AHORA MADRID LO HARÁ EN LAS VISTILLAS

Las candidaturas ciudadanas llevarán el ayuntamiento a la calle en sus investiduras

Los alcaldables de las mareas gallegas y candidaturas municipalistas modificarán los protocolos habituales de las investiduras y celebrarán actos en plazas y parques abiertos a la ciudadanía

Foto: Xulio Ferreiro, próximo alcalde de A Coruña, en la plaza María Pita acompañado por dos asesores. (EFE)
Xulio Ferreiro, próximo alcalde de A Coruña, en la plaza María Pita acompañado por dos asesores. (EFE)

Los poderes fácticos, autoridades eclesiásticas o ejército, en los asientos de atrás. Los representantes de la sociedad civil, movimientos sociales y activistas, en las primeras filas. Las investiduras que protagonizarán este sábado los alcaldables de las candidaturas ciudadanas de unidad popular escenificarán cambios estéticos de calado con la pretensión de recalcar su voluntad de gobernar para “los de abajo”.

Ada Colau reservará los lugares preferentes para entidades y cooperativas sociales, así como para afectadas por la hipoteca, mientras que los nuevos alcaldes de A Coruña, Santiago de Compostela y Ferrol (mareas gallegas) prevén una posesión “plural” en la que invitarán a responsables de movimientos sociales. Un gesto simbólico que supone toda una declaración de intenciones para una legislatura en la que pretenden “mandar obedeciendo”. Un paso más allá, el próximo regidor de Ferrol, Jorge Suárez (Ferrol en Común), ha optado por que ninguna autoridad goce de espacio reservado, ni en el salón de plenos ni el de recepciones. Las condiciones de acceso serán iguales para todo el mundo.

En Madrid, el equipo de Manuela Carmena también invitará a activistas sociales que han participado en la articulación e impulso de esta candidatura, así como a familiares y amigos de los futuros concejales, pero no se hará “nada especial” dentro del consistorio, según adelantan. De hecho, la falta de espacio en el salón de plenos obliga a mantener cierta rectitud respecto al número de invitaciones distribuidas por cada grupo municipal.

La particular forma de Ahora Madrid de romper con los formatos clásicos y abrir la investidura a la ciudadanía será llevándola directamente a la calle. Después de tomar posesión de sus cargos, los veinte representantes del grupo municipal se desplazarán al parque de las Vistillas, donde han convocado una 'verbena ciudadana' “para celebrar que ahora todos y todas contamos”. Su objetivo es visibilizar que no entran solos en el ayuntamiento, sino que “con ellos y ellas entramos toda la ciudadanía, pues su cometido es poner las instituciones municipales al servicio del interés común”.

El próximo alcalde de A Coruña, el juez y activista social Xulio Ferreiro, protagonizará un segundo discurso de investidura en la plaza de María Pita, enfrente del ayuntamiento, el mismo lugar en el que hace cuatro años remataban las manifestaciones del 15-M de las que formó parte, junto a varios de los miembros de su equipo de gobierno. Con un tono festivo y de celebración, por el atril de María Pita pasarán también activistas y representantes del mundo de la cultura, siempre con el objetivo de demostrar que “ahora el ayuntamiento está en la calle”.

Ada Colau y Manuela Carmena.
Ada Colau y Manuela Carmena.

Las limitaciones de espacio en el compostelano Pazo de Raxoi, situado en la plaza del Obradoiro, también han llevado al futuro alcalde, Martiño Noriega, a buscar fórmulas alternativas. Después de la investidura se organizará una “comida popular” abierta a la participación de la gente en el parque de Belvís de la ciudad.

La forma elegida por Barcelona en Comú para popularizar aún más la investidura pasa por instalar pantallas gigantes y sillas en la plaza de Sant Jaume, donde se encuentra el consistorio. La futura alcaldesa, Ada Colau, tiene previsto ir a saludar a los barceloneses que acudan a la cita una vez reciba el bastón de mando del alcalde en funciones hasta ese momento, Xavier Trias.

Los representantes de las mareas y las candidaturas de unidad popular pretenden poner en valor “la nueva política” desde el primer minuto. En lo que a performance se refiere no faltarán elementos, pero como se indica en la propia convocatoria de la 'verbena ciudadana' de Ahora Madrid, “nuestro trabajo, el de toda la gente de esta ciudad, será participar activamente y fiscalizar sus acciones (de los representantes políticos) para asegurarnos de que velan por el cumplimiento del programa”.  

Elecciones Municipales y Autonómicas

El redactor recomienda