INTERVENCIÓN EN EL COMITÉ FEDERAL

Sánchez: con un Gobierno del PSOE "nunca se producirá la independencia de Cataluña"

El presidente repasa ante los suyos los avances de su Ejecutivo y remarca, de cara al 28-A, que su partido es el "baluarte de la estabilidad" frente las derechas y los soberanistas

Foto: Pedro Sánchez, flanqueado por Cristina Narbona y Adriana Lastra, este 17 de marzo en el comité federal. (EFE)
Pedro Sánchez, flanqueado por Cristina Narbona y Adriana Lastra, este 17 de marzo en el comité federal. (EFE)

El punto clave del comité federal del PSOE de este 17 de marzo, el último antes de las elecciones generales del 28 de abril, no era la intervención de Pedro Sánchez. Ni parece que él pretendió que lo fuera. La atención se desplazó a las listas que finalmente quedaron ratificadas por unanimidad, aunque sin el voto de Susana Díaz y los suyos, irritados por la depuración de sus fieles en las cuatro provincias en las que no hubo acuerdo. El presidente, en su intervención ante el máximo órgano del partido, hizo un repaso de la labor de su Gobierno en estos nueve meses y presentó al PSOE como el "baluarte de la estabilidad" del país, la "única esperanza de la razón frente a la irracionalidad".

Sánchez sí se detuvo más que en otras ocasiones en Cataluña, al calor de la manifestación independentista de ayer sábado en Madrid. Y en ese terreno quiso lanzar un mensaje de firmeza. "Con un Gobierno del PSOE nunca se va a producir la independencia de Cataluña", proclamó. "Convivencia siempre, independencia nunca".

[Consulte aquí en PDF la intervención de Pedro Sánchez ante el comité federal del PSOE de este domingo]

El presidente quiso quitarse una vez más la losa que cargan sobre sus espaldas la "derecha de tres siglas", PP, Ciudadanos y Vox, que siempre habla de "unos supuestos pactos con el independentismo catalán que nunca existieron" y que se ha comportado de manera "desleal" con el Estado, al utilizar el "agravio territorial" para combatir al Gobierno. El Gobierno "siempre defendió el diálogo dentro de la legalidad. Dentro de la Constitución, todo. Fuera de la Constitución, nada", y así fue "desde la oposición" y así "es y será" desde el Ejecutivo.

"El independentismo vivía mejor con un Gobierno del PP. Bien lo saben sus elementos más ultras", los que buscan "enquistar" la crisis catalana, dice


Es más, Sánchez insistió en que "el independentismo vivía mejor con un Gobierno del PP". "Bien lo saben sus elementos más ultras. Aquellos que quieren enquistar la crisis catalana. Quienes buscan dividir a los catalanes. El independentismo gobierna contra los catalanes. Contra todos los catalanes". El presidente entonces garantizó que "nunca" se producirá la secesión de Cataluña con un Gabinete socialista. De modo que la "única vía" para resolver el conflicto es la que marca la Carta Magna, diálogo dentro de la Constitución, y punto. "Somos un Gobierno constitucionalista que cumplirá y hará cumplir siempre la Constitución", aseveró, remarcando su línea roja en este arranque de campaña y que, ciertamente, no ha cambiado en estos meses, aunque el patinazo del relator, luego corregido, hizo tambalear el discurso.

La misma democracia

El jefe del Ejecutivo también respondió de manera directa a la marcha soberanista de este sábado en la capital. "España es una de las democracias más avanzadas del mundo. La democracia que garantiza la libertad de manifestación, como la de ayer en Madrid, es la misma que juzga a los políticos que quiebran la legalidad", y que lo hace en el Tribunal Supremo, en el juicio que se sigue contra los líderes del 'procés'.

El jefe del Ejecutivo presume de "sentido de Estado" con Cataluña en el Gobierno y en la oposición. "Lecciones de constitucionalismo, ni una", insiste

Sánchez recalcó que el PSOE "nunca se ha movido del mismo sitio". Así, cuando no estaba en la Moncloa, hizo una "oposición con sentido de Estado". Mismo "sentido de Estado" que aplicó desde el Gobierno. "Otros no pueden decir lo mismo. A este partido, el único que queda en pie con todas las siglas de los firmaron la Constitución en 1978, lecciones de constitucionalismo, ni una. A este partido, que se ha dejado vidas en la lucha contra el terrorismo y por las libertades en el País Vasco, lecciones de constitucionalismo ni una. Al PSOE, que ha sido leal desde la oposición y desde el Gobierno con el Estado, con su soberanía nacional y con su integridad territorial, lecciones de constitucionalismo ni una", aseguró con firmeza durante su largo y algo desapasionado discurso.

