Es noticia
Menú
Garzón logra el control de IU Madrid tras el cierre definitivo de su crisis interna
  1. Elecciones Generales
una nueva victoria interna

Garzón logra el control de IU Madrid tras el cierre definitivo de su crisis interna

Acaba la asamblea constituyente de la nueva federación madrileña, que encabezan Mauricio Valiente y Chus Alonso como coportavoces, ambos próximos al diputado de IU-UP

Foto: Alberto Garzón, con Mauricio Valiente y Chus Alonso, los elegidos coportavoces de la nueva federación de IU Madrid, este 3 de abril. (EFE)
Alberto Garzón, con Mauricio Valiente y Chus Alonso, los elegidos coportavoces de la nueva federación de IU Madrid, este 3 de abril. (EFE)

Casi 10 meses después, IU cierra definitivamente el círculo en Madrid. Entierra una crisis que la desangró interna e institucionalmente y la paralizó políticamente. Ya tiene una nueva federación constituida bajo su manto, Izquierda Unida Madrid, con dos coportavoces al frente, el tercer teniente de alcalde de la capital, Mauricio Valiente, y la regidora del municipio de Ciempozuelos, Chus Alonso. Los dos próximos al previsible nuevo coordinador federal, Alberto Garzón.

Durante todo este fin de semana se celebró la asamblea constituyente de la nueva IU Madrid, en la que se aprobaron los documentos políticos y se eligió a las dos personas encargadas de encabezar el proyecto. Se ponía punto final al proceso que siguió a la 'desfederación', en junio de 2015,de la antigua Izquierda Unida Comunidad de Madrid (IUCM) y la creación de una federación madrileña leal a Olimpo, la sede federal.Valiente y Alonso lideraban la lista favorita al consejo político regional -el CPR-, rotulada Cambiar Madrid y auspiciada por la dirección del Partido Comunista de Madrid (PCM) y su secretario general, Álvaro Aguilera; la corriente Frente Amplio -en la que militaba, antes de su salida de IU, la hoy diputada nacionalTania Sánchez-;el sector del dirigente Alberto Arregui, y a la que sumaron independientes.

1.723 militantes activos y al corriente de pago estaban llamados a participar en la asamblea constituyente, celebrada en la sede de UGT en Madrid, y a votar en urna o bien vía telemática ('online') [aquí el reglamento en PDF]. Todos ellos podían votar de forma directa, y por primera vez, a la nueva dirección regional. La candidatura de Valiente y Alonso obtuvo 533 votos (71,54%) de 745 sufragios válidos, frente a los 145 apoyos (19,47%) conseguidos por la lista capitaneada por la exdiputada regional Lali Vaquero y el activista de la marea blanca José Andrés Llamas, cercanos al exdirigente de IUCM Julián Sánchez-Vizcaíno. La tercera candidatura estaba abanderada por la exparlamentaria autonómica Carmen Villares y Gerardo del Val,antiguo responsable de finanzas de IUCM, y cosechó solo 67 votos (8,99%). Con esos resultados, el nuevo CPR, de 80 personas, quedó compuesto de la siguiente manera: 57 miembros para los de Valiente,16 para Vaquero y siete para Villares [consulta la composición del consejo regional aquí en PDF].

Ahora, en un mes, se reunirá el consejo y propondrá una comisión coordinadora -o sea, una ejecutiva-, que quedará formada por entre 11 y 15 personas, nueve de ellas con carteras muy definidas. Se pretende que sea un equipo de trabajo cuyos miembros serán controlados por el CPR y por un órgano de nueva creación, la asamblea político-social. El CPR se reunirá "al menos cada dos meses", y la asamblea, "al menos dos veces al año". Esta se compone de los integrantes del consejo más un representante elegido por cada agrupación local y los representantes de cada área de elaboración colectiva.

La novedad, los dos coportavoces

Además, una vez al año se reunirá la asamblea, a la que serán llamados todos los militantes (que tendrán voz y voto), con el fin de que la dirección rinda cuentas de su gestión. La comisión coordinadora, cuando se forme, puede ser monocolor o plural, que incluya a dirigentes de las otras dos listas. De cualquier modo, se pretende que IU Madrid camine en la línea de un "movimiento político y social" y no un partido al uso, que es la idea que para toda IU tiene también Garzón.

La lista de Valiente se hace con el 71,54% de los votos de los militantes, seguida de la encabezada por Lali Vaquero (19,47%) y la de Carmen Villares (8,99%)

La principal novedad organizativa, no obstante, es que por primera vez se ha elegido a dos coportavoces, en lugar de un solo coordinador regional. También se suprime la presidencia regional, el órgano de dirección intermedio que se situaba entre la ejecutiva y el CPR. Al menguar este de tamaño, se permite que se reúna más frecuentemente y vigile la gestión de la coordinadora.

