Sociedades pantalla, facturas falsas y cajas de cartón con ladrillos en el mayor fraude de IVA de España

Era un secreto a voces. En la última edición del SIMO, además de la presentación del último Windows de Microsoft y otros gadgets ultramodernos, también hicieron

Foto: Sociedades pantalla, facturas falsas y cajas de cartón con ladrillos en el mayor fraude de IVA de España
Sociedades pantalla, facturas falsas y cajas de cartón con ladrillos en el mayor fraude de IVA de España
Autor
Tags
    Tiempo de lectura3 min

    Era un secreto a voces. En la última edición del SIMO, además de la presentación del último Windows de Microsoft y otros gadgets ultramodernos, también hicieron acto de presencia ricos empresarios del sector tecnológico con deportivos de lujo y fajos de billetes enroscados con gomas. No era la primera vez que acudían a esta Feria Informática, aunque también es cierto que, en anteriores ocasiones, ni lucían esos coches ni alardeaban de tanto dinero.

    Ayer, cuando todavía no hace un mes de la clausura de la última edición de esta feria, fueron detenidas más de 40 personas en ocho comunidades presuntamente implicadas en una trama que ha defraudado al Fisco más de 400 millones de euros desde 2003 al no pagar el IVA en transacciones de material informático y telefonía móvil. El director general de la Agencia Tributaria, Luis Pedroche, explicó en rueda de prensa que se han llevado a cabo más de 30 registros después de intervenir varias líneas telefónicas. Se trata de “la mayor trama de fraude de IVA descubierta en España”.

    La redada –todavía inconclusa- ha puesto a todo el sector en el ojo del huracán. “Nos están hundiendo”, dice a este diario un directivo de Infinity System, una de las compañías registradas ayer por agentes de la Agencia Tributaria y de Vigilancia Aduanera. Este grupo se encarga de fabricar los conocidos portátiles Airis y es la empresa del sector que más factura en Castilla-La Mancha, con más de 300 millones de euros en 2005.

    Los accionistas son dos hermanos, Fernando y José Vicente Molera Picazo, que comenzaron con una pequeña tienda de software en Guadalajara y ahora son uno de los principales proveedores de portátiles de España. “Iban demasiado rápido”, comenta un antiguo empleado de la empresa.

    Ayer por la tarde, Infinity hizo público un comunicado en el que aseguraba que “ni la empresa ni ningún representante legal de la empresa ha sido imputado o detenido en estas actuaciones”. El malestar es mayúsculo: “Nos han metido en medio de una trama en la que no tenemos nada que ver”, dice el ejecutivo antes citado.

    Pero el nerviosismo vivido ayer en la sede de esta compañía en Guadalajara no fue nada en comparación con lo acontecido en Monzón (Huesca), en el grupo de telecomunicaciones Meflur, donde su presidente, Bernabé Noya, y otras dos personas vinculadas a la empresa fueron detenidas.

    Este grupo se creó en 1996 y tiene unos ochocientos empleados en sus centros de trabajo en España y en el extranjero, se dedica a la telefonía móvil y facturó en 2005 unos 500 millones de euros, lo que la convierte en la principal empresa de Huesca y la séptima de Aragón. Según la agencia Efe, los trabajadores del Grupo Meflur se manifestarán hoy en Monzón en defensa de sus empleos y en apoyo al dueño de la corporación.

    ‘Modus operandi’ de los defraudadores

    Según ha podido saber este diario de fuentes del sector, el modus operandi de las empresas tecnológicas para defraudar a Hacienda es muy variado y va desde la simple compraventa de micropocesadores en el mercado negro a la elaboración de facturas falsas pasando por la puesta en marcha de exportaciones fantasma.

    “Vendes productos fuera de España por los que declares un valor elevado y después reclamas el IVA. Pero esos productos no son tales sino que van en cajas vacías, en las que se ponen ladrillos para que luego, cuando pasen la aduana, pesen lo mismo que el producto en cuestión. Eso sí, el IVA se lo embolsan”, afirma un conocedor de la operativa.

    Otro método, más sofisticado, pasa por la constitución de sociedades pantalla en países europeos. En palabras del director general de la Agencia Tributaria, esta red introducía mercancías exentas de IVA procedentes de otros puntos de la Unión Europea y después derivaba el material a empresas fantasma, en una

    Empresas
    Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
    0 comentarios
    Por FechaMejor Valorados
    Mostrar más comentarios