Logo de El Confidencial

El despertar de la infla ción

Calcula cuánto te cuesta la subida de precios

Flecha hacia abajo

El IPC está subiendo al ritmo más alto en tres décadas, en especial por la electricidad, la alimentación y la calefacción. Y todo ello a las puertas de la navidad y del invierno

Texto Javier Jorrín
Diseño Rocío Márquez | Laura Martín
Desarrollo Luis Rodríguez | Fernando Anido

La inflación se ha convertido en un problema inesperado para las familias. El alza de precios supone un drenaje de la renta disponible, ya que con el mismo salario se pueden comprar menos bienes y servicios. Pero todos los hogares no soportan la misma subida de precios. Con esta calculadora puede conocer qué subida de precios ha soportado durante la pandemia.

La calculadora de la inflación

Introduzca sus gastos de octubre 2021 y automáticamente se calculará el coste que habría supuesto antes de la pandemia. En la variación e inflación verá si el gasto ha aumentado o disminuido respecto al año 2019, debido a la inflación. Por defecto se muestra el gasto medio por persona en España.

Leyenda intrucciones calculadora
Oct. 2021 Icono tooltip
Oct. 2019 Icono tooltip
Variación € Icono tooltip
Inflación % Icono tooltip
Oct. 2021 Icono tooltip
Oct. 2019 Icono tooltip
Variación € Icono tooltip
+4%
Icono tooltip
Oct. 2021 Icono tooltip
Oct. 2019 Icono tooltip
Variación € Icono tooltip
+1,6%
Oct. 2021 Icono tooltip
Oct. 2019 Icono tooltip
Variación € Icono tooltip
+2%
Icono tooltip
Oct. 2021 Icono tooltip
Oct. 2019 Icono tooltip
Variación € Icono tooltip
+1,5%
Icono tooltip
Oct. 2021 Icono tooltip
Oct. 2019 Icono tooltip
Variación € Icono tooltip
+1,6%
Oct. 2021 Icono tooltip
Oct. 2019 Icono tooltip
Variación € Icono tooltip
+52,2%
Oct. 2021 Icono tooltip
Oct. 2019 Icono tooltip
Variación € Icono tooltip
+1,5%
Icono tooltip
Oct. 2021 Icono tooltip
Oct. 2019 Icono tooltip
Variación € Icono tooltip
+1,1%
Icono tooltip
Oct. 2021 Icono tooltip
Oct. 2019 Icono tooltip
Variación € Icono tooltip
+6,6%
Icono tooltip
Oct. 2021 Icono tooltip
Oct. 2019 Icono tooltip
Variación € Icono tooltip
+5,5%
Icono tooltip
Oct. 2021 Icono tooltip
Oct. 2019 Icono tooltip
Variación € Icono tooltip
+0,8%
Oct. 2021 Icono tooltip
Oct. 2019 Icono tooltip
Variación € Icono tooltip
+0,9%
Icono tooltip
Oct. 2021 Icono tooltip
Oct. 2019 Icono tooltip
Variación € Icono tooltip
-4,6%
Oct. 2021 Icono tooltip
Oct. 2019 Icono tooltip
Variación € Icono tooltip
+2,2%
Suma del gasto
Oct. 2021
Oct. 2019
Var. €
IPC personalizado IPC general 4,6%

La inflación ha despertado con furia en el final de la pandemia. Después de una década discutiendo sobre el riesgo de deflación, los precios han sorprendido con una virulencia inesperada en una coyuntura económica y política complicada. Lo que comenzó inicialmente como unos retrasos puntuales en los suministros de algunas fábricas es ya un problema generalizado que afecta a todos los sectores.

Los hogares ya sienten el efecto de esta subida de precios que ha reducido el poder adquisitivo de su salario o de sus ahorros en un 5% en apenas dos años. Se trata de una subida de los precios que no se veía desde principios de los años noventa, en los estertores de la gran inflación surgida en los años setenta.

La inflación más elevada desde 1992

Datos en porcentaje
Fuente: INE

Inflación 2021 vs. 2019

Leyenda para la visualización Instrucciones para la visualización

Productos que han subido más su precio

La inflación que soporta cada hogar es diferente en función de su cesta de la compra. Por este motivo, hemos elaborado la calculadora de la inflación, con la que los lectores pueden conocer cuál es la subida de precios que están soportando en función de su consumo particular.

En su caso, los tres gastos que más aumentaron respecto a 2019 son:

Subida total en 2021

Un hogar estándar cuyo nivel de gasto mensual fuese de unos 1.000 euros al mes en 2019 ahora está obligado a pagar 43 euros más para adquirir los mismos bienes y servicios que entonces. Al final del año, esto implica un encarecimiento del coste de la vida de 522 euros. Un presupuesto que para muchos hogares supone tener que renunciar a una parte de su consumo para llegar a fin de mes.

En su caso la inflación implica un incremento del gasto respecto a 2019 de

La luz

Más del 40% de la inflación que están soportando las familias se debe a la subida del recibo de la luz. Según el INE, el precio de la electricidad para los hogares se ha disparado un 52% en los dos últimos años. Esto significa que solo el recibo de la luz se llevaría 18,3 de los 43 euros de la inflación.

Esta subida hubiese sido más acusada sin la doble bajada de impuestos que aprobó el Gobierno, una en junio y otra en septiembre. Estas dos medidas evitaron que la electricidad subiese un 74%, aunque el 52% registrado tampoco es un consuelo para las familias.

Más inflación: electricidad, gas y alimentos

La inflación de los últimos meses afecta especialmente a bienes y servicios de primera necesidad: electricidad, calefacción y alimentos. Esto significa que son los hogares con rentas bajas quienes están soportando mayor inflación, ya que destinan la mayor parte de sus escasos recursos a estos bienes de primera necesidad.

Su gasto mensual en electricidad el mes de octubre de 2021 ha sido de un 43,8% más que en 2019, lo que supondrá un encarecimiento anual de la luz de

Menos inflación: ropa, seguros, ocio y restauración

Por el contrario, algunos de los bienes y servicios en que gastan más las rentas altas, desde la ropa hasta los seguros de salud, el ocio o la restauración, tienen los precios más contenidos por la pandemia, de modo que la inflación que soportan es algo inferior al IPC general.

Alimentos

El comportamiento dispar de los precios responde, en gran medida, a la evolución de la demanda durante la pandemia. El consumo de los bienes de primera necesidad no se vio alterado por la crisis sanitaria: de hecho, en el caso de la alimentación, en los supermercados creció en sustitución de las comidas en restaurantes. Esto explica que los primeros productos que sufrieron tensiones de precios fuesen los alimentos, algo que ocurrió desde los primeros días del confinamiento.

La inflación del “súper”

Variación del precio de 2021 vs. 2019
Fuente: INE

El precio de la fruta, por ejemplo, era ya en septiembre de 2020 un 10% más caro que antes de la pandemia, la carne era un 3% más cara y las legumbres y hortalizas, un 2,6% más caras. Esta subida contrastaba ya entonces con la caída del 0,4% del IPC general. Un año después, la alimentación sigue siendo uno de los componentes de la cesta de la compra que más se han encarecido, con una subida del 4% durante la pandemia.

Su compra anual en alimentos en 2021 respecto a 2019 ha subido

Transporte

El coste del transporte también está subiendo intensamente en esta fase de la recuperación económica, principalmente como consecuencia del encarecimiento de los combustibles. Cada paso por la gasolinera es, para los conductores, un duro golpe en el bolsillo. Llenar el depósito es ahora un 29% más caro que en el último año y un 12% más que antes de la pandemia. Esto supone un drenaje de renta de las familias que se va directamente a los países exportadores de petróleo.

La traslación de la cotización del crudo en los mercados internacionales a los precios de las gasolinas se traslada de forma más lenta pero constante, como se observa en el gráfico:

Evolución del precio del petróleo y de las gasolinas

Índice con base 100 en 2017
Fuente: INE

Las fases de alta volatilidad del precio del barril de Brent, referencia europea, se trasladan con menor intensidad al precio de la gasolina y el diésel. Así, por ejemplo, durante la pandemia el precio del petróleo se hundió casi un 60% y las gasolinas apenas cayeron un 17%. Por el contrario, desde esos mínimos el crudo se ha disparado un 180%, mientras que el precio de los combustibles en las gasolineras ha subido algo más de un 30%.

En los últimos meses también está subiendo el precio de los automóviles, en este caso como consecuencia de los problemas de oferta por el desabastecimiento de semiconductores. Muchos concesionarios están vendiendo los coches que les quedan en ‘stock’ con una prima por pronta entrega y así evitar las listas de espera, que en algunos casos llegan hasta el medio año.

También está subiendo rápidamente el precio de las bicicletas, que son ya un 10% más caras que antes de la pandemia. En este caso, se unen dos factores que elevan la demanda. Por un lado, la sustitución del transporte público, que todavía genera miedo al contagio para muchos usuarios. Por otro, para hacer deporte al aire libre sin riesgo de contagios, como sí ocurre con los gimnasios.

Su gasto mensual en transporte el mes de octubre de 2021 ha sido de un 4,3% más que en 2019, lo que supondrá un aumento del gasto anual de

Comunicaciones

Hay algunos (pocos) productos y servicios que se han abaratado durante la pandemia y que dan un pequeño respiro a las familias. El más relevante es el coste de las comunicaciones, que es principalmente el precio de los servicios de internet y telefonía y de los equipos. El precio de los teléfonos móviles ha caído un 18% en el último año, un descenso que incluye el efecto de la mejora tecnológica de los productos: si aumentan más las prestaciones de los teléfonos móviles que su precio, en realidad el precio está bajando. También las operadoras están ofreciendo tarifas más competitivas, lo que ha permitido una rebaja del precio del 3%.

El precio de los billetes de avión también ha caído rápidamente durante la pandemia por el hundimiento de la demanda. El precio actualmente es un 14% inferior al existente en 2019, aunque para las rentas bajas el ahorro en viajes en avión apenas tiene incidencia sobre su consumo. No ocurre lo mismo para las rentas altas, que viajan al extranjero más y a destinos más caros.

Su gasto mensual en comunicaciones el mes de octubre de 2021 ha sido de un 4,2% menos que en 2019, lo que supondrá un ahorro en 2021 de

01/08

Esta subida de los precios se mantendrá durante los próximos meses por varios motivos. En primer lugar, se mantiene el ‘efecto base’ (los últimos meses de 2020 los precios se mantuvieron muy bajos); en segundo, porque siguen aumentando los problemas de abastecimiento y, por último, porque la llegada del frío provocará tensiones de precios en los combustibles. No será, al menos, hasta bien entrada la primavera de 2022 cuando el IPC podría comenzar a dar un respiro.

Metodología

La inflación que se calcula es la registrada en el IPC desde octubre de 2019 hasta octubre de 2021 (para evitar efectos de calendario). Los datos que se muestran por defecto recogen el gasto medio por persona de España obtenido de la Encuesta de Presupuestos Familiares. La distribución de ese gasto por grupos y subgrupos de los bienes y servicios se hace a partir de las ponderaciones de la cesta de consumo del IPC. Se toma como base el patrón de gasto del año 2019, ya que no hay cifras de 2021, y sobre esta cifra se aplica la inflación registrada por cada producto.