LOS SOCIALISTAS CONSIDERAN DECEPCIONANTES LOS ENCUENTROS

PSOE y Compromís, lejos de un acuerdo por la Generalitat pese al pacto programático

Entre los socialistas valencianos existe un malestar general con Oltra y la estrategia que está llevando a cabo. Afirman que buscan un pacto de izquierdas, pero no cederán la presidencia a Compromís

Foto: Los candidatos a la Presidencia de la Generalitat del PSPV, Ximo Puig (centro); Compromís, Mónica Oltra; y Podemos, Antonio Montiel. (EFE)
Los candidatos a la Presidencia de la Generalitat del PSPV, Ximo Puig (centro); Compromís, Mónica Oltra; y Podemos, Antonio Montiel. (EFE)

El pacto entre PSOE y Compromís en la Comunitat Valenciana no se acerca pese a las apariencias. Ni el encuentro "casual" entre Ximo Puig y Mònica Oltra, el primero desde las elecciones del 24-M ni el acuerdo programático alcanzado ayer en la comisión de negociación en la que también participa Podemos han desbloqueado el acuerdo que tiene en la presidencia de la Generalitat el elemento clave. 

La reunión en la que se han cerrado los ejes del programa de actuación que deberá aplicar un supuesto Consell apoyado por las tres fuerzas políticas –que suman mayoría en Les Corts frente a PP y Ciudadanos– ha puesto fin a lo que algunos consideraban imprescindible (el acuerdo en las políticas que aplicar) y otros un teatro (los programas se parecen tanto que resultaría complicado no hacerlo). 

Pero ese acuerdo en un documento no lleva aparejados otros sobre quién debe aplicar ese programa en el Gobierno valenciano ni mucho menos quién debe presidirlo. En este terreno, tanto PSOE como Compromís se mantienen firmes. Los socialistas consideran que ser la fuerza más votada de las tres que componen el tripartito de izquierdas le permite liderar el nuevo Consell, con Puig a la cabeza. Es un objetivo irrenunciable, como repitió este lunes tras la reunión el negociador jefe del PSPV, Ciprià Ciscar.

Ximo Puig: "La Comunidad Valenciana ya ha vivido suficientes espectáculos para que no demos más"

Vídeo: Ximo Puig: "Valencia ya ha vivido suficientes espectáculos

 

Pero Pasqual Mollà, portavoz de Compromís en la negociación y otro histórico de la política valenciana, se encargó de dejar claro que las posiciones están lejos, y no se apartó de la estrategia de Oltra. Y lo hizo sin dejar margen al buenismo político: "Nosotros creemos que el PSOE no está legitimado para liderar el cambio que han votado los valencianos". 

Para Mollà la legitimidad la tiene Compromís, tanto "aritmética como políticamente". Para el líder valencianista, el Gobierno que lideraría su formación tendría un mayor apoyo que el del PSOE, ya que Podemos está con ellos. "Eso son 32 (19+13) diputados frente a los 23 del PSOE", explicó Mollà. Pero, además, aseguró que el PSOE no está legitimado para aplicar las políticas aprobadas, especialmente en las vinculadas a la reivindicación ante Madrid.

"Los ciudadanos no han pedido cambiar el PP por el PSOE como siempre", dijo Mollà, sin explicar que ese cambio sólo ha ocurrido una vez en la Generalitat, y fue en 1995. "El miércoles [día de la próxima reunión de la comisión] pondremos sobre la mesa la propuesta de que Mònica Oltra sea presidenta, dejando un papel importante en el futuro Consell al PSOE, por supuesto, dijo el portavoz de Compromís.

Estas declaraciones causaron sorpresa en Blanqueries, sede del PSPV-PSOE, que las calificó de "decepcionantes". "Ponen en riesgo un acuerdo para un gobierno de coalición en la Generalitat", explicaron fuentes oficiales socialistas. Este mismo interlocutor aseguró que desde el entorno de Ximo Puig consideran que Compromís no ha hecho ningún acercamiento real ni ninguna concesión que permitan pensar en un acuerdo.

Fuentes del PSOE aseguran que pese al malestar con la candidata de Compromís, Puig agotará todas las opciones para lograr un pacto de izquierdas

El PSPV ha puesto límite a las negociaciones. Pese a que este jueves sólo se constituyen Les Corts y no es hasta el 7 de julio cuando acaba el plazo real para formalizar candidaturas en una primera ronda, los socialistas quieren que el acuerdo se cierre antes del viernes. Al menos un principio del mismo, algo que ahora mismo parece muy lejano. 

La alternativa para el PSOE, sin embargo, es complicada, puesto que su carta de tentar a Ciudadanos para un gobierno en minoría se antoja imposible. Este mismo lunes Ciudadanos, a través de su secretario de organización Fran Hervías, ofreció su apoyo a Puig a cambio de reconsiderar el del PSOE al "nacionalista Joan Ribó en el Ayuntamiento de Valencia". El PSOE rechazó esta opción. 

Un Consell de independientes 

El PSOE está dispuesto a llegar a la sesión de investidura de Puig sólo con el apoyo de Ciudadanos –que tras un episodio rocambolesco de este fin de semana sí mantiene su disposición al diálogo con los socialistas– y la abstención del PP para después gobernar en solitario. De ser así, Puig optaría por nombrar un Consell de independientes, "sin nadie del PSOE" en el gobierno. 

"Se elegirían consellers de reconocido prestigio en sus ámbitos, desde personas de la universidad a la empresa o el sindicalismo, y empezaríamos a gobernar", explicaron las mismas fuentes. Ximo Puig, de hecho, ha insistido esta mañana en que el acuerdo, sea cual sea, debe estar cerrado para el viernes y no esperar a julio, como apunta la estrategia de Oltra. Incluso llegan a insinuar que, de no conseguirse un escenario de gobernabilidad, estarían dispuestos a forzar nuevas elecciones. 

Otras fuentes del PSOE aseguran que pese al malestar generalizado con la candidata de Compromís, Puig agotará todas las opciones para lograr un pacto de izquierdas. "Pero lo que no va a ocurrir es que se ceda la presidencia", explican. 

Elecciones Municipales y Autonómicas
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
3 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios