desechan la "inviable" propuesta de iglesias

Rivera cierra cualquier puerta a Podemos y ahoga el 'plan a tres' de Pedro Sánchez

La reunión a tres bandas puso de manifiesto la incompatibilidad total entre los dos emergentes. Y Ciudadanos no lo esconde: sus propuestas son inviables y no las asumirán

Foto: El vicesecretario general de Ciudadanos, José Manuel Villegas, durante la rueda de prensa tras la reunión a tres. (EFE)
El vicesecretario general de Ciudadanos, José Manuel Villegas, durante la rueda de prensa tras la reunión a tres. (EFE)

La vía del 199 que tanto perseguía Pedro Sánchez para llegar a La Moncloa con los apoyos directos de Ciudadanos y Podemos se frustró por completo este jueves tras celebrarse la esperada reunión a tres que puso negro sobre blanco lo que ya era una evidencia a todas luces: la hostilidad existente entre los dos partidos emergentes, que no es de ninguna manera reconciliable. Ciudadanos acusa a la formación liderada por Pablo Iglesias de lo mismo que reprochaba esta a los naranjas hasta hace apenas un día: haber dinamitado toda opción de dialogo al tratar de sustituir el documento pactado entre PSOE y C’s por otro completamente distinto que incluye la aceptación del derecho a decidir, además de otros 19 puntos “inasumibles” en su mayoría.

En realidad era una mesa de diálogo que, si no nacía muerta, lo hacía herida de muerte. Los negociadores de la formación naranja -José Manuel Villegas, Miguel Gutiérrez, Juan Carlos Girauta, Luis Garicano y Marta Martín- acudieron a la cita siendo conscientes de la incompatibilidad existente y la enorme dificultad de llegar a algún tipo de entendimiento entre dos partidos que discrepan en los asuntos más capitales desde lo puramente económico al mercado laboral, pasando por las políticas fiscales y la reforma constitucional. Y a pesar de que Ciudadanos aseguró que “leería la propuesta” de Iglesias que recoge el incremento del gasto público en 62.000 millones, la derogación de la LOMCE y la futura conformación de un Gobierno integrado por todas las fuerzas de la izquierda, los dirigentes naranjas saben que jamás habrá un acuerdo entre ambos. “Lo leeremos por cortesía, pero no tardaremos mucho en contestar”, afirman distintos miembros de la cúpula del partido.

Rivera cierra cualquier puerta a Podemos y ahoga el 'plan a tres' de Pedro Sánchez

La situación actual es de una complejidad extrema a solo 22 días de que se cumpla el plazo para que, si no hay un acuerdo de Gobierno, se disuelvan las Cortes y se convoquen nuevas elecciones generales. A partir de ahora, Ciudadanos cierra cualquier puerta a un entendimiento con el partido de Iglesias. La única opción posible para los centristas es que su acuerdo con el PSOE salga adelante. Fuentes internas de la formación siguen creyendo que esa vía es posible si Podemos opta por sumarse ‘in extremis’ al pacto cerrado con el PSOE -habría que mantenerlo prácticamente intacto- para evitar ir a las urnas el 26 de junio. “Si al final ven que o hay elecciones o sigue el PP, tal vez decidan ceder”, asegura uno de los miembros del equipo negociador de Rivera.

Vista general de la reunión de los equipos negociadores del PSOE, Podemos y Ciudadanos. (EFE)
Vista general de la reunión de los equipos negociadores del PSOE, Podemos y Ciudadanos. (EFE)

En ese escenario, la abstención de los 69 diputados de Iglesias sería insuficiente. Además necesitarían el apoyo del PNV y Compromís. La opción idílica para Ciudadanos sería contar con la abstención del PP, algo que en Génova descartan por completo. De manera que, si el acuerdo entre naranjas y socialistas no sale adelante y si Sánchez no rompe definitivamente con Ciudadanos para explorar la endiablada vía de la izquierda, el bloqueo político actual conduce a una nueva votación el último domingo del mes de junio. Algunos dirigentes del grupo de Rivera reconocen en privado tras la celebración del encuentro a tres que los últimos acontecimientos acercan mucho la posibilidad de repetición de elecciones.

La próxima semana, Ciudadanos retomará sus reuniones de trabajo con el PSOE e intentará previsiblemente un nuevo acercamiento a los populares, pese a los reiterados rechazos por parte de Rajoy y los suyos. Los socialistas aseguran que se mantendrán los contactos a tres iniciados este jueves e intentarán buscar una nueva reunión de los equipos negociadores. Cita que en las filas de Rivera descartan por completo. “Nos seguiremos viendo con el PSOE, pero no tenemos ninguna intención de repetir la reunión con Podemos. No hay nada programado y no tenemos nada en mente”, afirman. José Manuel Villegas ya reconoció a principios de esta semana que Ciudadanos “no alargaría de forma absurda” una negociación sin sentido con Podemos.

Rivera cierra cualquier puerta a Podemos y ahoga el 'plan a tres' de Pedro Sánchez

Teniendo en cuenta los plazos parlamentarios y administrativos, en los próximas 15 días será necesario saber si existe realmente un candidato con suficientes apoyos como para someterse a un debate de investidura. De esta manera, en la última semana de abril, el Rey Felipe VI podría realizar la ronda de contactos pertinente con las distintas fuerzas parlamentarias y fijar con Patxi López una fecha para el pleno que, como muy tarde, tendría lugar el sábado 30 (la primera votación) y el lunes 2, la segunda, pocas horas antes de que se produjera la disolución de las Cámaras en caso de no haber acuerdo.

Rivera cumple su guion: lejos de Podemos

Ciudadanos llegó al encuentro con una actitud más pasiva que activa. En la formación naranja lo tenian muy claro: el documento de 66 páginas no sufrirá modificaciones en su esencia. Concretamente, los de Rivera insistieron en que el 90% de las medidas recogidas debería permanecer intacto, por lo que se hacía muy complicado que Podemos tenga margen para introducir alguna de sus propuestas, que es en sí una condición 'sine qua non' para apoyar la investidura del jefe de Ferraz. La postura de los centristas pasaba por "escuchar" la propuesta que Podemos haga con esa hoja de 20 iniciativas, pero de lo que estaban seguros ya antes de comenzar el encuentro fue que no abrirían "en canal" el acuerdo ni irían párrafo por párrafo o linea por linea, como ya explicó el vicesecretario general, José Manuel Villegas.

En la formación de Rivera la única vía que valoran es la de que Podemos se decida a apoyar su acuerdo con los socialistas. "Estamos en eso. En lograr una mayoría para poder llevar a cabo el acuerdo alcanzado fruto de las cesiones y poner en marcha un Gobierno reformista y de progreso con medidas buenas para España", insisten en la formación naranja, que no alargará una negociación que no vaya a ningún lado.

Elecciones Generales

El redactor recomienda