este viernes se abre el plazo de presentación de avales

Sánchez será el rival de Rajoy porque las primarias del PSOE quedarán 'desiertas'

Este viernes se abre oficialmente el plazo de presentación de avales de los candidatos a las primarias del PSOE, que deberían celebrarse el próximo 26 de julio

Foto: El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy (d), escucha la intervención del líder del PSOE, Pedro Sánchez. (EFE)
El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy (d), escucha la intervención del líder del PSOE, Pedro Sánchez. (EFE)

Este viernes se abre oficialmente el plazo de presentación de avales de los candidatos a las primarias del PSOE, que deberían celebrarse el próximo 26 de julio y que, sin embargo, quedarán muy probablemente desiertas por falta de competencia. El secretario general del partido, Pedro Sánchez, es el único que ha formalizado su candidatura, y todas las fuentes socialistas consultadas dan por hecho que ningún otro aspirante dará un paso al frente para disputarle a aquél la carrera hacia la presidencia del Gobierno.

Desde el viernes y hasta el próximo día 16, los potenciales rivales de Sánchez pueden presentar los avales necesarios para formalizar su candidatura: alrededor de 10.000 por cabeza, es decir, el 5% de los militantes del partido. Sólo los aspirantes que reúnan esa cifra de apoyos podrán participar en las primarias. Sánchez también deberá hacerlo, pero nadie duda de que el secretario general del partido pasará ese trámite sin mayores apuros.

La presidenta andaluza en funciones, Susana Díaz, que durante varios meses alimentó con calculada ambigüedad la hipótesis de que disputaría las primarias a Sánchez, ha desechado definitivamente esa opción porque el calendario juega en su contra. Ni en la peor de sus pesadillas podía imaginar la baronesa andaluza que, casi dos meses y medio después de las elecciones autonómicas, seguiría enfrascada en buscar apoyos para su investidura; eso sin contar con su avanzado estado de gestación, que casi hará coincidir el nacimiento de su primer hijo con la fecha de las primarias.

Susana Díaz, presidenta en funciones de la Junta de Andalucía. (EFE)
Susana Díaz, presidenta en funciones de la Junta de Andalucía. (EFE)

Cuando el Comité Federal del PSOE, el máximo órgano ordinario del partido, aprobó el pasado mes de septiembre que las primarias para elegir al candidato a La Moncloa se celebrarían el próximo 26 de julio, pocos imaginaban que Sánchez llegaría a esa fecha sin ningún rival en el horizonte. No es que su liderazgo interno esté plenamente consolidado, pero sí es cierto que las recientes elecciones del 24-M han acallado, al menos por ahora, las voces críticas.

El PSOE perdió casi 700.000 votos en esos comicios, pero, paradójicamente, el partido está ahora en condiciones de hacerse con el poder en media docena de comunidades autónomas gracias a la fragmentación del voto, que ha arrebatado al PP todas sus mayorías absolutas y ha abierto la puerta de par en par a un amplio abanico de pactos postelectorales, sobre todo en la izquierda. Si el escenario hubiera sido otro y el PSOE no tuviera hoy opciones de recuperar poder territorial, probablemente el horizonte de las primarias sería muy distinto al actual.

"Con humildad, responsabilidad y mucha ilusión"

Pero lo cierto es que, desde que el 1 de junio se abrió el plazo de presentación de candidaturas, sólo Sánchez ha dado un paso al frente. Lo hizo, formalmente, ante el Comité Federal del partido reunido el pasado sábado en Madrid, cuando anunció "con humildad, con responsabilidad y con ilusión, con mucha ilusión, que tengo decidido concurrir a las primarias para ser el próximo presidente del Gobierno". Los cerca de 200 dirigentes socialistas presentes acogieron sus palabras con un prolongado aplauso, que fue interpretado como el mejor aval para sus aspiraciones.

Un destacado miembro de la Ejecutiva socialista muy cercano a Sánchez, consultado por El Confidencial, dio ayer prácticamente por hecho que no surgirá otro candidato a las primarias distinto al secretario general, lo cual significa que ese proceso de elecciones internas será innecesario y no se llegará a la votación del 26 de julio. Es cierto que siempre existe la posibilidad de que a última hora surja algún outsider que desafíe la candidatura de Sánchez, pero sus posibilidades de éxito, sin el apoyo del aparato del partido o de alguna federación poderosa, serían prácticamente nulas.

Según el calendario de primarias aprobado por la dirección socialista, la proclamación definitiva de candidatos, una vez concluido el plazo de presentación de avales, tendrá lugar el próximo día 21. Si todo transcurre hasta entonces según los cálculos de la Ejecutiva del partido, Sánchez se convertirá ese día, oficialmente, en el rival de Mariano Rajoy para las elecciones generales del próximo otoño. 

Elecciones Municipales y Autonómicas

El redactor recomienda