Es noticia
Menú
El candidato de Ciudadanos en Almería está imputado por delito societario
  1. Elecciones Municipales y Autonómicas
MIGUEL CAZORLA FUE DENUNCIADO POR SUS EXSOCIOS

El candidato de Ciudadanos en Almería está imputado por delito societario

La demanda afirma que el político almeriense “en beneficio propio” y “con abuso de las funciones propias de su cargo” dispuso “fraudulentamente” de bienes de una sociedad

Foto: Miguel Cazorla, en una imagen de 2012. (EFE)
Miguel Cazorla, en una imagen de 2012. (EFE)

Miguel Cazorla, candidato a la Alcaldía de Almería por Ciudadanos, está imputado por un delito societario y tendrá que declarar ante la Audiencia Provincial almeriense en octubre de 2015, según el auto del Juzgado de Instrucción número 1 de Almería con fecha 27 de marzo de 2014 al que ha tenido acceso El Confidencial.

Cazorla, economista de profesión, no sólo está encausadopor delito societario. Su imputación también es por apropiación indebida y falsedad en documento mercantil en su etapa como presidente de la sociedad Agricultores Ecológicos de Almería entre el año 2003 y octubre de 2010. La demanda especifica que el político almeriense “en beneficio propio” y “con abuso de las funciones propias de su cargo” dispuso “fraudulentamente” de bienes de la sociedad, “causando directamente un perjuicio económicamente evaluable al resto de los socios”.

Según el auto, existen cargos o gastos que pagó Agricultores Ecológicos “sin justificación ni autorización alguna”, como un viaje a Argentina por un valor de 3.000 euros. “Se desconoce el destino de 2.199 euros, no se aportan facturas relativas a este importe”, indica el escrito judicial, que también abunda en otros gastos en supermercados y en el catering de una fiesta.

En la declaración como imputado ante el juez del 25 de enero de 2012 reconocía que conocía los hechos que se le imputaban. También admitió que tenía varios procedimientos contra la sociedad y los socios por “falta de pago de las facturas de género que ha entregado a la sociedad”. Cazorla, en conversación telefónica con este diario, negó haber recibido “ninguna notificación” sobre el auto. “No tengo ninguna notificación. Absolutamente nada. Esto es la de Dios… No me he quedado con dinero de nadie ni nada de nada. Yo no sé de donde se ha filtrado ni cuál es la intención, pero yo sólo he trabajado honradamente. Todo es una trama y ya se sabrá en su momento”, señaló el alcaldable de Ciudadanos.

Cazorla precisó que sus antiguos socios le deben 1,8 millones de euros. “Todo es una falsedad. En los nueve años que estuve en esa sociedad no cobré ni un céntimo. Me costó el dinero estar ahí. Los que se quedaron han llevado a la empresa a un concurso de acreedores después de irme. Yo la dejé con 700.000 euros de beneficios. Ya advertí lo que harían con la empresa”, relató en declaraciones a este diario. En 2011 declaró a El Confidencial que la crisis del pepino le había “arruinado”.

El candidato a la Alcaldía de Almería por Ciudadanos, amante de la Semana Santa de su ciudad (fue hermano mayor de la Hermandad del Silencio), calificó de “impoluta” su trayectoria empresarial. “Lo único que he hecho ha sido dar trabajo a cientos de personas. Lo que han hecho esas personas ha sido quedarse con el pan de mis hijos”, destacó el representante de Albert Rivera, tras reconocer que es propietario de las sociedades Rambla Santos y Melimar, como aparecen en el Registro Mercantil. Entre ambas cuenta con una plantilla de 60 empleados, según precisó.

Impulsor de un “pacto contra la corrupción”

placeholder Pinche para leer el correo electrónico.
Pinche para leer el correo electrónico.

Miguel Cazorla envió el 18 de diciembre de 2014 un correo electrónico en el que anunciaba la presentación en las instituciones del pacto contra la corrupción en Almería y expresaba su compromiso de “expulsar inmediatamente de la vida política a cualquier persona que se vea salpicada por la sospecha fundada de haber incurrido en una conducta ilícita o irregular”. También indicaba que era necesaria la separación del imputado del cargo público.

