TRAS EL BATACAZO DEL 10-N

De Rufián a Vox: reacciones políticas a la dimisión de Albert Rivera

Amigos, compañeros y rivales políticos han valorado el adiós del presidente de Ciudadanos a la vida pública, tras los malos resultados del 10-N. Agradecimientos, críticas y reproches...

Foto: El presidente de Ciudadanos, Albert Rivera, durante su comparecencia este lunes en la sede del partido, en Madrid, en la que ha anunciado su dimisión. (EFE)
El presidente de Ciudadanos, Albert Rivera, durante su comparecencia este lunes en la sede del partido, en Madrid, en la que ha anunciado su dimisión. (EFE)

Rivera ha dicho adiós a la política. Tras la debacle —de 57 escaños a 10— del partido que hasta hoy presidía, el líder naranja ha anunciado que se marcha de la vida pública "por responsabilidad" y que renuncia a recoger su acta de diputado.

Y los que han sido sus rivales —algunos por más años que otros— durante su etapa como dirigente público no han tardado en reaccionar a esta despedida. Pablo Casado, presidente del Partido Popular y el principal obstáculo de Rivera en la pugna por adueñarse del centro-derecha— ha lamentado, a través de Twitter, la decisión del catalán, al que ha definido como "un gran político y un patriota que ha defendido la libertad y la concordia donde más difícil era".

"Siempre ha tenido toda mi consideración y afecto; le deseo todo lo mejor para el futuro", ha rematado el popular.

Juanma Moreno, presidente de la Junta de Andalucía tras el apoyo de Ciudadanos, ha agradecido la "lealtad" de "una persona comprometida con la defensa de la unidad de España, que siempre ha trabajado con honestidad para mejorar nuestro país".

Antiguos y actuales 'ciudadanos'

Las reacciones al adiós del líder de Ciudadanos también han venido por boca de excompañeros. Toni Roldán —el que fuera uno de los responsables económicos de la formación, que abandonó tras la derechización impulsada por Rivera— le ha calificado como "un líder excepcional, un luchador incansable que logró algo que nadie había conseguido antes: articular un gran centro político en España", algo que, recuerda, ya dijo en su despedida.

"Ha pagado sus errores y le honra marcharse ahora. Merece todo mi respeto y reconocimiento", ha expuesto Roldán, quien, horas antes, durante la noche electoral, recordaba la "irresponsabilidad" que supuso, en su opinión, el veto al PSOE tras el 28-A, una de las causas de su abandono de las filas naranjas. "Qué lejos aquellos 180 escaños que pudieron transformar España".

Valoraciones también de los que se quedan en el partido. Edmundo Bal, uno de los mediáticos 'fichajes naranjas' impulsados por Rivera, le prometía: "Amigo mío, te juro que lo voy a dar todo por mi país y que vas a estar orgulloso de mí".

"España pierde un gran político", indicaba Toni Cantó a través de su Twitter. "Ha dado una lección de responsabilidad y honestidad política", añadía. "Gracias por tu compromiso y entrega personal", apuntaba Jordi Cañas, eurodiputado de Cs.

Luis Garicano —eurodiputado y gurú económico del partido aunque afín al sector crítico con la ejecutiva— también se ha pronunciado. "Se va como el caballero que es", ha escrito en Twitter, además de alabar el "maravilloso discurso final" de su ya excompañero de filas. "Nadie en los 40 años de democracia se ha ido así".

Marta Bosquet, presidenta del parlamento andaluz tras el pacto de Ciudadanos con el PP-A de Moreno y diputada regional, agradecía al hasta hoy cabeza de su partido el "gran legado" que deja en la formación.

Entrevistado en La Sexta, Manuel Valls —concejal en el Ayuntamiento de Barcelona desde 2019, con una relación 'de tira y afloja' con Cs— ha alabado "la responsabilidad, la emotividad y la dignidad" con las que Albert Rivera ha puesto fin a su etapa política.

Preguntado por un posible sucesor —o sucesora—, ha calificado a Inés Arrimadas como "una persona fantástica", aunque avisa: "El problema no es solo de personas".

En el PSOE

Desde las siglas socialistas, opiniones variadas: Óscar Puente, alcalde de Valladolid, definía a Rivera como "el mayor irresponsable de este país; un ególatra patológico que ya ha pasado a la historia por su torpeza".

Más conciliador se mostraba el exdiputado Eduardo Madina —secretario general del Grupo Parlamentario entre 2009 y 2014—, quien le deseaba suerte y le agradecía "el ejemplo dado hoy".

En rueda de prensa, preguntado por el asunto, el actual ministro de Fomento en funciones, José Luis Ábalos, ha asegurado que "asistimos a la práctica disolución de Ciudadanos", un "declive" que atribuye "a los pactos con la extrema derecha"; un destino que también augura para el PP "de no romper sus acuerdos" con los ultras.

Rufián, Vox y silencio morado

"En mi opinión, Rivera no deja la política hoy. La política le dejó a él hace años", ha escrito en su Twitter Gabriel Rufián. "Durante 11 años le hemos oído desear cosas horribles a compañeros, compañeras, a amigos y amigas. Nosotros no lo haremos. Que le vaya bien", concluía el portavoz de Esquerra Republicana.

Javier Ortega-Smith, secretario general de Vox, preguntado por los periodistas —"¿se sienten responsables por la dimisión de Rivera?"— pocos minutos después de la noticia, eludía la pregunta: "Nos sentimos responsables de haberle devuelto la ilusión a millones de españoles". Por lo demás, silencio entre las filas de la que ya es tercera fuerza en el Congreso.

Evasivas en Vox, silencio en Podemos, disparidad entre los socialistas, "gratitud" en Ciudadanos y "reconocimiento" entre las filas populares

También mutismo en el entorno morado, casi mayoritario. Alberto Garzón, coordinador federal de Izquierda Unida, sí se ha referido al adiós de Rivera. "Su estrategia se estudiará en las universidades como la peor posible", ha expresado en una rueda de prensa. "Es responsable del auge de la extrema derecha por sus discursos incendiarios, su soberbia y sus malas decisiones".

Ramón Espinarexsenador de Podemos y diputado regional en la X Legislatura de la Asamblea de Madrid; hoy desvinculado del partido— definía al presidente de Ciudadanos como "una 'rara avis'".

"Es, seguramente, el político que más me ha hecho revolverme en mi silla escuchándole hablar", apuntaba. "Tengo una mala opinión política sobre él y, quizá por eso, me sorprende una salida impecable. Sin dejar morir o pudrirse su liderazgo, asume el fracaso y se larga".

Elecciones Generales

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
41 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios