pablo iglesias y manuela carmena, por separado

Podemos y Ahora Madrid marcarán distancias en la noche electoral

La formación política liderada por Pablo Iglesias y el "partido instrumental" del que es candidata Manuela Carmena no compartirán escenario tras conocerse los resultados del domingo

Foto: Pablo Iglesias en un mitin de apoyo a la candidata de Ahora Madrid, Manuela Carmena. (EFE)
Pablo Iglesias en un mitin de apoyo a la candidata de Ahora Madrid, Manuela Carmena. (EFE)

Pablo Iglesias y Manuela Carmena no se verán las caras durante la noche electoral del domingo. Tampoco los seguidores de Podemos y Ahora Madrid. Los primeros seguirán los resultados en la plaza Reina Sofía, el mismo enclave en el que se mostraron ante la prensa los flamentes eurodiputados de la formación tras las elecciones europeas, mientras que los segundos lo harán en la Cuesta de Moyano. La glorieta de Atocha será la línea divisoria entre ambos.

[Consulta los resultados electorales en tu comunidad y municipio]

La dirección de Podemos seguirá la jornada electoral y el recuento del domingo en la sede de Uatae, en la calle General Palanca, para luego desplazarse a la plaza del Reina Sofía e intervenir ante los medios de comunicación y los simpatizantes que se acerquen al lugar para celebrar los resultados. Por su parte, los candidatos de Ahora Madrid han optado por compartir toda la jornada junto a sus simpatizantes ante una pantalla gigante instalada en la calle, donde también aprovecharán para ofrecer declaraciones a los medios una vez conocidos los resultados.

La candidata a la alcaldía de Madrid, Manuela Carmena, volvió a marcar distancias ayer con Podemos, durante una entrevista a El Confidencial, en la que aseguró que se sentía “distanciada de todos los partidos, también de Podemos”. Asimismo, la número uno de Ahora Madrid reiteró que no dejará que la cúpula nacional de Podemos intente marcar las líneas sobre posibles pactos poselectorales, ya que para ello “abriremos una consulta”.

Acto electoral de Manuela Carmena. (EFE)
Acto electoral de Manuela Carmena. (EFE)

La número uno de la candidatura municipalista explicó que “nosotros preferimos hablar de líneas rojas que de pactos, y estas son dos: no formar gobierno con ninguna persona que haya tenido que ver con la corrupción, promoviéndola o aprovechándose de ella, y que tengan claro que es necesario trabajar por un Madrid que rompa la brecha de la desigualdad entre personas y barrios”. Con todo, calificó a Pablo Iglesias como "una persona buena" e "inteligente".

Las diferencias entre ambos proyectos políticos son notables, tanto en lo organizativo como en lo estratégico y político, si bien comparten un objetivo común. En las últimas semanas, Podemos ha reforzado su asociación con estas candidaturas municipalistas (cambiando incluso la agenda de campaña), a pesar de no contar con un gran peso orgánico en ellas y de haber rechazado la confluencia en un principio. Un cortejo que no acabará calando, al menos, durante la noche electoral, y escenifica la autonomía de las candidaturas de unidad popular frente a la dirección de los partidos que la arropan. 

La filosofía quincemayista impregna a estas candidaturas, que apuestan por la horizontalidad y su configuración en movimiento partido, con un destacado peso de la ciudadanía. En cambio, Podemos aboga por una estructura más vertical, con una dirección rígida que marca la toma de decisiones y la hoja de ruta. En definitiva, se confronta por un lado el modelo de movimiento-partido, aunque con líderes, frente al de partido a secas, con dirigentes.

Elecciones Municipales y Autonómicas

El redactor recomienda