COLAU PRESIONA PARA QUE NO SE DIVIDA EL VOTO

Errejón sopesa la lista por Barcelona con el dilema de llegar al 5% y no restar a Colau

El interés de Más País por presentarse en esta circunscripción tiene que ver con lograr su objetivo de sumar el 5% del total de votos para garantizarse grupo propio en el Congreso

Foto: Íñigo Errejón, junto a la alcaldesa de Barcelona, Ada Colau, durante un mitin en las elecciones generales del 26-J. (EFE)
Íñigo Errejón, junto a la alcaldesa de Barcelona, Ada Colau, durante un mitin en las elecciones generales del 26-J. (EFE)

El gran dilema de la plataforma Más País que lidera Íñigo Errejón tiene que ver con presentarse o no en la circunscripción de Barcelona, donde se reparten 32 escaños y en los pasados comicios se concentró casi el 12% de los votos totales en las elecciones generales. Además de las opciones de obtener representación, el interés de Más País por presentarse en esta circunscripción también tiene que ver con lograr su objetivo de sumar el 5% del total de votos en las elecciones para asegurarse grupo parlamentario propio en el Congreso de los Diputados. Y es que para alcanzar este objetivo debe obtener un mínimo de cinco escaños y el 5% de los votos totales. El otro requisito, que se reconoce como inalcanzable, sería obtener un mínimo del 15% de los votos en las circunscripciones en las que se presente o 15 diputados.

Errejón sopesa la lista por Barcelona con el dilema de llegar al 5% y no restar a Colau

Madrid, donde el cabeza de lista será Íñigo Errejón, y Barcelona son por tanto dos plazas centrales para Más País. Sin embargo, tanto Podemos como los 'comuns' le han cerrado el paso en Cataluña al reeditar su confluencia. Asimismo, los de Ada Colau presionan para que no se presente, aduciendo que su candidatura solo contribuiría a dividir el voto del espacio a la izquierda del PSOE perjudicando así los intereses del bloque progresista. Si bien Errejón ya ha mostrado sus intenciones de convertirse en un actor que compita contra Podemos tanto en las grandes circunscripciones como en las medianas, donde se repartan a partir de siete escaños e incluso seis, mantiene dudas en Cataluña por su afinidad con los 'comuns' y porque podría trabar alianzas con ellos en el medio plazo.

Las presiones de Catalunya en Comú son fuertes y Errejón no quiere dinamitar los puentes con quienes ve como potenciales aliados, pese a que en esta ocasión repetirán su alianza con Podemos. La mayoría de los 'comuns' que durante su etapa en Podemos eran afines al que fuera número dos de los morados también se oponen a esta operación, dejándolo sin figuras relevantes para confeccionar una lista electoral. Desde Equo aseguran que los acuerdos con Errejón en otros territorios no incluyen una lista por Barcelona y tampoco se contempla que ocurra en Vizacaya, ni Badajoz, ni Baleares.

Esta misma semana, el exportavoz de los 'comuns' en el Congreso Xavier Domènech criticaba públicamente la candidatura del líder de Más Madrid, con quien siempre tuvo cercanía: "No sé qué aporta en estos momentos un salto a la política estatal", cuestionaba durante un entrevista televisiva, para concluir que "fragmentar más el espacio político progresista y del cambio, si hubiera algún momento, no sé si es este".

Tanto su entorno como los aliados territoriales con los que se presentará el 10-N presionan en la dirección opuesta, defendiendo la necesidad de presentarse en Barcelona, sin ni siquiera descartar Tarragona, para conseguir su objetivo de contar con un grupo parlamentario propio en el Congreso. De lo contrario, integrarse en el Grupo Mixto les restaría recursos, visibilidad y capacidad de influencia política. Calculan que para alcanzar el 5% de los votos, además de Madrid y circunscripciones como Valencia, Alicante, Zaragoza o Baleares, la clave está en Barcelona.

La cesión de diputados a otras formaciones cercanas para que cumplan los requisitos necesarios de cara a conformar grupo propio y luego retornen a su bancada es una práctica habitual. Se trataría en este caso de una opción intermedia entre los 'comuns' y Más País para que estos últimos tuviesen más opciones de cumplir su objetivo de tener grupo en el Congreso, sin que para ello den la batalla electoral en Cataluña fragmentando el voto progresista y rompiendo puentes con la formación liderada por Ada Colau.

Para justificar la decisión en uno u otro sentido, Errejón ya adelantó durante el lanzamiento de su candidatura este miércoles que se había constituido un comité electoral para determinar, según las encuestas que manejan, en qué lugares presentarse y en cuáles no. Se presentarían, según dijo, solamente allí donde su presencia no restase representación al espacio progresista, por la distribución de la ley electoral. Con todo, en circunscripciones como Zaragoza, uno de los escenarios más probables es que tanto Unidas Podemos como Más País en alianza con la Chunta se queden sin representación. Si la plataforma de confluencia liderada por Íñigo Errejón le 'roba' poco más de un cuarto de sus apoyos —20.000 de los 77.000 apoyos que obtuvo—, Unidas Podemos perdería su escaño. La alianza de Errejón, CHA y Equo tampoco lograría obtenerlo en este caso, necesitando quedarse con casi la totalidad de los votos morados, siendo así el principal beneficiado, atendiendo a los resultados del 28-A, Ciudadanos, que conseguiría sumar un segundo escaño.

Las circunscripciones donde ya se ha confirmado la presencia de Más Madrid son la madrileña, las tres valencianas, Zaragoza y, una vez ratificado el acuerdo con Equo este viernes, a ellas se sumarán Málaga, Sevilla, Asturias y Murcia. Al mismo tiempo se negocia con Nueva Canarias, En Marea en Galicia y también con Coalición por Melilla. Con estos últimos hay muchas posibilidades, según confirman desde el entorno de Errejón, y con ellos esperan conseguir el único escaño en juego en esta circunscripción y que estuvieron a punto de obtener el pasado 28-A.

Elecciones Generales

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios