¿España en la papeleta alemana? Por qué Madrid debe prestar atención a Berlín
  1. Economía
Elecciones germanas

¿España en la papeleta alemana? Por qué Madrid debe prestar atención a Berlín

España podría estar más o menos presente en la campaña alemana dependiendo del candidato de la CDU, pero en cualquier caso debería prestar mucha atención a las elecciones

Foto: Angela Merkel, canciller de Alemania. (Reuters)
Angela Merkel, canciller de Alemania. (Reuters)

Europa está a punto de adentrarse en la transición política más delicada de las últimas décadas de historia del proyecto común. La sustitución de Angela Merkel al frente del Gobierno alemán es el cambio tectónico más relevante de los años pasados y los venideros: marcará el futuro de la Unión Europea de la misma manera que la canciller ha dado forma al proyecto durante sus años en el poder. A medida que se acerca la fecha de los comicios en Alemania, el 26 de septiembre de 2021, parece claro que la transición será más delicada.

Esa carrera por sustituir a Merkel importa, y mucho, a España. Porque el heredero de la canciller tendrá que decidir cómo será el “armazón intelectual” de la gobernanza económica europea de las próximas décadas, como señalaba hace una semana una fuente europea. Y no todo el mundo piensa igual entre los democristianos alemanes de la CDU. Porque los comicios germanos son para España mucho más importantes que los americanos, aunque se les preste menos atención, y llegan a rozar la política doméstica. Lo que ocurre en Alemania importa al resto de Europa.

Pero por ahora no están todas las cartas sobre la mesa. Todavía no se sabe quién será el próximo candidato de la CDU a las elecciones del 26 de septiembre de 2021, y ahí se jugará buena parte de la partida. El favorito en las encuestas es Markus Söder, líder de la CSU bávara, lo que, dentro de las opciones que hay sobre la mesa, sería una mala noticia para los Estados miembros sureños.

placeholder El jefe del Gobierno de Bavaria, Markus Söder. (EFE)
El jefe del Gobierno de Bavaria, Markus Söder. (EFE)

La CDU de hoy no es la de hace una década, pero precisamente si alguien busca devolverla al marco de discurso de la anterior crisis, ese puede ser Söder. Es un candidato que buscaría más el voto conservador y que es favorable a una alianza con los liberales del FDP. La campaña sería larga y en ella la vuelta de Alemania a la ortodoxia fiscal, la promesa de devolver a la CDU a ser el partido de los números negros, del balance, serán fuertes.

¿Se verán España o Italia involucradas en la campaña electoral alemana? ¿Ocurrirá, como antaño, que la actitud que se asume ante los países sureños será clave en las elecciones? Lo fue en el pasado, y de hecho esa fue una de las piezas clave del éxito electoral del partido de extrema derecha Alternativa para Alemania (AfD): echar de la eurozona a España o Italia.

Pero esta vez parece que el debate será distinto porque, a diferencia de las últimas elecciones, que muchos calificaron como las más aburridas de la historia, esta vez la discusión versa fundamentalmente sobre la propia Alemania. Todo dependerá, sin embargo, de quién encabeza la lista de 'la Unión', la alianza de la CDU con la CSU, su partido hermano en Baviera.

Foto: Imagen: Pablo López Learte.

Por el momento, parece haber dos nombres en liza. Por un lado, el líder de la CDU, Armin Laschet, a quien se considera el heredero de Angela Merkel con una política más continuista, manteniendo esa idea de una CDU centrada, o bien Söder, que proviene de Baviera, el huevo de la ortodoxia fiscal dentro del nido de la ortodoxia fiscal europea que es Alemania, con un discurso mucho más duro en todos los ámbitos, desde el económico al migratorio. Para esta sección de la formación democristiana, Merkel ha ido demasiado lejos en ese proceso de 'centrar' la CDU y consideran que es necesario devolver el partido a su posición original, que es la que les ha garantizado la dominación de la política alemana desde la Segunda Guerra Mundial.

“El tono de Söder sería diferente. Baviera es para Alemania lo que Alemania es para el resto de la UE. Así que los políticos bávaros no son tímidos para sermonear al resto de Alemania sobre qué hacer mejor, y Söder también puede tener esos instintos con respecto a Europa. Pero teniendo en cuenta la pandemia, creo que las políticas del sur de Europa, en el mejor de los casos, desempeñarán un papel menor durante la campaña electoral”, explica Christian Odendahl, economista jefe del Centre for European Reform.

A Merkel se la acusa de haber sido laxa respecto a las concesiones en los fondos de recuperación

¿Podría eso llevar a Alemania a una postura más similar a la de Países Bajos en cuanto al fondo de recuperación? “Existe un amplio consenso sobre el fondo de recuperación en general en Alemania, pero el FDP, por ejemplo, puede aprovechar todas las oportunidades de malgasto en Europa como evidencia de que se trata de un despilfarro del dinero de los contribuyentes”, explica Odendahl. Los liberales alemanes han ido asumiendo el papel de defensores de la tradicional disciplina fiscal alemana.

La actitud de Merkel, a la que se acusa de haber sido demasiado laxa en este aspecto, puede provocar que el FDP trate de utilizar ese argumento, incluyéndolo por tanto en la agenda de la campaña y obligando a la CDU, ya sea con Söder o Laschet como candidatos, a tener que virar también en esa dirección. Y eso podría tener un efecto ya no en el despliegue del fondo, pero sí quizás en una revisión más minuciosa sobre el cumplimiento de los objetivos de los planes nacionales de reforma.

Foto: La canciller alemana, Angela Merkel. (EFE)

Eso no significa que no se vaya a hablar de disciplina fiscal en las elecciones alemanas. Se va a hablar y mucho. De hecho, quizá más que en muchos otros comicios. La realidad es que en Berlín el asunto sigue siendo muy espinoso, como se demostró con el intento de Helge Braun, jefe de gabinete de Merkel, de proponer una reforma al llamado 'freno de deuda' que está inscrito en la Constitución alemana: recibió fuertes críticas desde todos los flancos de su formación. El tabú fiscal sigue muy presente en Berlín.

“Las reglas fiscales serán defendidas por los partidos conservadores [CDU, FDP] durante la campaña, sin duda. Pero principalmente con el enfoque en Alemania, y Europa solo en la medida en que los conservadores afirmen que una vez que aflojemos las reglas en Alemania, estamos arriesgando la disciplina fiscal en Europa”, explica el economista alemán.

Angela Merkel Unión Europea Campañas electorales Democracia Madrid
El redactor recomienda