacen las ayudas públicas recibidas por las entidades europeas, lo que supone un agravio comparativo a favor de sistemas que han sido nacionalizados casi en su totalidad, como el británico. O, dentro de España, beneficia a las cajas que han recibido FROB frente a los bancos.

Empresas
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios