Iglesias defiende el "derecho a decidir sobre todas las cosas"

Podemos evita definir su concepto de España para no perjudicar su campaña andaluza

Los líderes de País Vasco, Galicia y Cataluña piden el derecho a ser nación pero en la antesala de la campaña de las andaluzas el partido de Pablo Iglesias evita entrar en este debate

Foto: Pablo Iglesias junto a otros miembros de Podemos durante uno de sus últimos actos públicos en Madrid (Reuters)
Pablo Iglesias junto a otros miembros de Podemos durante uno de sus últimos actos públicos en Madrid (Reuters)

Pablo Iglesias no ha acabado de despejar su posición respecto al derecho de autodeterminación que reclama el nacionalismo catalán pero sus barones en Cataluña, País Vasco y Galicia han abierto la caja de Pandora. Después de que los tres secretarios generales de estos territorios reclamaran en un artículo conjunto, publicado en Publico, una reformulación del modelo territorial de España reclamando el “derecho a la autodeterminación” de sus comunidades, Podemos trata en Andalucía de dar una patada hacia delante a un tema que sabe que puede costarle caro. La indefinición vuelve a convertirse en la opción de los de Iglesias en este asunto. Pero sus adversarios, sobre todo el PSOE, que ya ondea la bandera blanca y verde en la previa de un 28 de febrero, Día de Andalucía, con marcado tinte electoral, saben de este vacío y no se lo van a poner fácil. Mañana viernes el Consejo de Gobierno tiene prevista una reunión extraordinaria para designar las Medallas de la comunidad.

El secretario de Organización de Podemos, Sergio Pascual, ha admitido públicamente que la opinión de sus compañeros en un artículo de prensa es “personal” y no refleja la posición de su partido en el modelo de Estado. Se definirán, aseguró, cuando toque y en un debate interno contando con la opinión de sus círculos. Este es el mensaje desde la cúpula nacional. La candidata andaluza, Teresa Rodríguez, sí deja claro que “hace 37 años los andaluces dijeron en la calle que no querían ser como los demás sino como la que más” y que Andalucía tiene la consideración de “comunidad histórica” como Cataluña, País Vasco y Galicia. Sobre si apoya o no el derecho a la autodeterminación y “un país plurinacional” como sus compañeros, ni media palabra. Iglesias se “volcará” en la campaña andaluza, como “antesala del cambio”, y Juan Carlos Monedero no participará en ningún acto, inmerso en su polémica con Hacienda.

Teresa Rodríguez, candidata de Podemos a la Junta de Andalucía (EFE)
Teresa Rodríguez, candidata de Podemos a la Junta de Andalucía (EFE)

 

Este es uno de los grandes temas de Estado sobre el que Podemos aún no ha fijado una posición, más allá de la defensa de Iglesias del “derecho a decidir sobre todas las cosas”. En las listas electorales de este partido para las elecciones andaluzas se han integrado exmiembros de la CUT de Juan Manuel Sánchez Gordillo y el SAT de Diego Cañamero. Ambos históricos líderes jornaleros nunca han ocultado su posición política a favor del independentismo y la autodeterminación de Andalucía. La CUT, recién escindida de Izquierda Unida y que ha anunciado que pedirá el voto para Podemos, aprobó en su último congreso un documento político en el que reclamaba un “proceso constituyente en Andalucía como expresión política de independencia”. Argumentaban que “Andalucía no es España, existió antes de que se configurara el Estado español y seguirá existiendo después de su caída”. Preguntados varios dirigentes de Podemos sobre si asumen esta consigna política, se remiten a la posición pública expresada por el secretario de Organización. Es decir, por el ‘ahora no toca’.

Desde el equipo de campaña de Podemos aseguran que preparan algún acto público para conmemorar el Día de Andalucía, aunque no tienen claro en qué formato. Izquierda Unida, ya fuera del Gobierno, ha convocado una gran movilización en Sevilla. El Partido Popular tampoco ha aclarado cómo celebrará esta efeméride o si acudirán a los actos institucionales. El PSOE sí tiene claro que seguirá haciendo caja electoral con el 28-F. Los socialistas, que han escogido como lema de campaña “Andalucía tiene mucho que decir”, ondean la bandera del andalucismo dentro de la unidad de España, sobre todo Susana Díaz, que ha forjado buena parte de su perfil nacional como contrapeso claro del PSOE al desafío soberanista catalán. El sábado, la presidenta de la Junta tiene previsto un gran mitin en Granada y sin duda este Día de Andalucía tendrá un marcado carácter electoralista.

Las encuestas cíclicamente dan fe de que los andaluces se sienten cómodos en el actual modelo territorial y el independentismo ha sido siempre una opción muy residual. El último sondeo del Egopa de la Universidad de Granada, publicado la semana pasado, constató que el 62% de los andaluces se proclaman españoles y que el 46,2%, el grupo mayoritario, aprueba el actual Estado de las Autonomías.

Ningún partido ha presentado aún su programa político, pero sin duda el que despierta más expectación es el de Podemos. Será el primero que oferten como partido político tras las elecciones europeas. Según sus dirigentes, contendrá propuestas muy concretas y colaboran en él 150 expertos, 30 de ellos economistas. Contendrá medidas para crear empleo, un plan de rescate ciudadano y medidas contra la corrupción y a favor de la transparencia. Su campaña estará centrada en los grandes núcleos urbanos. La de los socialistas, de momento, en las poblaciones de menos de 50.000 habitantes.

Elecciones Andalucía

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
81 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios