La crisis llega a los salarios: la subida pactada en convenio se redujo un 32% en julio
  1. Economía
Impacta en la negociación colectiva

La crisis llega a los salarios: la subida pactada en convenio se redujo un 32% en julio

Los convenios colectivos firmados en julio contemplan una revalorización anual de los salarios del 1,3% frente al 1,91% de los acuerdos que se cerraban antes de la pandemia

Foto: Un camarero trabaja en un bar en el centro de Madrid. (EFE)
Un camarero trabaja en un bar en el centro de Madrid. (EFE)

La pandemia del coronavirus ha arrasado todas las tendencias positivas que tenía la economía española hasta febrero. Se frenó la caída del paro, la creación de empresas y, ahora, también se ha producido un parón en los salarios. De esta forma, la crisis económica se extiende ya a todo el mercado de trabajo y supondrá un lastre para la recuperación futura de la economía.

Hasta el mes de febrero, los nuevos convenios colectivos que se firmaban incluían una revalorización salarial superior al 1,9%. Una cifra próxima al 2% y que dejaba una importante ganancia de poder adquisitivo para los trabajadores, ya que la inflación se situaba por debajo del 1%. Con el estallido de la pandemia y la posterior crisis económica, la subida salarial se ha ralentizado de forma significativa.

Foto: Los rebrotes del virus afectan al consumo: recaída del gasto desde finales de julio

Tanto que en julio los nuevos convenios colectivos contemplan una revalorización media del 1,3%. Esto supone una caída de la subida salarial del 32% desde el inicio de la crisis, casi un tercio menos. Un descenso que afectará a la renta disponible de los hogares y que se sumará al efecto provocado por la destrucción de empleo.

Hace un año, los nuevos convenios colectivos se cerraban con subidas salariales claramente superiores al 2,2%, siguiendo el dictado marcado por el Acuerdo para el Empleo y la Negociación Colectiva (AENC) firmado entre la patronal y los sindicatos en el año 2018. En ese acuerdo se indicaba que la subida salarial de los convenios se debería situar en el entorno del 2% hasta el año 2020. Sin embargo, este ritmo de revalorización era inasumible este año como consecuencia de la crisis.

[La recuperación amplía la brecha de la Europa a dos velocidades]

Por este motivo, la subida de salarios se ha frenado en los últimos meses como consecuencia de la crisis y la entrada en una nueva normalidad que supone un nivel de actividad económica muy alejado del existente antes de la crisis. En los acuerdos firmados a lo largo del mes de julio la subida de salarios acordada fue del 1,3% de media. Si se tiene en cuenta la gran inercia que tiene la negociación colectiva, se trata de un ajuste relativamente rápido. Una situación que es comprensible, si se tiene en cuenta la magnitud de la recesión económica.

En cualquier caso, la subida salarial pactada es muy superior a la inflación, lo que deja importantes ganancias de poder adquisitivo para aquellos asalariados que hayan conseguido conservar su trabajo durante esta crisis. El último dato del IPC, correspondiente al mes de julio, marca una caída de los precios de la cesta de la compra del 0,7%. De esta forma, la subida salarial real supera ampliamente el 2%.

Foto: Las empresas asumen el primer golpe de la crisis: sufren el 95% de la caída del PIB

Los salarios siguen subiendo con fuerza porque hay muchos convenios firmados en años anteriores y que extienden sus efectos a 2020. En concreto, hasta julio se han activado subidas salariales en más de 2.300 convenios que afectan a más de 6,5 millones de trabajadores. Estos convenios anteriores a 2020 contemplan una subida salarial media del 1,97%, muy superior a la de los nuevos acuerdos salidos de la negociación colectiva posterior a la crisis económica.

[El golpe del virus en el tejido productivo: han reabierto el 42% de las empresas disueltas]

En el mes de julio se aceleró levemente la firma de nuevos convenios colectivos, pero la negociación colectiva todavía arrastra un importante retraso provocado por las semanas de confinamiento en las que se complicó el diálogo entre las partes. En total, trabajadores y empresas cerraron 49 convenios que afectan a 41.400 asalariados. Esta cuantía supone algo más del 25% de todos los convenios firmados en el año.

Hace un año se habían firmado ya 471 convenios colectivos que afectaban a más de 1,2 millones de trabajadores. Este año se han cerrado 188 convenios con una incidencia de apenas 150.000 trabajadores. Esto significa que de cara a la segunda mitad del año trabajadores y empresarios tendrán que revitalizar la negociación colectiva adaptando las condiciones a la nueva situación económica. No solo eso, sindicatos y patronales también deberían actualizar su AENC porque caduca en 2021 y porque se firmó en un momento en el que la situación económica era muy diferente a la actual.

Negociación colectiva Estructura de salarios Sindicatos Convenio colectivo
El redactor recomienda