El pasado sábado se votaron los documentos políticos defendidos por cada una de las candidaturas. El de Valiente, 'Construir la unidad popular', fue el mayoritario, 258 votos, el 76,78%. Le siguió 'Por la reconstrucción de IUen la Comunidad de Madrid' (56 votos, el 16,67%), de Vaquero y Llamas,y el último,'IU, la izquierda por el encuentro y la unidad' (22 sufragios, el 6,55%), el de Villares y Del Val. Además, el texto organizativo fue apoyado por 173 votos, "más del 70%".

Mauricio Valiente y Chus Alonso, coportavoces de la nueva IU madrileña

Si Valiente se referencia en Garzón, la lista de Vaquero lo hace, a nivel federal, en la 'Declaración de Zamora', que encabeza la eurodiputada Paloma López y que sostiene José Antonio García Rubio, un dirigente de la confianza de Lara. Villares y Del Val pertenecían a la antigua mayoría que gobernaba IUCM, pero no tienen correlato federal. Izquierda Abierta, que sí compite en la XI Asamblea Federal contra Garzón, está muy desdibujada en Madrid y no presentó plancha propia en el proceso regional. Su cabeza visible, Montse Muñoz, coportavoz estatal junto a Gaspar Llamazares, no quiso reafiliarse en la nueva federación madrileña tras el divorcio con IUCM.

"Hemos sido, somos y seremos útiles"

Valiente, tercer teniente de alcalde de Madrid, concejal-presidente de la Junta de Distrito de Chamartín, militante del PCE y abogado, señaló que llega con "una vocación clara de trabajo para organizar a la mayoría social para el cambio", y aunque "no será fácil", él tiene "ánimo de combate". En declaraciones a EFE, el concejal aseguró que IU Madrid está "más fortalecida" y que su reto más inminente es "apoyar la candidatura de Alberto Garzón, porque es lo que necesita el país". Alonso, alcaldesa deCiempozuelos (23.000 habitantes), localidad del sur de la comunidad, hizo un llamamiento a la militancia porque ahora es cuando "comienza el trabajo de IU Madrid", que es "el instrumento para mejorarla sociedad para que la ciudadanía gane".

El nuevo coportavoz subraya que IU Madrid nace "más fortalecida" y el primer reto es "apoyar la candidatura de Alberto Garzón, porque es lo que necesita el país"

Garzón acudió este domingo a la clausura de la asamblea constituyente, igual que el sábado se acercó el coordinador federal saliente, Cayo Lara. El diputado apeló a la "vigencia y construcción continua" de IU tras sus problemas en Madrid y subrayó que es la "alternativa" para las clases populares. "IU se mantiene por su clara tendencia de corregir los errores a nivel interno", algo de lo que "la gente de la calle se está dando cuenta". "Hemos sido, somos y seremos útiles para las clases sociales".

Alberto Garzón apela a la "vigencia y construcción continua" de Izquierda Unida

Una guerra enquistada durante meses

Para Valiente, esta asamblea supone la vuelta a casa definitiva. Él ganó de forma contundente las primarias de IUCM al Ayuntamiento de Madrid, igual que Tania Sánchez se hizo con la candidatura a la Presidencia de la Comunidad de Madrid. Era noviembre de 2014. Pero entonces la organización estaba en plena convulsión por el escándalo de las tarjetas 'black' y la depuración de responsabilidades, con la que presionaba IU federal y a la que se resistía con uñas y dientes la vieja guardia de IUCM, que controlaba el aparato. IU echó incluso a sus portavoces en la capital y en la Asamblea de Madrid, los excoordinadores Ángel Pérez y Gregorio Gordo, pero ambos jamás fueron relevados de sus puestos.

En junio de 2015, IU federal se divorció de la rebelde IUCM, después de una lucha fratricida que arrancó con las tarjetas 'black' y las primarias de Tania Sánchez

El cisma se fue agrandando y la tensión, creciendo. Sánchez anunció su salida de IUCM el 5 de febrero de 2015, tras no poder ganar al aparato regional y vistala oposición de Lara a 'desfederar' IUCM o montar una gestora. Valiente, mientras, continuó con su apuesta por Ahora Madrid, la lista de confluencia de la izquierda de Ganemos y Podemos encabezada por la exjueza Manuela Carmena. IUCM se negó a entrar en la candidatura y prefirió presentar lista propia. Valiente prefirió romper sus vínculos con su organización para sumarse al barco de Carmena. IUCM tuvo que buscar a toda prisa recambio para sus dos cabeceras de cartel. En el ayuntamiento colocó a la concejala Raquel López, próxima a Ángel Pérez, y en la comunidad al poeta Luis García Montero. La dirección federal sí apoyó la candidatura autonómica pero desautorizó la de López y decidió no respaldarla expresamente. En las elecciones del 24-M, IU se quedó fuera de las dos instituciones por primera vez en su historia.

Alberto Garzón: PSOE y Podemos tienen un ojo en las negociaciones y el otro en las elecciones

Ya en junio de 2015, el consejo político federal de IU determinó que no había otra salida más que soltar lastre. Acabar con la irredenta IUCM. Divorciarse de ella. Y era posible porque IUCM tenía personalidad jurídica propia. Así que se desvinculó de ella y propició la creación de una nueva federación. Esta vez sin personalidad jurídica. A partir de entonces, comenzó un proceso de reafiliación que no consiguió repescar a todos los militantes de la antigua IUCM -en teoría, unos 5.000-, y volvieron dirigentes como Valiente y los otros dos concejales de gobierno de la capital, Carlos Sánchez Mato y Yolanda Rodríguez, los dos por cierto en su lista de la asamblea constituyente.La vieja guardia, la que estaba nucleada en torno a los excoordinadores Ángel Pérez y Miguel Reneses, y que había controlado durante décadas la organización, acabó montando su propio partido, Convergencia de la Izquierda, liderado por uno de los pupilos de Reneses, Julián Sánchez Urrea, número dos de la candidatura al ayuntamiento de la capitalel 24-M. Otros militantes abandonaron y otros tardaron en readscribirse, molestos con las formas empleadas por la dirección federal y con Garzón.

Alberto Garzón cree "extraño" que PSOE y Podemos "ahora mismo se vayan a poner de acuerdo"

Lo cierto es que el portavoz parlamentario de IU-UP consigue el control, a través de Valiente, de una federación clave. Mucho más menguada que la extinta IUCM, pero capital para el proyecto federal. Él fue quien abanderó la lucha contra la vieja guardia y la 'limpieza' total del aparato. Ahora,Madrid también cae dentro de su vasto perímetro de influencia.

Lara se distancia más de Garzón y apoya a los impulsores de la 'Declaración de Zamora'

Que Cayo Lara y Alberto Garzón se habían distanciado era un secreto a voces. Sus choques habían ido en aumento en los últimos años, y en los órganos de dirección habían llegado a votar de forma distinta. Precisamente la gestión del incendio en IUCM era uno de los mayores focos de discrepancia. También lo fue la relación con Podemos.

Las diferencias ya son indisimulables. Cuando se presentaron las ponencias políticas para la XI Asamblea Federal, Lara no firmó ninguna de ellas. Ni siquiera la de su más que seguro sucesor, Garzón. En cambio, la mayor parte de su dirección lo hizo, empezando por su secretario de Organización, Adolfo Barrena;el líder del PCE, José Luis Centella, y el coordinador de la federación más grande, la andaluza, Antonio Maíllo. Se pensaba que se mantendría al margen y no haría públicas sus simpatías.

Pero lo hizo. El martes pasado, en un artículo de opinión en 'infoLibre', en el que proclamaba su "orgullo" por pertenecer a IU y anunciabaque había avaladoel documento presentado por los impulsores de la 'Declaración de Zamora', que encabeza la eurodiputada Paloma López y que auspició uno de sus hombres de confianza, José Antonio García Rubio, secretario de Economía y Trabajo de su ejecutiva desde 2008. Garzón le quitó hierro al asunto: vio "sano y natural" que el coordinador saliente apoye otra candidatura distinta a la suya.

Lara acudió este sábado a la asamblea constituyente de IU Madrid, que marcará, según subrayó, "un nuevo tiempo" en la organización. El líder reconoció que la presencia de "un nuevo actor en la izquierda" -o sea, Podemos- y el caso de las tarjetas opacas de Caja Madrid supusieron la "tormenta perfecta" para romper "todo lo positivo" que había conseguido IUCM, que antes de la eclosión del partido de Pablo Iglesias incluso se disputó la segunda plaza con los socialistas en la comunidad.

Garzón fue preguntado este domingo por las conversaciones para formar Gobierno, ante las que mostró su "escepticismo". El diputadoafirmó que PSOE y Podemos están "con un ojo en las negociaciones y otro en las elecciones", y sostuvo que ambas formaciones "no van a hacer lo que no han hecho en tres meses", informa EFE. Un Ejecutivo alternativo al del PP "no se puede conseguir" si Ciudadanos forma parte de ese Gobierno. E IU no votará a favor en ese caso. El partido de Albert Rivera "es de derechas, conservador y, en ciertas cuestiones, más peligroso en economía que el propio Partido Popular".

Casi 10 meses después, IU cierra definitivamente el círculo en Madrid. Entierra una crisis que la desangró interna e institucionalmente y la paralizó políticamente. Ya tiene una nueva federación constituida bajo su manto, Izquierda Unida Madrid, con dos coportavoces al frente, el tercer teniente de alcalde de la capital, Mauricio Valiente, y la regidora del municipio de Ciempozuelos, Chus Alonso. Los dos próximos al previsible nuevo coordinador federal, Alberto Garzón.

Alberto Garzón Izquierda Unida PCE Tania Sánchez Ayuntamiento de Madrid Manuela Carmena Cayo Lara UGT
El redactor recomienda