en un artículo en 'el mundo'

Cayetana Álvarez de Toledo carga contra Rajoy en su 'adiós' como diputada del PP

La aún diputada del PP reconoce que aunque el presidente evitó el rescate y que la economía está dando visos de recuperación, el Gobierno “ha despreciado la política” y “ha desoído todas las alarmas"

Foto:  Cayetana Álvarez de Toledo junto a Mariano Rajoy y José María Aznar en el mes de julio durante el Campus FAES. (Efe)
Cayetana Álvarez de Toledo junto a Mariano Rajoy y José María Aznar en el mes de julio durante el Campus FAES. (Efe)

Al Partido Popular le crecen los enemigos. Y dentro de casa. A poco más de dos meses para las elecciones generales, el baile de nombres para las listas electorales cuenta con una baja, la de Cayetana Álvarez de Toledo. Diputada del PP desde 2008, ha decidido apearse de la carrera hacia La Moncloa y no formar parte de la lista electoral. El motivo, Mariano Rajoy, a quien acusa de despreciar la política y de todos los males que sufre el partido desde hace cuatro años. 

A través de un artículo publicado este miércoles en 'El Mundo', Álvarez de Toledo anuncia que este martes por la noche comunicó al presidente del PP a través de una carta su deseo de “no volver a formar parte de su candidatura”, asegurando no encontrar “argumentos suficientes” para defender la gestión del Gobierno ni para pensar que Rajoy “actuaría de forma distinta a como lo ha hecho hasta ahora”.

Apoya a Aznar y avisa sobre Ciudadanos

La todavía diputada argumenta que la candidatura de Mariano Rajoy carece de liderazgo y considera que la política que se está haciendo en el seno del PP carece de “convicción”, “coraje” y “capacidad de desafío”. Además, y aunque reconoce que el presidente evitó el rescate y que la economía está dando visos de recuperación, sentencia que el Gobierno “ha despreciado la política” y “ha desoído todas las alarmas”, en clara referencia a la debacle del PP no solo en las elecciones andaluzas, sino también en las autonómicas y municipales así como en las catalanas, un argumento que parece compartir con el expresidente del Gobierno José María Aznar. Y va más allá, puesto que considera que el partido también ha hecho oídos sordos "a la irrupción de un poderoso adversario", Ciudadanos, que ni tan siquiera ha logrado que el PP se haya inclinado "a la rectificación". 

El líder de Ciudadanos, Albert Rivera. (EFE)
El líder de Ciudadanos, Albert Rivera. (EFE)

"Desde mayo hemos asistido a la renovación cosmética, a una convención sin propuestas [en la que aseguró que no la dejaron intervenir] y a una campaña catalana errática", critica con extrema dureza, señalando que la gota que ha colmado el vaso de su paciencia es la actitud de Rajoy ante el reto separatista. 

Carga contra Sánchez-Camacho y Margallo

Sin embargo, Cayetana Álvarez de Toledo no se queda en la superficie y analiza, a través de seis puntos, cuál ha sido el "itinerario del fracaso" del Partido Popular. El primero de ellos hace referencia a la consulta catalana del 9 de noviembre, acto en el que el Gobierno "abdica de su responsabilidad constitucional" de hacer cumplir la ley en Cataluña y que el propio PP calificó de "pantomima". En este punto, también señala cómo el Gobierno ha permitido que las 'esteladas' cuelguen "impunemente en los mástiles institucionales" y no se hayan cumplido las sentencias lingüísticas.

Alicia Sánchez-Camacho y Albiol. (EFE)
Alicia Sánchez-Camacho y Albiol. (EFE)

El segundo intinerario apunta al error de haber elegido a Xavier García Albiol como candidato del PP a la Generalitat dos meses antes de las elecciones "cuando las encuestas anticipaban una catástrofe". Además, apunta al "deterioro" de la imagen de Alicia Sánchez-Camacho así como a su "estéril apoyo parlamentario al desleal Artur Mas".

La directora del área internacional de FAES también señala, como un error del PP, la posibilidad de abrir la puerta  a una futura reforma constitucional que no es, según ella, más que "puro humo electoralista". "Tres semanas después, el PP da marcha atrás. En el aire queda la sospecha de que el PSOE ya no es el único partido que no sabe qué hacer con España".

Tras tachar de "oportunismo" la decisión del Gobierno de reformar el Tribunal Constitucional en vísperas de las elecciones catalanas, Álvarez de Toledo carga contra otro miembro del Gobierno, el ministro de Exteriores, José Manuel García-Margallo, a quien califica de "insólito protagonista" de la campaña electoral tras su debate con el número cinco de Junts Pel Sí, Oriol Junqueras. "Supuso una claudicación de la política y de la razón", sentencia, aludiendo con cierta sorna a las palabras que el ministro dijo al líder de ERC: "Oriol, se os quiere, no rompamos"; una frase que hizo a muchos votantes desconfiar de un Gobierno "cabizbajo". 

El ministro Margallo y Oriol Junqueras en el debate antes del 27-S.
El ministro Margallo y Oriol Junqueras en el debate antes del 27-S.

No abandona el partido: "Con Rajoy pierde el PP"

Por último, y como si fuera el empujón final hacia el abismo del PP, la diputada cree que la 'puntilla' fue la entrevista que Carlos Alsina hizo al presidente, aquella en la que Rajoy no supo contestar por qué los catalanes habrían de perder la nacionalidad española una vez independizados. "Vacila, duda, no responde. (...) Se pierde. Y con él pierde el PP", sentencia. 

Pero Álvarez de Toledo parece no conformarse y sigue 'hundiendo' a Rajoy, a quien acusa de no haber sabido combatir al nacionalismo y de no defender a aquellos a los que llaman xenófobos por luchar contra él. Además, señala que no ha hecho frente a esta "herencia lamentable del franquismo". 

Como colofón, asegura que el Gobierno no ha sabido acercarse a "los problemas reales de la gente" y señala la falta de sensibilidad hacia las personas golpeadas por la crisis, la "vacilación" contra la corrupción y la falta de democracia interna en el partido. "El Gobierno ha actuado como si los ciudadanos tuvieran una cartera donde habitan el corazón y la cabeza, y como si los votantes del PP fueran votantes cautivos", confiesa. "No lo son. No lo somos". 

Sin embargo, entre la oscuridad, Álvarez de Toledo abre espacio a la esperanza siempre y cuando el presidente del partido ya no esté en él. Ante su hipotética y soñada ausencia, la popular cree que el PP volverá a ser "el mejor instrumento para defender mi idea de España". Por ello, y aunque por el momento no abandonará el partido, trabajará 'a la sombra' para que el país "tenga el partido valiente, moderno, adulto y central que merece y necesita". 

Elecciones Generales

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
64 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios