alonso, tercer ministro en funciones que deja el gobierno

El Gobierno de los biministros

La inminente salida de Alfonso Alonso deja al equipo de Rajoy con varios ministros a cargo de dos carteras. La interinidad del Gobierno impide hacer nuevos nombramientos

Foto: Una de las últimas fotos de familia de Mariano Rajoy y sus ministros, con las únicas ausencias de José Manuel García-Margallo y Jorge Fernández Díaz. (EFE)
Una de las últimas fotos de familia de Mariano Rajoy y sus ministros, con las únicas ausencias de José Manuel García-Margallo y Jorge Fernández Díaz. (EFE)

Ya son tres los ministros en funciones que ha perdido Mariano Rajoy. El hasta ahora titular de Sanidad, Alfonso Alonso, ha anunciado que será el candidato del PP a las elecciones del País Vasco el próximo mes de septiembre. El dirigente vasco había tomado las riendas de la cartera tras la dimisión de Ana Mato y ahora vuelve a su tierra natal para torear en una de las plazas más difíciles para el PP.

La cartera de Alonso en Sanidad la asumirá la actual ministra de Empleo y Seguridad Social, Fátima Báñez, después de que los confirmara el Boletín Oficial del Estado (BOE). El real decreto por el que se dispone que Bañez se haga cargo de los asuntos ordinarios del Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad es consecuencia de la incompatibilidad de simultanear este cargo con el de la candidatura a lehendakari.

El descabezamiento del Ministerio de Sanidad se une al de Industria y al de Fomento. Tras la dimisión de José Manuel Soria por los papeles de Panamá, Luis de Guindos, titular de Economía, asumió las funciones del dirigente canario ese mismo día.

Los exministros Ana Mato y José Manuel Soria. (EFE)
Los exministros Ana Mato y José Manuel Soria. (EFE)

Meses después, Rajoy sacó a Ana Pastor de Fomento para ponerla al frente del Congreso y fue entonces Rafael Catalá, ministro de Justicia, quien se quedó con su cartera. Cabe recordar que antes de ser ministro había ocupado la secretaría de Estado de Planificación e Infraestruturas, por lo que Fomento no es una empresa que le resulte ajena. En este caso, la decisión no se conoció hasta un día después.

¿Por qué no nombrar un sustituto? El estado de interinidad en el que se encuentra anclado el Gobierno impide por ley que el presidente Rajoy pueda nombrar a otra persona hasta que no se forme un nuevo Ejecutivo. Al estar en funciones, todos los miembros del Gobierno se encuentran oficialmente cesados.

La salida de Alonso se suma al ya de por sí mermado equipo de Gobierno de Mariano Rajoy. En este momento, los trece ministerios existentes están distribuidos entre los diez ministros que todavía quedan. Tras ganar las elecciones generales en 2011, Rajoy nombró a un total de trece ministros. El presidente, poco amigo de los cambios, vio como poco a poco el equipo que había diseñado se fue deshilachando por cambios y dimisiones: José Ignacio Wert, Alberto Ruiz Gallardón, Miguel Arias Cañete... De la primera foto de familia en las escalinatas de La Moncloa tan solo quedan siete ministros.

Goteo de salidas durante la legislatura

El primer nombre que abandonó el Gobierno fue Miguel Arias Cañete, por entonces ministro de Agricultura. El presidente le pidió encabezar la lista para las elecciones europeas de mayo de 2014, una cita electoral en la que los populares ganaron con más del 26% de los votos. Actualmente Arias Cañete es comisario de Energía y Medio Ambiente en la Comisión Europea. Su silla en el Consejo de Ministros ahora la ocupa quien fuera su 'número dos' en Agricultura, Isabel García Tejerina.

En septiembre, Alberto Ruiz-Gallardón presentó su dimisión después de la retirada de la reforma de la Ley del Aborto que impulsó su departamento. La salida de Gallardón fue la primera gran crisis interna a la que se tuvo que enfrentar el actual Gobierno.

El exministro de Justicia, Alberto Ruíz-Gallardón. (EFE)
El exministro de Justicia, Alberto Ruíz-Gallardón. (EFE)

Tan solo un mes después, la trama Gürtel se llevó por delante a Ana Mato. Su implicación en la trama de corrupción y la cuestionada gestión de la crisis del Ébola forzaron a Mato a presentar su renuncia tras ser señalada por el juez Pablo Ruz, por entonces instructor de la causa. A pesar de haber desaparecido de la primera línea política, la polémica exministra se pondrá en septiembre al frente de la Universidad Europea, un proyecto impulsado por los populares europeos y al que llega apadrinada por el eurodiputado Esteban González Pons.

El siguiente nombre en engrosar la lista de salidas fue José Ignacio Wert. El extitular de Educación fue uno de los ministros peor valorados de todo el Gobierno y su reforma educativa puso en pie de guerra a gran parte de los sindicatos, estudiantes y profesores. En junio de 2015, Wert fue nombrado embajador de España ante la OCDE, un puesto para el que tuvo que trasladarse a París, donde reside desde entonces.

Elecciones Generales

El redactor recomienda