“Somos ante todo un partido político que queremos regenerar la vida política de esta provincia, de esta ciudad de Almería y de esta nación que es España. Pero hacerlo con propuestas serias y factibles, sin populismos pero con responsabilidad y coherencia”, indicó el candidato almeriense. En el punto número cuatro del documento de afiliación a Ciudadanos en Almería.que se adjunta aquí,se les pregunta a los militantes si el aspirante a ser miembro del partido habría realizado “alguna declaración o acto público que pudiera ser contrario al ideario de C’s o ser utilizado en su perjuicio en el futuro”. “Esto no es corrupción política y a Ciudadanos le da exactamente igual”, resaltó Cazorla.

El alcaldable se siente pata negra del partido. Lo demostró enviando un mensaje a través de WhatsApp en el que invitados a la I Convención Nacional de alcaldables de Ciudadanos “con mucha ilusión y entusiasmo apostaban por el cambio”. “¡Almería pide cambio!”. Y lo firmaba así: “Un abrazo, Miguel Cazorla”.

Exconcejal independiente con el PP

El representante de Ciudadanos no es un desconocido de la política. Ya fue concejal delegado del Área de Desarrollo Económico Empleo y Turismo del Ayuntamiento de Almería en la coalición formada en 2007 entre el PP y el GIAL (Grupo Independiente por Almería), un partido de ideología de derechas fundado en 2002 por el expopular Juan Francisco Megino. En su etapa de edil abrió los refugios de la Guerra Civil en Almería. Fue denunciado por el PSOE por prevaricación y daños contra el patrimonio. La Audiencia Provincial de Almería ordenó el sobreseimiento de las actuaciones.

Ya elegido en proceso de primarias candidato a la Alcaldía de Almería, fue acusado de un presunto delito de apropiación indebida. Por este motivo abandonó, de modo provisional, sus responsabilidades políticas hasta el fallo de la Audiencia Provincial que en resolución judicial del 15 de enero de este año absolvió a Cazorla de todos los cargos que se le imputaban.

Denuncias en Sevilla y Málaga

Al caso de Cazorla se le aúnan denuncias de irregularidades en la composición de las listas municipales en provincias andaluzas como Sevilla. “Los problemas organizativos comienzan a producirse cuando el número de afiliados empieza a crecer exponencialmente por el tirón mediático del líder del partido a nivel nacional, observándose una serie de actuaciones contrarias a lo que Ciudadanos dice en su ideario”, denuncian a este diarios críticos de Ciudadanos en Sevilla.

“Existe falta de información al afiliado, no se convocan asambleas ordinarias en el plazo estatutario de 2 meses, se convoca a los afiliados a reuniones informativas con menos de 48 horas de antelación y se silencian por la vía de los hechos las voces discordantes”, insisten estas fuentes, que añaden: “El proceso de primarias no ha sido limpio, transparente y democrático existiendo numerosas irregularidades como la no existencia de censo de electores a fecha de convocatoria de las primarias, voto a través de internet sin garantías de los resultados, problemas de acceso de numerosos afiliados a la zona web de votación, retraso en el proceso de primarias para que algunos que hoy son candidatos tuvieran más de 6 meses de afiliación, excepciones por la Junta Directiva del requisito de 6 meses de afiliación para determinadas personas sin informar a afiliados y de forma discriminatoria”.

En Málaga una veintena de representantes de la Plataforma de Garantías Ciudadanas con afectados y marginados de C's en toda la provincia se reunió el pasado miércoles en la sede del Partido Andalucista. Hubo crítica contra la gestión interna de Juan Cassá, el coordinador de Málaga y aspirante a la Alcaldía. Luis Medina, de Ciudadanos en Torremolinos, denunció la “opacidad” por parte de la Coordinadora sobre el funcionamiento de la Junta Directiva de Málaga. El candidato de Vélez-Málaga, Juan de Dios Segura, fue expulsado del partido tras la publicación deEl Confidencialdeuna sentencia de la Audiencia Nacional que le condenaba.

Miguel Cazorla, candidato a la Alcaldía de Almería por Ciudadanos, está imputado por un delito societario y tendrá que declarar ante la Audiencia Provincial almeriense en octubre de 2015, según el auto del Juzgado de Instrucción número 1 de Almería con fecha 27 de marzo de 2014 al que ha tenido acceso El Confidencial.

Ciudadanos Almería
El redactor recomienda