Sánchez: con un Gobierno del PSOE "nunca se producirá la independencia de Cataluña"

En ese contexto volvió a hacer referencia al "cordón sanitario" que ha impuesto Ciudadanos al PSOE. Reiteró que ese veto no se lo ponen los naranjas a la dirigencia y a las bases del partido, sino también a los millones de ciudadanos que alguna vez votaron las siglas del puño y la rosa en estos 40 años. Frente a la versión "excluyente" de la sociedad que tienen las "tres caras de la misma derecha", el PSOE defiende una España en la que quepan "todos" los ciudadanos, y no aquella en la que caben "los tres de la plaza de Colón" (PP, Cs y Vox). Así que el 28-A, culminó, solo hay dos "caminos", el de la España que quiere avanzar o aquella que busca retroceder.

Como hiciera este sábado en un mitin en Madrid, el presidente señaló que el PSOE debe aspirar a representar tanto aquellos que salen a las calles (los mayores, las mujeres el 8-M, los jóvenes que marcharon el viernes a favor de la lucha contra el cambio climático) como a aquellos que "hablan con sus silencios", como las mujeres víctimas de la violencia machista o los niños que padecen pobreza infantil. "España es un país gigante, en el que tenemos que caber todos. En el que, de hecho, cabemos todos y todas", arguyó.

El "tren" no se parará

Sánchez hizo un balance en positivo de sus nueve meses en la Moncloa. El 28-A ha de servir para que se retomen las tareas pendientes, como la derogación de la 'ley mordaza', la reforma educativa o la legalización de la eutanasia. El "tren" al que se subió el PSOE con la moción de censura y que con el PP en el poder estaba "en vía muerta", se puso en marcha rápidamente y no ha "parado" en este tiempo. "Hoy os quiero decir, con toda convicción, que ese tren no se va a parar: va a seguir cruzando estaciones hasta el último minuto. La primera parada será el 28 de abril, para ganar y gobernar España. Y la segunda parada, el 26 de mayo, para ganar y gobernar la España municipal y autonómica y que la voz de los progresistas españoles se escuche con más fuerza que nunca en Bruselas". Los socialistas se plantean así este ciclo electoral como una contienda a doble vuelta.

"Salimos a ganar el 28-A. No a ganar por ganar, sino a ganar para hacer", para "transformar España, para que España avance y nadie se quede atrás", avisa

El líder socialista defendió la hoja de servicios en estos nueve meses, "con 84 diputados", y "a pesar de los obstáculos de la derecha". Un balance en verde con el que el PSOE puede acudir a las elecciones "con la cabeza muy alta". "¿Os imagináis lo que podemos hacer con una mayoría sólida si dependemos de nuestras propias fuerzas en el próximo Congreso?".

Sánchez: con un Gobierno del PSOE "nunca se producirá la independencia de Cataluña"

También como ocurriera ayer, Sánchez apeló a la movilización, "para que nadie se quede en casa". "Ese es el eje de toda la campaña de la derecha: desmovilizar al adversario —alertó—. La única oportunidad que tiene la derecha es la abstención. Las urnas vacías significarán el 28 de abril involución. Las urnas llenas, progreso, esperanza y un futuro mejor".

Los socialistas, prosiguió, han de decir a los ciudadanos —especialmente a jóvenes, mujeres y mayores, núcleos de votantes claves para el partido— que el PSOE es el "único baluarte de estabilidad", "la única esperanza de la razón frente a la irracionalidad que crece no sólo aquí, sino en todo el continente". El presidente animó a sus compañeros a salir "a ganar" el 28-A. "Pero no a ganar por ganar. Salimos a ganar para hacer", para "transformar España", "para que España avance, no retroceda, y nadie se quede atrás". Sánchez reivindicó que el PSOE sí tiene "un proyecto de país para España", que se define por lo que "propone y hace" y que tiene como santo y seña la política "útil", la que "deja huella" y no "cicatrices".

Elecciones Generales

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
46 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios