SÓLO SE SALVARÍAN CONTABILIZANDO LAS INYECCIONES DE DINERO PÚBLICO DEL FROB

Las nuevas normas harán que cajas españolas suspendan los test de estrés

"Hasta la última caja de ahorros aprobará los test de estrés de la UE", afirmó categóricamente el sábado la ministra de Economía, Elena Salgado. Sin embargo,

Foto: Las nuevas normas harán que cajas españolas suspendan los test de estrés
Las nuevas normas harán que cajas españolas suspendan los test de estrés

"Hasta la última caja de ahorros aprobará los test de estrés de la UE", afirmó categóricamente el sábado la ministra de Economía, Elena Salgado. Sin embargo, las cosas no están ni mucho menos tan claras. La forma de calcular el 'core capital' -el capital de mayor calidad, que es lo que medirán estas pruebas- perjudica claramente a la banca española, lo que puede poner en serios apuros a algunos bancos medianos y a las cajas de ahorros.

Hasta ahora, se pensaba que los test de estrés iban a ser un nuevo coladero, como los del año pasado, porque el escenario adverso que contemplan es bastante benigno -lo que ha provocado duras críticas porque lo que tienen que medir estas pruebas es el comportamiento de la banca en escenarios extremos e improbables- y porque el requisito de un 5% de 'core capital' no es demasiado exigente: en España se ha obligado a las entidades a alcanzar el 8% (las cotizadas) o el 10% (las demás), aunque no son cifras comparables porque ese 10% es a cierre de 2010, no es un escenario de mayores pérdidas como el de los test.

Sin embargo, el viernes saltó la sorpresa al conocerse la forma de calcular el 'core capital'. La principal novedad, según un análisis de Ahorro Corporación sobre estas normas-  es que excluirá los bonos obligatoriamente convertibles que los bancos españoles han utilizado masivamente para reforzar su solvencia antes y después de la aprobación del Real Decreto-Ley de recapitalización. Las últimas emisiones han sido las de Pastor y Bankinter, y La Caixa tiene previsto colocar 1.500 millones en estos títulos para reforzar al nuevo CaixaBank.

Esto ya recortará las ratios de capital de nuestras entidades. Pero además, se incluirán algunas de las deducciones del capital que impondrán las nuevas normas de Basilea III pero que no se han tenido en cuenta en los cálculos de capital del Banco de España: las participaciones en entidades financieras y el déficit de provisiones frente a las pérdidas esperadas (en Basilea II ambas deducciones se aplican por el 50% al tier I y por el 50% al tier II).

Finalmente, las minusvalías latentes en instrumentos de renta fija tendrán que deducirse del 'core capital', mientras que actualmente este ajuste solo se hace en los instrumentos de capital (son los llamados ajustes de valoración), lo que reducirá aún más dicha cifra.

El peligro está en las cajas

Con todo ello, las entidades con un negocio puramente nacional pueden tener problemas para aprobar los test, según el citado estudio de Ahoro Corporación, aunque no espera que ninguno los suspenda. El peligro está en las cajas, que no son analizadas por esta firma: si tenemos en cuenta que la mayoría parten de niveles inferiores de capital a los de los bancos, si éstos se quedan con un aprobado raspado (y alguno podría suspender), unas cuantas cajas corren serio peligro de no superar las pruebas.

Según las cifras del Banco de España, las entidades con mayor riesgo son NovaCaixaGalicia, que tiene un 'core capital' del 5,2% en la realidad -no en un escenario estresado-, CatalunyaCaixa (6,5%), Unnim (6,7%) y Bankia (7,1%). Además, hay que considerar ahora a la CAM en solitario, con un capital estimado en el 5,7%. 

Si a estas cifras se restan las convertibles y las deducciones citadas, y luego se aplica el escenario de estrés, aunque no sea muy duro, algunas de ellas pueden quedarse perfectamente por debajo del 5% exigido y dejar en evidencia, una vez más, las palabras del Gobierno sobre la fortaleza del sector financiero español. También será importante el calendario, porque algunas de estas entidades se habrán recapitalizado antes de los test y otras no.

La buena noticia para las cajas es que las ayudas del FROB computarán como 'core capital' en los test de estrés -tanto las nuevas como las ya recibidas el año pasado-, igual que a los efectos del Real Decreto-Ley. Sin eso (las cifras de capital del Banco de España incluyen el FROB), los suspensos serían generalizados.

Empresas
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
6 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios