ALIANZAS POSELECTORALES

Podemos aspira a llevar el hipotético pacto con Sánchez a municipios y comunidades

La ejecutiva ha convocado para el próximo lunes una reunión del Consejo Ciudadano Estatal, el máximo órgano de dirección del partido, de cara a debatir los distintos escenarios abiertos

Foto: El candidato de Unidas Podemos, Pablo Iglesias (c), junto al coordinador federal de IU, Alberto Garzón (i), durante su comparecencia en la noche electoral. (EFE)
El candidato de Unidas Podemos, Pablo Iglesias (c), junto al coordinador federal de IU, Alberto Garzón (i), durante su comparecencia en la noche electoral. (EFE)

Pablo Iglesias ya dejaba la pelota en el tejado de Pedro Sánchez durante la noche electoral, defendiendo la necesidad de formar un Gobierno de coalición progresista con los socialistas que tuviese en cuenta una de las claves electorales, que "España es plurinacional", dijo, en clara alusión a PNV y ERC. El apoyo de los nacionalistas vascos y la abstención de los republicanos catalanes serían imprescindibles para sacar adelante la investidura. La ejecutiva del partido analizó en la tarde de este lunes los escenarios que se abren, con la vista puesta en que el hipotético pacto de gobierno se traslade también a los municipios y comunidades autónomas, después de las elecciones del próximo 26 de mayo.

La irrupción de la campaña electoral de las municipales, autonómicas y europeas enturbia las negociaciones, que, según vaticinaba el propio Iglesias tras telefonear a Pedro Sánchez, tanto para felicitarle por los resultados como para tenderle la mano de cara a explorar un Gobierno conjunto, serán largas y se llevarán con discreción. Tanto es así que las negociaciones serían multinivel y no acabarían de encarrilarse hasta que se conozca el nuevo mapa de la gobernabilidad en todas las instituciones. La vicepresidenta, Carmen Calvo, afirmaba también que lo más probable será que no haya Gobierno hasta después del 26-M.

Frente a las intenciones manifestadas desde el PSOE de gobernar en solitario, fuentes cercanas a la dirección del partido liderado por Pablo Iglesias defienden la necesidad de un Gobierno "estable" y, para ello, "habrá que hacer pactos entre fuerzas políticas diferentes". Pactos que, según insisten estas mismas fuentes, no se limitan solo al Gobierno de España sino también a las comunidades autónomas y municipios. "España dice que hay que ponerse de acuerdo y que haya gobiernos multicolor", concluyen.

El proceso de negociaciones para la Generalitat valenciana, donde han vuelto a sumar PSPV, Compromís y Unidas Podemos, ofrecerá algunas claves. La formación morada, que firmó el pacto de Botànic en la anterior legislatura, pero sin entrar a formar parte del Consell, apuesta ahora por tener presencia en el Gobierno autonómico. Ximo Puig ya se mostraba dispuesto este lunes a dar cabida a todas las sensibilidades, anunciando que el pacto de progreso tendrá "tonalidades diferentes" al dar cabida a Podemos, pero sin variar su rumbo. Un movimiento rápido, con las cartas boca arriba, que marca terreno frente a posibles injerencias de las direcciones estatales de los partidos, subrayando también que "lo fundamental es un Gobierno que genere estabilidad para que no haya ninguna situación de inestabilidad".

Podemos aspira a llevar el hipotético pacto con Sánchez a municipios y comunidades

El único cogobierno en una comunidad entre PSOE y Podemos es el de Castilla-La Mancha. Una excepción con la que se pretende acabar después del 26-M avanzando hacia gobiernos multicolor. Con todo, la autonomía de los barones socialistas dificulta que unos hipotéticos pactos puedan vincularse a otros. En el caso de Cataluña, sobre todo en el ámbito municipal de Barcelona, ha vuelto a irrumpir con fuerza entre los 'comuns' la alternativa del 'tripartit' junto a republicanos y socialistas, una alternativa con resistencias en PSC y ERC que parecen insalvables y que ya se intentó explorar en el pasado.

"Después de las elecciones autonómicas y municipales, nuestro objetivo político es que se empiece a normalizar una vía de gobierno a través de la fórmula de coalición en ayuntamientos y comunidades autónomas", aseguraba ya Pablo Iglesias en su libro de conversaciones con el periodista Enric Juliana, 'Nudo España' (Arpa), extendiendo el pacto progresista de gobierno con el PSOE a todos los niveles institucionales. Entonces, al igual que ahora, ya advertía de que no todos en su partido apoyarían esta vía, además de ciertos poderes fácticos "nostálgicos" del bipartidismo.

La hoja de ruta del partido mira de reojo al modelo portugués de coalición progresista. Y sus ocho meses como socios prioritarios del Gobierno de Sánchez, mediando para sacar adelante la moción de censura, primero, y llegando a un acuerdo presupuestario, después, fueron una experiencia que ahora allana el terreno, pese a las resistencias iniciales que está mostrando Ferraz. El futuro político de Pablo Iglesias, que aunque superó las bajas expectativas en las elecciones perderá 25 escaños, pasando de los 67 actuales —sin Compromís— a 42 diputados, dependerá de que logre formar parte del Gobierno.

En la reunión de la ejecutiva de Podemos de este lunes, también se decidió convocar para la próxima semana al Consejo Ciudadano Estatal, el máximo órgano de dirección del partido entre asambleas. El objetivo será realizar "un análisis global de la situación política resultado de las elecciones generales y compartir información para afrontar las elecciones europeas, autonómicas y municipales". A este órgano se invitará también a los diputados electos que no forman parte de la dirección, "para así extender el debate a toda la organización". La dirección de Podemos pretende que este Consejo Ciudadano Estatal "sirva como impulso justo antes del inicio de la campaña electoral de las elecciones municipales, autonómicas y europeas, en que la formación política va a dedicar buena parte de sus esfuerzos durante las próximas semanas".

En la valoración de urgencia de los resultados realizada por el comité electoral de Izquierda Unida tras conocerse los resultados, se asegura que IU, "como socio de la coalición [Unidas Podemos], abrirá, si es necesario, un proceso de debate, en sus órganos, con sus militantes y simpatizantes, para discutir las posibilidades de los distintos escenarios para nuestro país". Con todo, se evita entrar en hipótesis sobre pactos de gobierno, constatando que "el escenario está muy abierto y no es el momento de la especulación".

Elecciones Generales

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
7 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios