Es noticia
Menú
Garzón convoca otra vez a las bases para un pacto con Iglesias, al que pide 8-12 escaños
  1. Elecciones Generales
RUMBO A LA REPETICIÓN DE LAS ELECCIONES GENERALES

Garzón convoca otra vez a las bases para un pacto con Iglesias, al que pide 8-12 escaños

La segunda consulta a militantes y simpatizantes se hará en los próximos días, cuando se acote algo más el acuerdo con Podemos. IU se hace fuerte y concreta los puestos de salida que quiere

Foto: Alberto Garzón, a su llegada este sábado 7 de mayo al consejo político federal de Izquierda Unida. (EFE)
Alberto Garzón, a su llegada este sábado 7 de mayo al consejo político federal de Izquierda Unida. (EFE)

Izquierda Unida preguntará a sus bases por segunda vez sobre la alianza con Podemos. Y demanda a la formación morada "entre 8 y 12 diputados en puestos de salida" en las listas electorales del 26-J.

Son las dos novedades sustanciales que incorporó el consejo político federal de IU -su máximo órgano de dirección, que componen más de 200 miembros-, reunido este sábado, y a propuesta de Alberto Garzón, para apaciguar así a los sectores críticos y también a aquellos dirigentes de su cuerda que entendían que un segundo referéndum le valdría para reforzarse y dejaría perfectamente claro el terreno de juego.

La resolución final [aquí en PDF] fue aprobada por 105 votos a favor (91,30%), uno en contra y 9 abstenciones. En ella se dice que se emplaza al secretario de Organización, Adolfo Barrena, y responsable directo de las conversaciones con el partido de Pablo Iglesias, a que "continúe haciendo el seguimiento de las negociaciones y que convoque una nueva consulta a la militancia en cuanto considere oportuno y en el plazo correspondiente". No hará falta que se reúna ningún órgano de dirección más -la presidencia federal, el órgano intermedio-, y se convocará, previsiblemente, para que se celebre en dos días. Se baraja como posible el 10 y 11 de mayo, coincidiendo con la programada por Podemos. El plazo legal para el registro de las coaliciones electorales termina el viernes 13, y la cúpula de IU no descarta que, pese a las respectivas consultas, las negociaciones se estiren hasta esa fecha.

La coalición entre Podemos e IU está cada vez más cerca

El equipo de Garzón ha cambiado en varias ocasiones de criterio respecto a la posibilidad de un segundo referéndum. Esta pasada semana barajó esa opción. Pero cuando vio el resultado de la consulta celebrada entre el 2 y el 4 de mayo, que se saldó con un aplastante sí, del 84,3%, a una alianza con Podemos, cerró esa puerta, porque consideraba que los militantes y simpatizantes habían avalado con holgura la apuesta de la dirección. "La mejor consulta será el 26-J en las urnas", señaló el jueves Barrena ante los periodistas. En las horas siguientes, los colaboradores de Garzón fueron reculándose y abriéndose a la vía de una segunda consulta.

[Consulta la resolución final del consejo político en PDF]

"Muy razonable que la militancia" hable

El diputado, en la resolución que llevaba bajo el brazo para el consejo, tenía escrito que sería la presidencia federal la que valorase "la oportunidad de celebrar una nueva consulta a la militancia". Al final la habrá, sin medias tintas y sin subterfugios, y así lo aceptó Garzón tras escuchar a sus compañeros durante la reunión. El sector afín a Cayo Lara, agrupado bajo la ponencia de la XI Asamblea 'IU sí, con más fuerza', así como Izquierda Abierta -el partido liderado por Gaspar Llamazares-, exigían un segundo referéndum para cuando se conociese el contenido concreto del acuerdo. Aunque al portavoz parlamentario de Izquierda Unida-Unidad Popular también le acabó convenciendo que parte de los suyos aprobase la idea.

La dirección había mantenido una posición cambiante acerca de la necesidad de un segundo plebiscito. Al final se convocará sin pasar por otro órgano

Garzón, en declaraciones a los medios tras el consejo político, subrayaba que nunca había "descartado" la consulta, porque es "muy razonable que la militancia tenga la última palabra", y ensalzó que ha sido el procedimiento "más democrático" de la historia de IU sobre la formación de una coalición.

Visto el viraje de Garzón, 'IU sí, con más fuerza', grupo encabezado por la eurodiputada Paloma López, retiró su petición de segundo referéndum, después de que la dirección la asumiera. Explicó que daban por "válido" el planteamiento de una consulta que querría que coincidiera con la de Podemos, el 10 y 11 de mayo, para que no "presione la una sobre la otra y estén compensadas". La eurodiputada explicó que su grupo no votó no obstante a favor del texto de Garzón pese a los cambios hechos, porque mantiene "discrepancias" y prefiere conocer los términos exactos de la entente con Podemos antes de posicionarse. Izquierda Abierta también se dio por satisfecha con la convocatoria del nuevo plebiscito para esta próxima semana, según aseguró su candidato a liderar IU, Tasio Oliver.

La otra modificación introducida al calor de la discusión en el consejo hace referencia a las listas. Garzón defendió, a su llegada a la reunión de esta mañana, que IU exige "un sexto" de los diputados de la coalición resultante, habida cuenta de que aporta un cuarto de los votos -la federación obtuvo 923.000 votos el 20-D y Podemos, sin sus confluencias, 3,1 millones-. Después, sus colaboradores señalaron que ese "sexto" se traducía en una decena de candidatos en puestos de salida, ya que a los 42 parlamentarios que obtuvo la formación morada, sin contar con sus marcas blancas en Galicia, Cataluña y Valencia, había que sumar los dos de IU-UP y los 14 de más que habrían obtenido de haberse unido en diciembre. La redacción final concreta la petición y habla de "entre 8 y 12 diputados en puestos de salida".

"Generosidad y altura de miras"

"El presente consejo político federal -indica el texto- considera que la configuración de las listas electorales debe abordarse desde criterios de generosidad y altura de miras ante este momento histórico. Somos conscientes de que los resultados del 20-D muestran una fotografía útil para esta elaboración, y que ello significa que los votos de IU-UP suponen aproximadamente un tercio de los de Podemos como contribución a la coalición. También sabemos que nuestra organización ha realizado un trabajo en los últimos meses que ha sido reconocido en las encuestas y que supone que con toda probabilidad estaríamos en condiciones de tener un mejor resultado que el 20-D. Sin embargo, en aras de demostrar con hechos la generosidad debida y la firme creencia de estar ante un momento histórico, consideramos que una correspondencia en escaños en una relación de un sexto sería una referencia oportuna y suficiente para alcanzar un acuerdo satisfactorio. En términos de escaños y sobre un escenario básico de repetición de resultados del 20-D eso significa una horquilla de entre 8 y 12 diputados/as en puestos de salida".

Pablo Echenique: "Estamos más cerca que nunca de poder cerrar el pacto con IU"

En la mente de los miembros del consejo estaban las declaraciones de Pablo Echenique, secretario de Organización de Podemos e interlocutor de Barrena. El dirigente aseguró que anoche a última hora hizo llegar a su homólogo de IU una oferta consistente en "multiplicar por siete" su representación actual, pasando de 2 a 14 representantes: 9 en el Congreso y 5 en el Senado. Era la "quinta cesión" de la formación morada, que la federación rechazó, dijo, por "insuficiente". Los colaboradores de Garzón indicaron que no les constaba esa propuesta de nueve diputados "en puestos de salida", porque en ese caso el acuerdo estaría "muy cerca".

Echenique cuenta la "quinta cesión" de Podemos: 9 diputados y 5 senadores, pero IU no tenía constancia de que fueran candidatos "en puestos de salida"

Como explicaban fuentes de la federación, la "distorsión" principal, el punto conflictivo, es la ordenación de las candidaturas, la ubicación de los candidatos. Qué considera cada fuerza un "puesto de salida". IU entiende como tal los diputados que salieron elegidos o que podrían haber entrado en el Congreso de haberse producido la coalición el 20-D. Es decir, los que entraron y los que se quedaron cerca sumando las dos fuerzas.

La XI Asamblea Federal de IU no se retrasa

Los críticos perdieron otra guerra, aunque menor vista la expectación que suscitó la cuestión de la alianza Podemos-IU. Es la de la XI Asamblea Federal. 'IU sí, con más fuerza' e Izquierda Abierta querían que se retrasase, se llevara después de las elecciones del 26-J, con el argumento de que ahora toca concentrar todos los esfuerzos en la campaña.

El equipo de Alberto Garzón se negaba, porque creía más conveniente resolver ya las diferencias internas, llegar a las generales con el diputado investido como líder, y también porque el proceso ya está muy maduro.

La resolución planteada por Izquierda Abierta para posponer el cónclave, programado para el 4 y 5 de junio, recibió 29 votos a favor (23,58%), 83 en contra y 11 abstenciones. La XI Asamblea, por tanto, sigue su curso y su calendario. La semana próxima, por ejemplo, concluye el proceso de presentación de las candidaturas a la dirección de IU.

Izquierda Abierta amenaza con retirarse de la carrera. Pero eso se sabrá esta semana. En el proceso de recogida de avales, se quedó por detrás de 'IU sí, con más fuerza'.

Izquierda Unida preguntará a sus bases por segunda vez sobre la alianza con Podemos. Y demanda a la formación morada "entre 8 y 12 diputados en puestos de salida" en las listas electorales del 26-J.

Alberto Garzón Izquierda Unida Pablo Echenique Campañas electorales Cayo Lara Resultados empresariales
El redactor recomienda